Des­pi­den a en­tre­na­dor por ale­ga­tos de vio­la­cio­nes co­me­ti­das por ju­ga­do­res

Ken Starr, ex­fis­cal que in­ves­ti­gó el es­cán­da­lo Clin­ton-Le­winsky, fue re­mo­vi­do de su pues­to co­mo pre­si­den­te de Bay­lor

El Diario de El Paso - - Texas Y Nm - As­so­cia­ted Press

Aus­tin–La Uni­ver­si­dad Bay­lor bus­ca­rá en­men­dar su repu­tación y qui­zás su pro­gra­ma de fut­bol ame­ri­cano des­pués de que una re­vi­sión ex­ter­na con­clu­ye­ra que los ad­mi­nis­tra­do­res no ma­ne­ja­ron bien los ale­ga­tos de vio­la­cio­nes y el equi­po se com­por­ta­ba ba­jo la per­cep­ción de que es­ta­ban por en­ci­ma de las re­glas.

El jue­ves pa­sa­do, la más gran­de es­cue­la bau­tis­ta de EU dio los pri­me­ros pa­sos cuan­do los re­gen­tes de­gra­da­ron al pre­si­den­te, Ken Starr, un ex­fis­cal quien in­ves­ti­gó el es­cán­da­lo Bill Clin­ton-Mó­ni­ca Le­winsky, y des­pi­die­ron al en­tre­na­dor Art Bri­les, quien trans­for­mó el pro­gra­ma de fut­bol de un haz­me­rreír a una po­ten­cia en la Con­fe­ren­cia de los 12 Gran­des. Sin em­bar­go, pue­de que el es­cru­ti­nio no ter­mi­ne ahí.

Po­dría ha­ber más efec­tos co­la­te­ra­les si el re­por­te de la fir­ma le­gal de Phi­la­delp­hia Pep­per Ha­mil­ton atrae la aten­ción del De­par­ta­men­to de Edu­ca­ción de los EU, la Aso­cia­ción Na­cio­nal de Atle­tas Co­le­gia­les o in­clu­so de fis­ca­les pe­na­les.

Bri­les y la uni­ver­si­dad aún es­tán acu­sa­dos en una de­man­da ci­vil fe­de­ral rea­li­za­da por una mu­jer que di­ce que la es­cue­la fue ca­sual­men­te in­di­fe­ren­te an­te sus sú­pli­cas cuan­do la vio­la­ron en 2012.

Sin em­bar­go, des­de el 2014 ya van dos ju­ga­do­res de fut­bol con­vic­tos por vio­la­ción, y du­ran­te el úl­ti­mo año, ha ha­bi­do múl­ti­ples re­por­tes de otras vio­la­cio­nes y mu­je­res que di­cen que su es­cue­la no hi­zo al­go pa­ra ayu­dar­las.

“Nos ho­rro­ri­za­mos por el al­can­ce de es­tos ac­tos de vio­len­cia se­xual en nues­tro cam­pus”, dijo Ri­chard Wi­llis, di­rec­tor de re­gen­tes.

“Lo le­jos que es­tos ac­tos lle­ga­ron nos con­mo­cio­nó y en­co­le­ri­zó. Nues­tros alum­nos y sus fa­mi­lias me­re­cen al­go mu­cho me­jor”, aña­dió.

La re­vi­sión de­ter­mi­nó que ba­jo la di­rec­ción de Starr, los ad­mi­nis­tra­do­res de la es­cue­la des­ani­ma­ban a los alum­nos de re­por­tar o par­ti­ci­par en re­vi­sio­nes de con­duc­ta es­tu­dian­til so­bre que­jas de vio­la­cio­nes y con­tri­buían a o da­ban pie a un am­bien­te “hos­til” con­tra las su­pues­tas víc­ti­mas.

En un ca­so, las ac­cio­nes de los ad­mi­nis­tra­do­res “cons­ti­tu­ye­ron re­van­chis­mo con­tra una que­jo­sa por re­por­tar una vio­la­ción”, de­ta­lló el re­por­te.

KEN STARR

ART BRI­LES di­ri­gía a los ju­ga­do­res de fut­bol ame­ri­cano

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.