Con cla­ri­dad

Women's Health (Spain) - - MENTEACTIVA -

¿Sa­bes lo que es la con­ta­mi­na­ción lu­mí­ni­ca? La in­ves­ti­ga­do­ra de la Uni­ver­si­dad de Mur­cia nos ex­pli­ca que la luz es la prin­ci­pal se­ñal que po­ne nues­tro re­loj bio­ló­gi­co en ho­ra. “Por la ma­ña­na la luz ac­ti­va el re­loj, in­di­can­do que es ho­ra de le­van­tar­nos; sin em­bar­go, du­ran­te la no­che, si re­ci­bi­mos luz blan­ca in­ten­sa o azul, se in­hi­be la me­la­to­ni­na, ha­cien­do que ten­ga­mos un sue­ño más li­ge­ro y me­nos re­pa­ra­dor”.

DE MÁS A ME­NOS

Un buen co­mien­zo es dis­mi­nuir las lu­ces de la ha­bi­ta­ción en la que pa­sas las úl­ti­mas ho­ras del día. Des­de las sie­te u ocho de la tar­de no de­be­ría­mos re­ci­bir luz blan­ca o azul, in­di­ca Mar­tí­nez Ma­drid, y no va­le cual­quier otra: “De­be­ría­mos usar una que sea cá­li­da y de po­ca in­ten­si­dad, que nos va­ya pre­pa­ran­do pa­ra el mo­men­to del sue­ño”.

PLE­NA OS­CU­RI­DAD

Hay cor­ti­nas que son más de­co­ra­ti­vas que fun­cio­na­les. Bus­ca unas que real­men­te im­pi­dan el pa­so de la luz, que ya sa­be­mos que pue­de ser la res­pon­sa­ble de arrui­nar­te el sue­ño. No es­ta­ría mal que an­tes de com­prar­las, las pro­ba­ras en tu ca­sa pa­ra com­pro­bar si son tu­pi­das o no. Si cuan­do es­tán co­rri­das ves lo que de­be­rían ocul­tar, no son las tu­yas. Si­gue mi­ran­do.

EN TU ME­SI­LLA

Per­ma­ne­ce aler­ta por­que la luz azul se pue­de dis­fra­zar de blan­ca; tu lám­pa­ra de no­che po­dría es­tar emi­tién­do­la sin que lo se­pas, por­que las bom­bi­llas de ba­jo con­su­mo y las ti­po LED con­tie­nen un 35% más de luz azul que las or­di­na­rias. Eví­ta­las y de es­ta ma­ne­ra no te so­bre­sal­ta­rás de­ma­sia­do si te des­pier­tas en mi­tad de la no­che.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.