Pi­lo­to de glo­bo caí­do en Te­xas, re­in­ci­den­te 4 ve­ces al guiar in­to­xi­ca­do

El Diario de El Paso - - Frontera -

Lock­hart, Te­xas— El pi­lo­to de un glo­bo ae­ros­tá­ti­co que se pre­ci­pi­tó en Te­xas ma­tan­do a las 16 per­so­nas que iban a bor­do, fue arres­ta­do en el año 2000 en Mis­sou­ri por con­du­cir in­to­xi­ca­do, mien­tras que un or­ga­nis­mo ve­ri­fi­ca­dor de em­pre­sas aler­tó a los con­su­mi­do­res so­bre ha­cer ne­go­cios con una em­pre­sa de turismo que él te­nía en el es­ta­do.

Se in­for­mó que el ope­ra­dor, iden­ti­fi­ca­do co­mo Al­fred ‘Skip’ Ni­chols, fue de­te­ni­do en cua­tro oca­sio­nes por ma­ne­jar ba­jo los efec­tos del al­cohol; en dos de ellas cumplió una con­de­na en pri­sión.

Una mu­jer, quien fue­ra su no­via, lo des­cri­bió co­mo un al­cohó­li­co en reha­bi­li­ta­ción, y men­cio­nó que el hom­bre de 49 años se ha­bía man­te­ni­do so­brio por lo me­nos los úl­ti­mos cua­tro años y que nun­ca pi­lo­teó un glo­bo des­pués de be­ber.

“Él no vo­la­ba cuan­do no de­bía ha­cer­lo”, de­cla­ró Wendy Bartch a The As­so­cia­ted Press en en­tre­vis­ta te­le­fó­ni­ca. “La prin­ci­pal preo­cu­pa­ción de ‘Skip’ era te­ner en sus ma­nos la res­pon­sa­bi­li­dad de otras vi­das”.

Por su par­te, Alan Li­ret­te, ami­go y com­pa­ñe­ro de vi­vien­da del pi­lo­to, di­jo que era bueno en su ofi­cio.

“Lo úni­co de lo que quie­ro ha­blar es de que era una gran pi­lo­to”, ma­ni­fes­tó Li­ret­te a The As­so­cia­ted Press des­de la vi­vien­da que com­par­tía con Ni­chols en Ky­le, Te­xas. “Van a pu­bli­car­se re­por­tes de to­do ti­po en la pren­sa y quie­ro que tam­bién ha­ya una ima­gen po­si­ti­va”.

Las au­to­ri­da­des no han da­do a co­no­cer los nom­bres de las per­so­nas que fa­lle­cie­ron el fin de semana y apun­ta­ron que las la­bo­res de iden­ti­fi­ca­ción po­drían to­mar tiem­po.

In­ves­ti­ga­do­res di­cen que el glo­bo, ope­ra­do por Heart of Te­xas Hot Air Ba­lloon Ri­des, gol­peó ca­blea­do de al­ta ten­sión an­tes de que­dar ti­ra­do en me­dio de un pas­ti­zal agrí­co­la en el cen­tro de Te­xas el sá­ba­do en la ma­ña­na. Mar­ga­ret Wy­lie, quien vi­ve cer­ca, di­jo que es­cu­chó so­ni­dos si­mi­la­res a es­ta­lli­dos y que vio lo que pa­re­cía “una bo­la de fue­go su­bien­do”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.