¿Qué ne­ce­si­ta?

Todo Perros - - Braco Italiano -

En la edu­ca­ción, el Bra­co re­quie­re ma­ne­ras dul­ces, por lo que de­ben evi­tar­se la voz al­ta y los cas­ti­gos se­ve­ros. En el adies­tra­mien­to pa­ra la ca­za se de­be te­ner en cuen­ta su per­so­na­li­dad: es el pe­rro ra­cio­nal por excelencia, ca­rac­te­ri­za­do por te­ner los re­fle­jos más len­tos que otras ra­zas y ser me­nos ins­tin­ti­vo, pre­ci­sa­men­te por­que él quie­re ser ca­paz de ana­li­zar lo que su­ce­de a su al­re­de­dor y así re­fle­xio­nar so­bre sus ac­cio­nes. El adies­tra­mien­to de­be ser im­par­ti­do con mu­cha pa­cien­cia, ca­si con­ven­cien­do al pe­rro de lo que se de­be ha­cer (mé­to­dos rá­pi­dos o de­ma­sia­do drás­ti­cos pue­den ser con­tra­pro­du­cen­tes y ha­cer­nos pen­sar, erró­nea­men­te, que es un pe­rro tes­ta­ru­do y di­fí­cil). En ca­so de que se uti­li­ce pa­ra la ca­za, su ali­men­ta­ción de­be cui­dar­se es­pe­cial­men­te. Es pre­fe­ri­ble una ali­men­ta­ción equi­li­bra­da que le ofrez­ca la ener­gía que re­quie­re pa­ra ha­cer fren­te a una jor­na­da de tra­ba­jo en cual­quier con­di­ción cli­ma­to­ló­gi­ca.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.