Mu­sa Mo­der­na

CON SUS DI­SE­ÑOS AU­DA­CES, BELPERRON CREÓ UN ES­TI­LO ÚNI­CO. SU NUE­VA JO­YE­RÍA RE­VI­VE AL MI­TO

Vanity Fair (Spain) - - VANIDADES - – P. MENÉNDEZ

olo un pu­ña­do de vi­sio­na­rios ha cam­bia­do el rum­bo de la his­to­ria de la moda.

Su­zan­ne (Saint- Clau­de, Belperron 1900), miem­bro del se­lec­to club, mar­có un an­tes y un des­pués en la jo­ye­ría. Fue la pri­me­ra en rom­per con las ideas clá­si­cas de la épo­ca, y creó un nue­vo es­ti­lo con sus pie­zas va­lien­tes, sensuales y an­ti­or­na­men­ta­les. Sus bra­za­le­tes en cristal de ro­ca o sus co­lo­ris­tas broches son úni­cos y re­co­no­ci­bles, y qui­zá por eso Belperron nun­ca fir­mó su tra­ba­jo. “Mi es­ti­lo es mi firma”, so­lía de­cir. Es­tos días, su le­ga­do vi­ve un re­na­cer gra­cias a La

Ver­du­ra. ca­sa es­ta­dou­ni­den­se es­tá de­trás de la apertura de la fla­man­te flags­hip sto­re de Belperron en la Quin­ta Ave­ni­da neo­yor­qui­na. Allí se pue­de en­con­trar su com­ple­ta co­lec­ción: tan­to sus di­se­ños vin­ta­ge co­mo otros

nue­vos, los re­pro­du­ci­dos a par­tir de un ar­chi­vo de más de 9.200 bo­ce­tos (al­gu­nos de los cua­les no lle­ga­ron a ma­te­ria­li­zar­se mien­tras vi­vía). Las pie­zas son deu­do­ras del art dé­co y de un ra­cio­na­lis­mo que em­pie­za por los ma­te­ria­les. Lu­jo creativo.

La con­de­sa

Mo­na von

Bis­marck

con jo­yas de

Belperron,

fo­to­gra­fia­da

por Ce­cil

Bea­ton

(1938).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.