MA­DRE GAN­GA EN PE­LI­GRO

Seisgrados - - Viajes -

Pe­se a que be­ber de sus aguas se con­si­de­ra co­mo ser ama­man­ta­do por la pro­pia ma­dre, a que es­tá im­pli­ca­do en la sub­sis­ten­cia di­rec­ta de al­re­de­dor de qui­nien­tos mi­llo­nes de per­so­nas —ca­si la mi­tad de la po­bla­ción del país— y a que al­gu­nos ate­so­ran va­si­jas lle­nas del pre­cia­do lí­qui­do, con­si­de­ra­do néc­tar de la in­mor­ta­li­dad, pa­ra ri­tua­les do­més­ti­cos o en ca­so de que la muer­te se asome le­jos de sus ori­llas, el ni­vel de bac­te­rias fe­ca­les del Gan­ges es ele­va­dí­si­mo y muy pe­li­gro­so pa­ra la sa­lud hu­ma­na.

Jus­ta­men­te la sa­cra­li­dad de la Ma­dre Gan­ga es la que la po­ne en pe­li­gro, por­que los asen­ta­mien­tos a su vera, las ofren­das que se le rea­li­zan, los mi­llo­nes de ca­dá­ve­res y ce­ni­zas que se arro­jan (se cal­cu­la que so­lo en Va­ra­na­si se cre­man 32.000 cuer­pos por año), su­ma­do al desecho de ba­su­ra, las aguas re­si­dua­les y los des­per­di­cios de las fá­bri­cas, ha­cen que sus aguas no sean ap­tas ni si­quie­ra pa­ra el rie­go. En al­gu­nos pun­tos, el ni­vel de bac­te­rias fe­ca­les por ca­da 100 mi­li­li­tros as­cien­de a 31 mi­llo­nes, cuan­do lo má­xi­mo re­co­men­da­ble pa­ra el ba­ño son 500 y pa­ra el con­su­mo es ce­ro. Lo cual, ade­más, re­dun­da en las al­tí­si­mas po­si­bi­li­da­des de con­traer có­le­ra, he­pa­ti­tis A, ti­fus, en­fer­me­da­des gas­tro­in­tes­ti­na­les o di­sen­te­ría. La po­lu­ción del río Gan­ges se ha in­cre­men­ta­do de for­ma alar­man­te y los di­ver­sos in­ten­tos de lim­piar­lo han si­do inú­ti­les, co­mo lo prue­ban los mi­les de mi­llo­nes de li­tros dia­rios de agua sin tra­tar.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.