Có­mo fun­cio­na­rá la ley en los cam­pus

El Diario de El Paso - - Panorama -

Aus­tin — Te­xas per­mi­ti­rá ar­mas ocul­tas en edi­fi­cios, sa­lo­nes y dor­mi­to­rios uni­ver­si­ta­rios a quie­nes ten­gan li­ce­nia pa­ra por­tar­las, en el mar­co del 50 aniver­sa­rio del ti­ro­teo en la to­rre­re­loj de la Uni­ver­si­dad de Te­xas.

La ley, im­pul­sa­da por el go­ber­na­dor Greg Ab­bott y la ma­yo­ría le­gis­la­ti­va re­pu­bli­can ha­rá del es­ta­do uno más que ga­ran­ti­za el de­re­cho de por­tar ar­mas ocul­tas en un cam­pus uni­ver­si­ta­rio.

A con­ti­nua­ción se pre­sen­ta una se­rie de pre­gun­tas y res­pues­tas acer­ca de có­mo apli­ca­rá la ley:

¿Quién pue­de por­tar un ar­ma ocul­ta en el cam­pus?

Quien ten­ga una li­cen­cia otor­ga­da por el es­ta­do de Te­xas. Pa­ra ob­te­ner una, la per­so­na de­be ser ma­yor de 21 años (18 si es mi­li­tar) y apro­bar cur­sos en sa­lón de cla­ses y en cam­po de ti­ro. Hay res­tric­cio­nes pa­ra per­so­nas con­vic­tas, quie­nes ha­yan co­me­ti­do fal­tas le­ga­les gran­des o pe­que­ñas y pa­ra quie­nes tie­nen un his­to­rial de en­fer­me­dad men­tal.

Te­xas tie­ne más de un mi­llón de per­so­nas con li­cen­cias.

¿Hay res­tric­cio­nes so­bre dón­de es­tán per­mi­ti­das las ar­mas ocul­tas?

A ma­ne­ra ge­ne­ral, la ley per­mi­te las ar­mas en edi­fi­cios, sa­lo­nes y dor­mi­to­ries, pe­ro las re­glas pue­den cam­biar de cam­pus a cam­pus, co­mo ca­da es­cue­la de­be tra­zar sus li­nea­mien­tos. Por ejem­plo, en la Uni­ver­si­dad de Te­xas en Aus­tin, don­de las au­to­ri­da­des y los es­tu­dian­tes se opu­sie­ron fuer­te­men­te a la me­di­da, los do­cents po­drán de­cla­rar sus ofi­ci­nas co­mo zo­nas li­bres de ar­mas, pe­ro la ma­yo­ría co­lo­ca­rá le­tre­ros per­mi­tien­do la por­ta­ción de ar­mas.

Los re­si­den­tes de los dor­mi­to­ries pue­den te­ner ar­mas en lu­ga­res com­mu­nes, co­mo co­me­do­res y áreas de des­can­so, pe­ro no en los dor­mi­to­ries en sí, don­de no se per­mi­te que se guar­den las ar­mas. Se ha­rán ex­cep­cio­nes a la re­gla se rea­li­za­rán pa­ra fa­mi­liars vi­si­tants que ten­gan li­cen­cia de por­ta­ción.

En la Uni­ver­si­dad Te­xas A&M en Co­lle­ge Sta­tion, las ar­mas es­tán per­mi­ti­das en dor­mi­to­ries y los do­cents de­ben te­ner per­mi­so de la ad­mi­nis­tra­ción pa­ra prohi­bir­las en su ofi­ci­na. La ley es­ta­tal prohí­be ar­mas en al­gu­nas par­tes del cam­pus, co­mo hos­pi­ta­les y even­tos de­por­ti­vos.

¿Las ar­mas es­ta­rán a la vis­ta du­ran­te las cla­ses?

No. La ley es­pe­cí­fi­ca­men­te no apli­ca a cam­pus uni­ver­si­ta­rios. Cual­quier ar­ma en el cam­pus de­be es­tar en­fun­da­da y ocul­ta.

¿Se per­mi­ten ar­mas en es­cue­las pri­va­das y uni­ver­si­da­des co­mu­ni­ta­rias?

Es­cue­las pri­va­das co­mo Bay­lor, Ri­ce, Te­xas Ch­ris­tian y otras pue­den prohi­bir ar­mas ba­jo cual­quier ley. Ac­tual­men­te la Uni­ver­si­dad Am­ber­ton, que no per­mi­te a es­tu­dian­tes me­no­res de 21 años y tie­ne una po­bla­ción de me­nos de 2 mil alum­nos, es la úni­ca es­cue­la pri­va­da que ha op­ta­do por per­mi­tir ar­mas.

Y las uni­ver­si­da­des co­mu­ni­ta­rias tie­ne has­ta agos­to de 2017 pa­ra per­mi­tir ar­mas, lo que les otor­ga más tiempo pa­ra ajus­tar me­di­das de se­gu­ri­dad y de otra ín­do­le.

¿Por qué es tan con­tro­ver­sial?

Te­xas ha per­mi­ti­do ar­mas ocul­tas en pu­blic por 20 años. Quie­nes apo­yan el de­re­cho a an­dar ar­ma­do creen que es bue­na pro­tec­ción, al igual que una Bue­na de­fen­se en un ca­so de vio­len­cia en el cam­pus uni­ver­si­ta­rio, tal co­mo ocu­rrió en los ti­ro­teos de 1966 en la Uni­ver­si­dad de Te­xas y en los ata­ques del 2007 en Vir­gi­nia Tech.

Quie­nes se opo­nen a la me­di­da te­men que pro­pi­cie me­nos li­ber­tad de ex­pre­sión y ge­ne­re más ca­sos de sui­ci­dio.

El ex de­cano de la Es­cue­la de Ar­qui­tec­tu­ra de la Uni­ver­si­dad de Te­xas de­jó el car­go por una po­si­ción en la Uni­ver­si­dad de Pen­sil­va­nia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.