Mar­tí­nez-Maí­llo, pe­so pe­sa­do del nue­vo PP

El za­mo­rano se con­so­li­da co­mo nú­me­ro tres del par­ti­do y sus­ti­tui­rá a Cos­pe­dal en el día a día de la for­ma­ción.

Tiempo - - ACTUALIDAD - Luis Cal­vo lcal­vo@gru­po­ze­ta.es

En ju­nio de 2015 Ma­riano Ra­joy de­ci­dió re­no­var el PP con la in­cor­po­ra­ción de san­gre nue­va, ca­ras jó­ve­nes que re­no­va­ran la ima­gen del par­ti­do an­te el em­pu­je de los nue­vos par­ti­dos y los des­vin­cu­la­ran de la peor eta­pa de la co­rrup­ción. De gol­pe en­tra­ron co­mo vi­ce­se­cre­ta­rios An­drea Levy, Pa­blo Ca­sa­do y Ja­vier Ma­ro­to, to­dos me­no­res de 45 años. Y con ellos un se­mi­des­co­no­ci­do Fer­nan­do Mar­tí­nez-Maí­llo, has­ta en­ton­ces pre­si­den­te de la Dipu­tación de Za­mo­ra y re­cién ele­gi­do al­cal­de de Ca­sa­se­ca de las Cha­nas.

Mar­tí­nez-Maí­llo asu­mió la vi­ce­se­cre­ta­ría de Or­ga­ni­za­ción y Elec­to­ral del PP, un car­go que a prio­ri le ase­gu­ra­ba mu­chos in­cen­dios por apa­gar y po­cos re­co­no­ci­mien­tos. No se arru­gó. En po­co más de año y me­dio ha sa­bi­do vol­ver­se im­pres­cin­di­ble pa­ra Ma­riano Ra­joy. Fue él quien tu­vo que ges­tio­nar la sa­li­da de Es­pe­ran­za Agui­rre de la pre­si­den­cia del PP ma­dri­le­ño y la crea­ción de una ges­to­ra con Cris­ti­na Ci­fuen­tes al fren­te. Tam­bién el es­cán­da­lo con Ri­ta Bar­be­rá y la reac­ción del par­ti­do pa­ra des­vin­cu­lar­se de la al­cal­de­sa. En su ho­ja de ser­vi­cios, sin em­bar­go, tie­ne es­pe­cial pe­so el di­se­ño de la se­gun­da cam­pa­ña elec­to­ral de las ge­ne­ra­les, más cer­ca­na y cen­tra­da en un pu­ña­do de pro­vin­cias en dispu­ta. Su es­tra­te­gia lo­gró que el PP re­cu­pe­ra­ra 14 es­ca­ños y Ra­joy le en­car­gó la ne­go­cia­ción de in­ves­ti­du­ra con Ciu­da­da­nos. Co­mo nú­me­ro tres, Mar­tí­nez-Maí­llo man­tie­ne ade­más con­tac­to con to­das las or­ga­ni­za­cio­nes te­rri­to­ria­les y ha man­te­ni­do el PP en paz pe­se al fan­tas­ma de la co­rrup­ción.

Su tra­ba­jo le va­lió que el pre­si­den­te le en­car­ga­ra la po­nen­cia de ma­yor pe­so, la po­lí­ti­ca y de es­ta­tu­tos, un in­di­cio de que iba a ser as­cen­di­do tras el con­gre­so. Mar­tí­nez-Maí­llo lo­gró pac­tar la ma­yo­ría de en­mien­das pre­sen­ta­das, co­mo las que de­fen­dían primarias en la elec­ción de car­gos, y ne­go­ció pa­ra tum­bar la más dis­cu­ti­da que ha­bía lle­ga­do vi­va a la vo­ta­ción: la que pre­ten­día prohi­bir la acu­mu­la­ción de car­gos y ha­bría su­pues­to pa­ra la se­cre­ta­ria ge­ne­ral, Ma­ría

Do­lo­res de Cos­pe­dal, la obli­ga­ción de ele­gir en­tre ser nú­me­ro dos del par­ti­do y man­te­ner la car­te­ra de De­fen­sa. Lo hi­zo no sin po­lé­mi­ca. El re­cuen­to de la vo­ta­ción, a mano al­za­da, con car­tu­li­nas de co­lo­res, se hi­zo en ape­nas 30 se­gun­dos. A pe­sar de que ha­bía al­go más de 3.000 com­pro­mi­sa­rios, so­lo vo­ta­ron 639: 328 vo­tos en con­tra y 303 a fa­vor, y ocho abs­ten­cio­nes. Los pro­mo­to­res de la en­mien­da de­nun­cia­ron pu­che­ra­zo y pi­die­ron las gra­ba­cio­nes de la vo­ta­ción pa­ra un nue­vo re­cuen­to, pe­ro el PP sos­tie­ne que no exis­ten imá­ge­nes del mo­men­to.

“Su­ce­sor” de Ace­bes.

La de­rro­ta de la en­mien­da, pro­mo­vi­da por un con­ce­jal cas­te­llano-man­che­go, co­mu­ni­dad en la que la mi­nis­tra de De­fen­sa tam­bién pre­si­de el par­ti­do, per­mi­te a Ma­ría Do­lo­res de Cos­pe­dal man­te­ner su pues­to co­mo nú­me­ro dos del par­ti­do. In­me­dia­ta­men­te de­ba­jo que­da Mar­tí­nez-Maí­llo, as­cen­di­do a coor­di­na­dor ge­ne­ral, el mis­mo pues­to que ocu­pó Án­gel Ace­bes tras el nom­bra­mien­to del en­ton­ces se­cre­ta­rio ge­ne­ral, Fran­cis­co Álvarez Cas­cos, co­mo vi­ce­pre­si­den­te del Go­bierno y que se eli­mi­nó tres años des­pués, en 1999. Des­de la coor­di­na­ción, Mar­tí­nez-Maí­llo lle­va­rá el día a día del par­ti­do y asu­mi­rá las fun­cio­nes que sus nue­vas res­pon­sa­bi­li­da­des no per­mi­tan afron­tar a la se­cre­ta­ria ge­ne­ral, al­go que ya ejer­cía ofi­cio­sa­men­te des­de el nom­bra­mien­to de Cos­pe­dal al fren­te de De­fen­sa. Mar­tí­nez-Maí­llo coor­di­na­rá ade­más el tra­ba­jo de los vi­ce­se­cre­ta­rios de área, to­dos con­fir­ma­dos en el car­go. Jun­to a An­drea Levy, Pa­blo Ca­sa­do y Ja­vier Ma­ro­to, en­car­ga­dos de Es­tu­dios y Pro­gra­mas, Co­mu­ni­ca­ción y Sec­to­rial, res­pec­ti­va­men­te, se man­tie­ne Ja­vier Are­nas, in­com­bus­ti­ble, que con­ser­va la vi­ce­se­cre­ta­ría re­gio­nal y mu­ni­ci­pal.

Fer­nan­do Mar­tí­nez-Maí­llo jun­to a Do­lo­res de Cos­pe­dal y Ma­riano Ra­joy en el con­gre­so del PP.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.