El cam­bio de pos­tu­ra de Váz­quez

El pre­si­den­te pri­me­ro de­fen­dió a su vi­ce, pe­ro lue­go le sol­tó la mano

El Observador - La Renuncia de Sendic - - Tema -

El úl­ti­mo día de su pri­me­ra ad­mi­nis­tra­ción, el pre­si­den­te Ta­ba­ré Váz­quez ha­bló con la ma­dre de Raúl Sen­dic y le di­jo que en cin­co años vol­ve­ría a ser can­di­da­to con su hi­jo de com­pa­ñe­ro de fór­mu­la. “Fue pre­mo­ni­to­rio, no sé si es­ta­ba pla­nea­do o si era su de­seo pe­ro des­pués se dio”, con­tó Sen­dic en una en­tre­vis­ta con El Ob­ser­va­dor TV.

Y así fue. La ex­ce­len­te vo­ta­ción que Sen­dic tu­vo en las elec­cio­nes in­ter­nas de 2014 le de­jó po­co mar­gen a Váz­quez pa­ra ele­gir a su com­pa­ñe­ro de fór­mu­la. Pe­ro la de­ci­sión no es­tu­vo exen­ta de du­das y po­lé­mi­ca.

Du­ran­te su pri­mer man­da­to, Váz­quez de­sig­nó a Sen­dic vi­ce­pre­si­den­te de ANCAP y ese acer­ca­mien­to con el man­da­ta­rio lo ale­jó de los sec­to­res más ra­di­ca­les. Fue él quien lo­gró que Sen­dic que­bra­ra con el Mo­vi­mien­to 26 de Mar­zo en el año 2005 con el pro­pó­si­to de con­ver­tir­se en una fi­gu­ra de al­can­ce na­cio­nal.

En va­rias opor­tu­ni­da­des, Sen­dic ase­gu­ró que te­nía una re­la­ción “muy es­tre­cha” con Váz­quez, que se re­mon­ta­ba a 2003 en la cam­pa­ña del ple­bis­ci­to con­tra la pri­va­ti­za­ción de ANCAP.

Lue­go del pri­mer go­bierno, Váz­quez se ale­jó de la vida po­lí­ti­ca y vol­vió pa­ra ser can­di­da­to en 2014. La pre­vi­sión con­fia­da a la ma­dre de Sen­dic se cum­plió y am­bos com­par­tie­ron la cam­pa­ña rum­bo a las pre­si­den­cia­les de oc­tu­bre.

Una vez en el po­der co­men­za­ron los gol­pes, pe­ro Váz­quez siem­pre res­pal­dó a su vi­ce­pre­si­den­te a pe­sar de que Sen­dic tu­vo cru­ces con el en­torno más cer­cano del pri­mer man­da­ta­rio, en­tre ellos el mi­nis­tro de Eco­no­mía, Da­ni­lo As­to­ri, y el ase­sor pre­si­den­cial y pre­si­den­te de Cutc­sa, Juan Sal­ga­do.

Una de las ra­zo­nes de esas po­lé­mi­cas fue que Sen­dic atri­bu­yó el dé­fi­cit de ANCAP al sub­si­dio al bo­le­to. Sus di­chos fue­ron cri­ti­ca­dos por Sal­ga­do. “Sen­dic co­me­te omi­sión en no ase­so­rar­se bien, o no es­tu­diar los te­mas an­tes de po­ner­los en la opinión pú­bli­ca”, di­jo Sal­ga­do en agos­to de 2015. “Pue­de es­tar pa­san­do que al vi­ce­pre­si­den­te lo es­tén ase­so­ran­do mal, muy mal y le es­tén dan­do in­for­ma­cio­nes que son no al­go equi­vo­ca­das sino que son erró­neas ab­so­lu­ta­men­te des­de el prin­ci­pio”, apun­tó el pre­si­den­te de Cutc­sa. La pri­me­ra de­fen­sa di­rec­ta de Váz­quez a Sen­dic fue lue­go de que El Ob­ser­va­dor pu­bli­ca­ra que el vi­ce­pre­si­den­te os­ten­ta­ba un tí­tu­lo que no te­nía. “El se­ñor vi­ce­pre­si- den­te me­re­ce to­da mi con­fian­za y tie­ne to­do mi res­pal­do. Pun­to y apar­te. No me pre­gun­ten más de es­te te­ma”, se­ña­ló Váz­quez cuan­do lle­va­ba un año de go­bierno.

En di­ciem­bre de 2016, Sen­dic con­tó en el pro­gra­ma Asun­tos Pú­bli­cos que tras la po­lé­mi­ca por su tí­tu­lo pen­só en re­nun­ciar pe­ro que Váz­quez se lo im­pi­dió: “Ni se te pa­se por la ca­be­za”, le di­jo en aquel mo­men­to, se­gún el vi­ce­pre­si­den­te.

La se­gun­da vez que el pre­si­den­te sa­lió en de­fen­sa de Sen­dic fue a prin­ci­pios de ju­lio de es­te año, lue­go de los cues­tio­na­mien­tos por los gas­tos con las tar­je­tas cor­po­ra­ti­vas de ANCAP. “Es­to es bull­ying y pi­co. Si la gen­te no sa­be lo que es bull­ying, que vean lo que es­tán ha­cien­do con Sen­dic”, di­jo el man­da­ta­rio. Al igual que con la cues­tión del tí­tu­lo, el pre­si­den­te evi­tó re­fe­rir­se al te­ma de fon­do pe­ro igual­men­te res­pal­dó al vi­ce­pre­si­den­te.

Lue­go de esa de­cla­ra­ción, Váz­quez no vol­vió a apo­yar pú­bli­ca­men­te a su vi­ce­pre­si­den­te. El “ni se te pa­se por la ca­be­za re­nun­ciar” se trans­for­mó en “una re­nun­cia es una re­nun­cia”, que di­jo po­cas se­ma­nas des­pués, cuan­do le pre­gun­ta­ron que ha­ría si Sen­dic le pre­sen­ta­ba la di­mi­sión.

En de­cla­ra­cio­nes a Bús­que­da ase­gu­ró que si hu­bie­se en­fren­ta­do un fa­llo ad­ver­so del Tri­bu­nal de Con­duc­ta Po­lí­ti­ca re­nun­cia­ría a su car­go. Ade­más, Váz­quez le pi­dió en per­so­na a Sen­dic que pen­sa­ra en el “pro­yec­to glo­bal”.

Cin­co días des­pués de que el fa­llo del TCP se hi­cie­ra pú­bli­co, Sen­dic le co­mu­ni­có al pre­si­den­te que re­nun­cia­ría a su car­go. Y es­ta vez Váz­quez no di­jo que no. •

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.