Los Otros ‘Friends’

HAN­YA YA­NA­GIHA­RA FIR­MA ‘TAN PO­CA VI­DA’, CON­SI­DE­RA­DA UNA DE LAS ME­JO­RES NO­VE­LAS DEL AÑO EN ES­TA­DOS UNI­DOS. AHO­RA LLE­GA A ES­PA­ÑA

Vanity Fair (Spain) - - AGENDA -

ubo un tiem­po en que to­das las muy ven­di­das no­ve­las eran muy bue­nas co­mo Tan po­ca vi­da (Lu­men), de . Han­ya Ya­na­giha­ra A sa­ber: tras los pa­sos del rea­lis­mo so­cial psi­co­lo­gis­ta de y Edith Whar­ton Theo­do­re , li­bros am­plios y ocu­rren­tes den­tro Drei­ser de los que se co­no­cía has­ta el más mí­ni­mo de­ta­lle de sus pro­ta­go­nis­tas. Lo que pen­sa­ban y, so­bre to­do, có­mo ama­ban y odia­ban. La es­pe­cie pros­pe­ró has­ta bien en­tra­dos los años se­sen­ta (con fir­mas co­mo las de , y John O’Ha­ra Mary McCarthy ), cuan­do pri­me­ro el pos­mo­der­nis­mo, Wi­lliam Goldman lue­go el rea­lis­mo su­cio, y más tar­de los jó­ve­nes ti­ta­nes co­mo y Bret Eas­ton Ellis Da­vid Fos­te­rWa­lla­ce hi­cie­ron que so­na­ra an­ti­cua­da, ex­ce­si­va.. Pe­ro a prin­ci­pios del si­glo XXI Jo­nat­han re­ani­mó a la bes­tia. Y, tras Fran­zen él, lle­ga­ron hi­tos de es­ta ten­den­cia vin­ta­ge tu­nea­da a ritmo de se­rie HBO y tí­tu­los co­mo Los hi­jos del em­pe­ra­dor de , Clai­re Mes­sud El jil­gue­ro de , Los lan­za­lla­mas Don­na Tartt de y Ciu­dad en lla­mas de . Ra­chel Kush­ner Garth Risk Hall­berg Ya­na­giha­ra es, en­tre to­dos ellos, la más clá­si­ca. A la vez que la más arries­ga­da. En Tan po­ca vi­da re­mon­ta las mu­chí­si­mas (L.A, 1975) de­bu­tó en 2013 con The peo­ple in the trees. Pe­ro con Tan po­ca vi­da ha da­do el gran gol­pe: best-se­ller de ca­li­dad, no­ve­lón con­mo­ve­dor, y fi­na­lis­ta del Na­tio­nal Book Award y del Boo­ker Pri­ze. “Una de las co­sas que que­ría crear en Tan po­ca vi­da era una va­ria­ción so­bre un sub­gé­ne­ro que amo, la no­ve­la post­co­lle­ge neo­yor­qui­na, re­ma­ta­da por un pro­ta­go­nis­ta cu­ya vi­da ja­más me­jo­ra­se”. idas y vuel­tas de cua­tro ami­gos de víncu­lomos­que­te­ril y per­fi­les ar­que­tí­pi­cos: el tí­mi­do ri­co ar­qui­tec­toMal­colm Ir­vi­ne, el egoís­ta pin­tor Jean-Bap­tis­te “JB” Ma­rion, el ge­ne­ro­so ac­to­rWi­llem Rag­nars­son y el en apa­rien­cia po­co in­tere­san­te abo­ga­do/ma­te­má­ti­co Ju­de St. Fran­cis. Unos tie­nen di­ne­ro y otros no. Unos son huér­fa­nos y adop­ta­dos y otros no. Y uno de ellos, Ju­de cam­bia de te­ma ca­da vez que sur­ge lo del­mis­te­rio­so ac­ci­den­te de co­che en su in­fan­cia. Ato­dos les aca­ba yen­do­muy bien en una ca­si má­gi­caMan­hat­tan don­de nunca pa­re­ce ha­ber te­ni­do lu­gar el 11-S.

Ylas dé­ca­das pa­san y hay intentos de sui­ci­dio, se­xo, dro­gas, en­fer­me­da­des más del al­ma que de la san­gre y una es­ce­na con una vio­la­ción que ha si­do­muy co­men­ta­da por los crí­ti­cos quie­nes, nes, ce­le­brán­do­la o acu­sán­do­la, han lle­ga­do a con­si­de­rar a Tan po­ca vi­da co­mo “la Gran No­ve­la Gay Mas­cu­li­na Es­cri­ta Por Una­Mu­jer He­te­ro­se­xual” o “por­no­gra­fía de lo trá­gi­co”. Y sí: to­do el tiem­po no de­jan de abrir­se y ce­rrar­se puer­tas pa­ra que to­dos en­tren y sal­gan, co­mo en una ver­sión­me­lo­dra­má­ti­ca y neo-gó­ti­ca de Friends. Pe­ro cla­ro, sin ri­sas en­la­ta­das aun­que con­mu­chas lá­gri­mas. El gran ta­len­to de Ya Ya­na­giha­ra na­giha­ra re­si­de en que, a pe­sar de que por­mo­men­tos to­do ad­quie­re la tex­tu­ra ex­tre­ma y exa­ge­ra­da de una ópe­ra sin mú­si­ca, uno no pue­de de­jar de leer. Y de se­guir el lar­go y si­nuo­so ca­mino (son más de mil pá­gi­nas las que es­pe­ran tras esa su­fri­da por­ta­da con fo­to­gra­fía de

ti­tu­la­da Or­gas­mic man) de es­tos, Pe­ter Hu­jar nun­ca­me­jor di­cho, muy pe­ro que­muy dra­ma­tis per­so­nae. Pre­pa­ren los pa­ñue­los. Varios. Mu­chos. Ysi hay al­gún pro­duc­tor in­te­li­gen­te por ahí: su hom­bre pa­ra fil­mar a es­tos cua­tro se lla­ma .

Pe­dro Al­mo­dó­var En su pri­me­ra no­ve­la, de­mos­tró que no le te­nía te­mor a lo arries­ga­do ins­pi­rán­do­se en la con­tro­ver­ti­da ca­rre­ra del vi­ró­lo­go y pre­mio No­bel con­de­na­do por pe­dó­fi­lo. Uno de los mo­to­res de ins­pi­ra­ción pa­ra su no­ve­la fue la fo­to de ti­tu­la­da The back­wards man in his ho­tel room (1961), que hoy se ex­po­ne en la re­tros­pec­ti­va de la fo­tó­ga­fa en el Met Breuer deNue­va York.

¡ AU­TO­RA! Han­ya Ya­na­giha­ra MI­SIÓN TRUE S TORY Car­le­ton Gaj­du­sek, TO­MAR Dia­ne Ar­bus FO­TO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.