So­lu­ción pa­ra el So­dre des­de den­troo

Ex­pec­ta­ti­vas co­lo­ca­das en n Na­ser, el nue­vo di­rec­tor ar­tís­ti­co

El Observador - - PORTADA - CA­MI­LA CIBILS twit­ter.com/Ca­mi­la_Ci­bils

El lu­nes dic­tó cla­ses en el Tea­tro Co­lón de Bue­nos Ai­res, el mar­tes via­jó a Du­razno en ca­li­dad de pa­drino de los clu­bes de ar­te de ANEP y Co­di­cen y en po­cos días via­ja­rá a Lu­xem­bur­go pa­ra di­ri­gir a la fi­lar­mó­ni­ca de ese país. En pa­ra­le­lo, Die­go Na­ser, el nue­vo di­rec­tor ge­ne­ral ar­tís­ti­co y mu­si­cal del So­dre, bus­ca re­con­ci­liar y dar­le es­pa­cio a to­dos los cuer­pos es­ta­bles de la ins­ti­tu­ción des­pués de al­gu­nos me­ses tor­men­to­sos.

Na­ser fue de­sig­na­do el pa­sa­do 9 de oc­tu­bre lue­go de la re­nun­cia de Ju­lio Bocca a la di­rec­ción del ba­llet y Mar­tín Gar­cía a la mu­si­cal. Am­bos ale­gan­do frac­tu­ras in­ter­nas en el or­ga­nis­mo es­ta­tal.

Con to­das las ex­pec­ta­ti­vas del con­se­jo di­rec­ti­vo de­po­si­ta­das so­bre él, Na­ser no so­lo se ocu­pa­rá de la Os­so­dre sue­ne bien y ten­ga una abul­ta­da y va­ria­da pro­gra­ma­ción, sino que re­ci­bió la enor­me res­pon­sa­bi­li­dad de coor­di­nar a to­dos los cuer­pos es­ta­bles con un car­go que no se usa­ba ha­ce un tiem­po, el de di­rec­tor ar­tís­ti­co.

“No po­dés te­ner una em­pre­sa con seis pro­duc­tos y que te fun­cio­ne uno”, di­jo Na­ser a El Ob­ser­va­dor.

El mú­si­co y di­rec­tor de or­ques­ta, que asu­mi­rá el car­go el 1° de enero, ase­gu­ra que al re­unir­se con téc­ni­cos, ge­ren­tes, re­cur­sos hu­ma­nos y de­le­ga­dos gre­mia­les, no­tó que la si­tua­ción no es­ta­ba “tan ca­lien­te” co­mo le pa­re­cía an­tes de acep­tar el car­go.

“Me en­cuen­tro con un mon­tón de gen­te que tie­ne ga­nas de es­tar en un es­ce­na­rio, que tie­ne ga­nas de to­car, tie­ne ga­nas de ha­cer con­cier­tos. No es­ta­ban te­nien­do es­pa­cios, no los es­ta­ban pro­gra­man­do co­mo se lo me­re­cen”, di­jo Na­ser.

Pa­ra el mú­si­co y di­rec­tor de or­ques­ta for­ma­do en el So­dre, el cam­bio im­por­tan­te se­rá en el in­ter­re­la­cio­na­mien­to de los cuer­pos es­ta­bles a la luz de la fi­gu­ra de la di­rec­ción ar­tís­ti­ca. “Es sim­ple­men­te un fil­tro de: che, ¿qué va­mos a ha­cer? ¿Qué que­rés ha­cer vos?”, ex­pli­có Na­ser. Y agre­gó que apues­ta a que pri­me la so­li­da­ri­dad en­tre los cuer­pos.

En cuan­to al en­fren­ta­mien­to en­tre la or­ques­ta y el ba­llet pa­ra la coor­di­na­ción de en­sa­yos y des­fa­sa­je en car­ga ho­ra­ria, Na­ser fue con­tun­den­te: la Os­so­dre ya tie­ne tiem­po com­ple­to.

“Los ho­ra­rios de las or­ques­tas sin­fó­ni­cas en to­do el mun­do son de tres ho­ras con me­dia ho­ra de pau­sa. Hay al­gu­nas or­ques­tas que van a un po­co más. Te lle­gan a cua­tro ho­ras y a cam­bio de eso van a días com­pen­sa­to­rios”, di­jo. “Me de­cís si hay un te­ma de mul­ti­em­pleo, bueno, eso es otra co­sa”, agre­gó.

En los 15 días que lle­va de tra­ba­jo, an­tes de asu­mir el pues­to, Na­ser es­tu­dió los nú­me­ros de la ins­ti­tu­ción y de­li­neó un plan que es­tá en eva­lua­ción del Mi­nis­te­rio de Eco­no­mía. Propone una re­dis­tri­bu­ción que, se­gún afir­ma, no re­que­ri­ría más pre­su­pues­to.

“La so­lu­ción es sim­ple­men­te or­ga­ni­zar las co­sas que ya te­nés, me­jor. Los ho­ra­rios me­jor. Los en­sa­yos a ve­ces es­ta­ban to­tal­men­te fue­ra de con­trol”, afir­mó.

Na­ser di­jo que quie­re tra­ba­jar pa­ra que no se so­bre­en­sa­ye una obra que no lo ne­ce­si­ta. “Te­ne­mos que tra­tar de to­car más con­cier­tos y en­sa­yar me­nos”, ex­pli­có.

El nue­vo di­rec­tor mu­si­cal fue de­sig­na­do an­tes de que el nue­vo di­rec­tor del ba­llet, aun­que el pre­si­den­te del Con­se­jo del So­dre, Do­reen Iba­rra, afir­mó en en­tre­vis­ta con El Ob­ser­va­dor que en­con­tra­rán un sus­ti­tu­to pa­ra Bocca an­tes de fin de año.

Por el mo­men­to, Na­ser no se reunió con el ac­tual di­rec­tor del ba­llet pe­ro pla­nea ha­cer­lo. Aún el di­rec­tor de­sig­na­do pa­ra la or­ques­ta no sa­be cuán­tos es­pec­tácu­los del ba­llet con­ta­rán con música en vi­vo en la tem­po­ra­da 2018 aun­que ma­ni­fes­tó su vo­lun­tad de lle­gar a los más que se pue­dan den­tro de los so­li­ci­ta­dos.

“Al asu­mir a dos me­ses que ter­mi­ne el año, hay co­sas que no he po­di­do mo­ver por­que es­tán tran­ca­das. Uno pue­de ha­cer un mon­tón de cam­bios pe­ro tam-

“Me en­cuen­tro con un mon­tón de gen­te que tie­ne ga­nas de es­tar en un es­ce­na­rio, que tie­ne ga­nas de to­car”

“No po­dés te­ner una em­pre­sa con seis pro­duc­tos y que te fun­cio­ne uno”

“La so­lu­ción es sim­ple­men­te or­ga­ni­zar las co­sas que ya te­nés, me­jor”

Die­go Na­ser

FU­TU­RO DI­REC­TOR DE LA OS­SO­DRE

po­co po­des ha­cer ma­gia”, di­jo so­bre el cro­no­gra­ma que to­da­vía se es­tá pla­ni­fi­can­do.

En cuan­to a la or­ques­ta, uno de los prin­ci­pa­les re­cla­mos que re­ci­bió Na­ser fue que la tem­po­ra­da 2018 de­be te­ner mu­chas más que las sie­te fun­cio­nes pre­vis­tas por la ges­tión an­te­rior, y el lla­ma­do a con­cur­so pa­ra cu­brir más de 50 va­can­tes pa­ra mú­si­cos. “Son una reivin­di­ca­ción que la en­tien­do. Quie­ren con­ser­var la or­ques­ta”, di­jo Na­ser.

For­ma­do en el So­dre que en­fren­ta­ba pro­ble­mas gra­ves de pre­su­pues­to en 1990, Na­ser re­cuer­da cuan­do un fo­co de luz ca­yó so­bre los mú­si­cos por fal­ta de se­gu­ri­dad y man­te­ni­mien­to ade­cua­dos. Hoy ve con mu­cha ilu­sión el fu­tu­ro de la ins­ti­tu­ción.

“Te­ne­mos to­do pa­ra ha­cer. Te­ne­mos pre­su­pues­to ope­ra­ti­vo, te­ne­mos un mon­tón de in­fra­es­truc­tu­ra que an­tes no te­nía­mos. No po­de­mos de­cir que es cul­pa de al­guien más que de no­so­tros no po­der re­sol­ver es­to. Es­to se tie­ne que re­sol­ver en el seno del So­dre y te­ne­mos una si­tua­ción ideal”, con­clu­yó. •

L. CA­RRE­ÑO

Die­go Na­ser fue escogido por el Con­se­jo Di­rec­ti­vo del So­dre y el Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción y Cul­tu­ra pa­ra di­ri­gir la Or­ques­ta Sin­fó­ni­ca.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.