Ore­jo­nes de me­lo­co­tón

Tiempo - - VIVIR -

Son los tí­pi­cos, la piel del me­lo­co­tón deseca­da al sol o en horno. Sin em­bar­go, se uti­li­zan úl­ti­ma­men­te mu­cho los de al­ba­ri­co­que, con el fru­to en­te­ro sin hue­so y más dul­ces. Am­bos de­ben te­ner un co­lor ho­mo­gé­neo, bri­llan­te y no es­tar de­ma­sia­do arru­ga­dos. Siem­pre los es­pa­ño­les, del pino pi­ño­ne­ro Pi­nus pi­nea, tí­pi­co so­bre to­do de la cuen­ca me­di­te­rrá­nea. Es ca­ro, pe­ro me­re­ce la pe­na. Na­da que ver con los pi­ño­nes chi­nos o ru­sos –de otras es­pe­cies bo­tá­ni­cas–, más re­don­dos, sin sa­bor al­guno y... más ba­ra­tos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.