DIEZ AÑOS DES­PUÉS

Tiempo - - ECONOMIA - Je­sús sán­chez-Qui­ño­nes

Ha­ce diez años se pro­du­jo la quie­bra de dos hed­ge funds de Bear Stearns, uno de los prin­ci­pa­les ban­cos de in­ver­sión en EEUU de la épo­ca. Fue el pri­mer avi­so de la cri­sis fi­nan­cie­ra que es­ta­ba por lle­gar. La caí­da del mer­ca­do de hi­po­te­cas

sub­pri­me hi­zo que los acree­do­res de los hed­ge funds so­li­ci­ta­ran ga­ran­tías adi­cio­na­les por la fi­nan­cia­ción a los fon­dos. An­te la im­po­si­bi­li­dad de sa­tis­fa­cer la de­man­da de ga­ran­tías adi­cio­na­les, Bear Stearns se vio obli­ga­do a so­li­ci­tar la li­qui­da­ción de los fon­dos. Fue el pre­lu­dio de la cri­sis, que tar­dó aún me­ses en afec­tar a las co­ti­za­cio­nes de las bol­sas, que si­guie­ron su­bien­do has­ta no­viem­bre, cuan­do el Ibex35 al­can­zó su má­xi­mo his­tó­ri­co: 16.040 pun­tos. Ocho me­ses des­pués de la quie­bra de sus fon­dos, Bear Stearns fue ad­qui­ri­do a pre­cio de sal­do por JP Mor­gan pa­ra evi­tar una quie­bra que po­día ser sis­té­mi­ca. Seis me­ses des­pués, Leh­man no co­rrió la mis­ma suer­te, des­en­ca­de­nan­do la ma­yor tor­men­ta fi­nan­cie­ra en dé­ca­das. So­lo la con­tun­den­te ac­tua­ción de los ban­cos cen­tra­les evi­tó que se pro­du­je­se la “gran de­pre­sión”. Ana­li­za­do una dé­ca­da des­pués, sor­pren­de que el avi­so de la quie­bra de los hed­ge funds de Bear Stearns no fue­ra su­fi­cien­te pa­ra cam­biar la vi­sión de los in­ver­so­res y va­riar la ten­den­cia de las bol­sas, que si­guie­ron su­bien­do du­ran­te me­ses. Co­mo de­cía el pre­si­den­te de Gold­man Sachs “mien­tras la mú­si­ca sue­na hay que es­tar de pie bai­lan­do”. Has­ta que la mú­si­ca ce­só.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.