Ca­da ha­bi­ta­ción tie­ne el nom­bre de una cons­te­la­ción de es­tre­llas

Vivir en el Campo - - CONSEJOS HOTELES CON ENCANTO -

el es­ti­lo de la ar­qui­tec­tu­ra tra­di­cio­nal de la zo­na. Un re­fu­gio de paz y tran­qui­li­dad, con rin­co­nes pa­ra con­ver­sar, leer, me­di­tar o sen­ci­lla­men­te dis­fru­tar co­mien­do bien, con agra­da­ble mú­si­ca a la luz de las ve­las. El res­tau­ran­te de la po­sa­da ba­sa su ofer­ta gas­tro­nó­mi­ca en los sa­bo­res de la tie­rra. Ca­mino, la pro­pie­ta­ria, es­tá al man­do de es­ta na­ve gas­tro­nó­mi­ca sin gol­pes de ti­món, fiel al re­ce­ta­rio cas­te­llano sin con­ce­sio­nes. Me­mo­ra­bles son las Pa­ta­tas Ca­mino, el Co­ci­do Ma­ra­ga­to, el ca­bri­to pe­que­ño de la zo­na al horno, se­tas, car­nes del Te­leno; todo ello en una sa­la de vi­gas vis­tas y am­bien­te ru­ral muy agra­da­ble. El tra­di­cio­nal pla­to de la co­mar­ca, el his­tó­ri­co Co­ci­do Ma­ra­ga­to, es una de las es­pe­cia­li­da­des de Hos­te­ría Ca­mino, que hay que pro­bar en su tra­di­cio­nal or­den in­ver­so: pri­me­ro la car­ne, des­pués los gar­ban­zos y pa­ra ter­mi­nar, la so­pa. El Ho­tel Hos­te­ría del Ca­mino po­ne rum­bo a Lu­ye­go, en el León que mi­ra a la si­lue­ta del Te­leno (2.190 m). De dos ca­sas ma­ra­ga­tas y un pa­tio cen­tral que las vin­cu­la, crea un es­pa­cio de res­pe­to a la cul­tu­ra y a la his­to­ria lo­ca­les, in­te­gran­do en la cons­truc­ción de es­te ho­tel ru­ral to­dos los ele­men­tos de la ar­qui­tec­tu­ra del lu­gar, con si­lla­res de gra­ni­to, bal­do­sa co­ci­da, vi­gue­ría, ven­ta­nas y por­to­nes en ma­de­ra, for­ja…

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.