Ofre­ce com­prar te­rreno pa­ra re­cons­truir la igle­sia San Jo­sé

El Diario de El Paso - - Portada - Die­go Mur­cia/El Dia­rio de El Pa­so

An­te la ne­ga­ti­va de la Dió­ce­sis ca­tó­li­ca de El Pa­so pa­ra re­cons­truir la re­cién des­trui­da igle­sia San Jo­sé, un em­pre­sa­rio local ofre­ce com­prar la pro­pie­dad de es­te tem­plo pa­ra dár­se­lo a la co­mu­ni­dad.

Ri­chard Uran­ga, un co­rre­dor de bie­nes raí­ces, con­si­de­ra que el edi­fi­cio his­tó­ri­co “po­dría ha­ber si­do pre­ser­va­do si el obis­po (Mark Seitz) hu­bie­se to­ma­do ac­ción cuan­do se dio la pri­me­ra ad­ver­ten­cia de de­te­rio­ro”. El em­pre­sa­rio tam­bién ha­bla de de­man­dar a la cu­ria y de con­vo­car a mar­chas de pro­tes­tas pa­ra que la co­mu­ni­dad re­cu­pe­re su tem­plo.

Uran­ga ha­bría pre­sen­ta­do una ofer­ta a la Dió­ce­sis, de­ján­do­le sa­ber su in­te­rés en di­cha pro­pie­dad. El Dia­rio de El Pa­so so­li­ci­tó un co­men­ta­rio por par­te de las au­to­ri­da­des ecle­siás­ti­cas, pe­ro has­ta el cie­rre de es­ta no­ta no fue po­si­ble ob­te­ner­lo.

San Jo­sé de los Ran­chos se es­ta­ble­ció co­mo una mi­sión de Nues­tra Se­ño­ra del Mon­te Car­me­lo en 1897. Sin em­bar­go, los ser­vi­cios de cul­to en la zo­na se re­mon­tan tan le­jos co­mo 1850. En 1890, la mi­sa se celebraba en un pe­que­ño res­tau­ran­te local.

La igle­sia ac­tual fue cons­trui­da en un te­rreno do­na­do por Ale­xan­der Mar­tin y su yerno, ori­gi­na­rios de Fran­cia.

Em­pre­sa­rio in­mo­bi­lia­rio apo­ya la reaper­tu­ra del his­tó­ri­co tem­plo

Mar­tin te­nía pro­pie­da­des en el Va­lle de la Mi­sión ya en 1855 an­tes de re­ci­bir la tie­rra adi­cio­nal del Go­bierno es­ta­dou­ni­den­se a cau­sa de su ser­vi­cio en la Gue­rra Ci­vil. La pri­me­ra es­po­sa de Mar­tin fue An­to­nia Or­tiz, de San­ta Fe, y a ella se de­be el nom­bre de la pa­rro­quia, de­bi­do a que era de­vo­ta de di­cho san­to. La igle­sia fue ter­mi­na­da en 1892, pe­ro fue uti­li­za­da has­ta el 19 de mar­zo de 1901.

Ha­ce un par de se­ma­nas el obis­po Seitz di­jo que la cons­truc­ción de un nue­vo tem­plo no es po­si­ble, no só­lo por­que el es­pa­cio don­de es­ta­ba la igle­sia an­te­rior es li­mi­ta­do, sino por­que hay otros mo­ti­vos a con­si­de­rar. En­tre ellos, el he­cho de con­tar con po­cos sa­cer­do­tes y mu­chas pa­rro­quias qué aten­der.

La Dió­ce­sis de El Pa­so tie­ne 57 pa­rro­quias, sir­ve a 19 mi­sio­nes por me­dio de 43 sa­cer­do­tes dio­ce­sa­nos. Des­de que se de­mo­lió la de San Jo­sé, se asig­nó a un sa­cer­do­te pa­ra que ofi­cia­ra los ser­vi­cios re­li­gio­sos que co­rres­pon­dían a es­te tem­plo, en la igle­sia de San­ta Lu­cía, que es­tá a una mi­lla o mi­lla y me­dia de dis­tan­cia.

Se­gún re­por­tes so­bre los fe­li­gre­ses, el an­te­rior obis­po ha­bía au­to­ri­za­do re­cau­dar fon­dos pa­ra cons­truir una nue­va igle­sia en te­rre­nos de San Jo­sé, y se lo­gró re­unir cer­ca de 1.5 mi­llo­nes de dó­la­res. Sin em­bar­go, Seitz pen­só que lo me­jor se­ría de­mo­ler y re­ubi­car a la fe­li­gre­sía.

Pe­ro pa­ra Uran­ga, “es muy ob­vio que la mo­ti­va­ción del di­ne­ro le ha lle­va­do a aban­do­nar a la co­mu­ni­dad de San Jo­sé y mar­char­se ha­cia el lu­cra­ti­vo Es­te, don­de se pue­de to­mar ven­ta­ja de una po­bla­ción más gran- de y re­cau­dar más fon­dos y man­te­ner los 1.5 mi­llo­nes de dó­la­res que es­ta po­bre co­mu­ni­dad se es­for­zó en re­cau­dar! ¡Creo que una de­man­da y mar­chas de pro­tes­ta ser­vi­rían pa­ra ha­cer jus­ti­cia!”. Du­ran­te 11 me­ses, los fe­li­gre­ses han asis­ti­do al sa­lón co­mu­ni­ta­rio don­de el pa­dre Al­co­cer ofi­cia, de­bi­do a que las con­di­cio­nes es­truc­tu­ra­les del tem­plo no eran se­gu­ras, lo que de­ri­vó en que se de­rrum­ba­ra el edi­fi­cio de ado­be que te­nía más de cien años.

El anun­cio cau­só so­bre­sal­tos en­tre los fie­les, quie­nes sin éxi­to bus­ca­ron op­cio­nes pa­ra se­guir pro­fe­san­do su fe en el lu­gar don­de lo han he­cho por dé­ca­das. En to­do ca­so, aun­que se cuen­te con el te­rreno, la re­cons­truc­ción de es­te tem­plo de­be­rá con­tar con la au­to­ri­za­ción de la Dió­ce­sis.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.