UNA VEZ PIN­TA­DA EN EL

Vivir en el Campo - - CONSEJOS -

co­lor es­co­gi­do (se re­co­mien­da un so­lo co­lor por plan­ta) se de­ja se­car y se ex­trae de la ma­ce­ta pa­ra in­tro­du­cir­la en un re­ci­pien­te ade­cua­do sin ex­traer las raí­ces del ce­pe­llón. En es­te ca­so se ha op­ta­do por un neu­tro re­ci­pien­te de cris­tal de for­ma­to cua­dra­do y po­ca al­tu­ra, pro­por­cio­na­do al ta­ma­ño de la plan­ta en cues­tión. Si dis­po­ne­mos de va­rias plan­tas y que­re­mos ha­cer una com­bi­na­ción, con­vie­ne com­pro­bar el efec­to que ha­cen los co­lo­res cuan­do se reúnen.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.