En­fren­ta Trump pro­ble­mas con elec­to­ra­do ca­tó­li­co

El Diario de El Paso - - Especial - Aa­ron Bla­ke/The Was­hing­ton Post as­hing­ton—

WSe ha ha­bla­do mu­cho so­bre los pro­ble­mas que Do­nald Trump tie­ne con unos cuan­tos gru­pos elec­to­ra­les, mu­je­res, afro­es­ta­dou­ni­den­ses e his­pa­nos y elec­to­res jó­ve­nes, en par­ti­cu­lar. Y des­de lue­go que to­dos cons­ti­tu­yen pro­ble­mas.

Pe­ro, ha­blan­do re­la­ti­va­men­te, al pa­re­cer su ma­yor pro­ble­ma es con un gru­po dis­tin­to: los ca­tó­li­cos.

Sí, el hom­bre que alguna vez se pe­leó con el Pa­pa (qué pron­to se nos ol­vi­dó que su­ce­dió) es­tá fra­ca­san­do ro­tun­da­men­te en­tre los ca­tó­li­cos.

En el 2012, el can­di­da­to re­pu­bli­cano Mitt Rom­ney per­dió el vo­to ca­tó­li­co na­da más por dos puntos, 50 por cien­to con­tra 48 por cien­to. Y de he­cho ape­nas en el 2004 y en cin­co de las úl­ti­mas 10 elec­cio­nes pre­si­den­cia­les el Par­ti­do Re­pu­bli­cano ga­nó el vo­to ca­tó­li­co.

Pe­ro Trump se en­cuen­tra re­za­ga­do por un margen enor­me en­tre los ca­tó­li­cos. En la nue­va encuesta que es­ta se­ma­na dio a co­no­cer el Ins­ti­tu­to de In­ves­ti­ga­cio­nes so­bre Re­li­gión Pú­bli­ca apa­re­ce con des­ven­ta­ja de 23 puntos, 55-32.

En el son­deo de Was­hing­ton Pos­tABC News pre­sen­ta­do es­te mes el pa­no­ra­ma del apo­yo ca­tó­li­co pa­ra Trump era aún peor. Iba aba­jo por 27 puntos, 61-34.

Si us­ted com­pa­ra la di­fe­ren­cia en­tre el margen que Rom­ney te­nía en el 2012 en­tre los ca­tó­li­cos y el margen de Trump con los ca­tó­li­cos el pre­sen­te año, la di­fe­ren­cia por 25 puntos igua­la el ma­yor cam­bio de cual­quier gru­po de­mo­grá­fi­co en la encuesta Post-ABC.

(El úni­co gru­po que igua­la el des­pla­za­mien­to de 25 puntos son las mu­je­res blan­cas con edu­ca­ción uni­ver­si­ta­ria. Fa­vo­re­cie­ron a Rom­ney por seis puntos; Trump va atrás por 19).

En con­tras­te, los dé­fi­cits de Trump en los elec­to­res ‘mi­llen­nials’ y los que no son blan­cos re­sul­tan si­mi­la­res a los que han re­gis­tra­do en los úl­ti­mos años los re­pu­bli­ca­nos.

El son­deo Post-ABC, de he­cho, mos­tró que Hi­llary Clin­ton no es­tá lo­gran­do igua­lar el margen de Oba­ma en­tre los no blan­cos, si bien no en for­ma es­ta­dís­ti­ca­men­te sig­ni­fi­ca­ti­va, mien­tras que el margen de la can­di­da­ta de­mó­cra­ta en­tre los elec­to­res de en­tre 18 y 29 años fue tres puntos más al­to.

En otras pa­la­bras, se tra­ta de los gru­pos en­tre los cua­les los re­pu­bli­ca­nos no es­pe­ran bue­nos re­sul­ta­dos. Y si­guen sin te­ner­los.

Pe­ro des­de ha­ce lar­go tiem­po los ca­tó­li­cos han si­do un vo­to in­de­ci­so en las elec­cio­nes pre­si­den­cia­les, uno que en es­te mo­men­to es­tá in­cli­nán­do­se fuer­te­men­te a fa­vor de Clin­ton.

Re­sul­ta asi­mis­mo im­por­tan­te en­fa­ti­zar lo sig­ni­fi­ca­ti­vo del po­bre desem­pe­ño de Trump en­tre los ca­tó­li­cos. Es­to se de­be a que re­pre­sen­tan al­re­de­dor de la cuar­ta par­te de los elec­to­res en Es­ta­dos Uni­dos (el 25 por cien­to en las en­cues­tas de sa­li­da del 2012) y cons­ti­tu­yen un blo­que elec­to­ral prác­ti­ca­men­te tan gran­de co­mo quie­nes no son blan­cos (28 por cien­to) y los in­de­pen­dien­tes (29 por cien­to).

Si bien con fre­cuen­cia ve­mos que a Trump le es­tá yen­do peor que a Rom­ney en­tre los his­pa­nos, en reali­dad es­ta­mos ha­blan­do so­bre la di­fe­ren­cia en­tre el 45 por cien­to que es­tá lo­gran­do Trump y el 46 por cien­to, o qui­zá el 46 o el 50.5 por cien­to. Lo an­te­rior se de­be a que los his­pa­nos só­lo cons­ti­tu­yen el 10 por cien­to de los elec­to­res y a que pro­ba­ble­men­te el Par­ti­do Re­pu­bli­cano ob­ten­ga en­tre el 20 y el 35 por cien­to de di­cho vo­to.

Sin em­bar­go, al ha­blar en torno a los ca­tó­li­cos Trump es­tá aña­dien­do bá­si­ca­men­te cin­co a sie­te puntos por­cen­tua­les al margen ge­ne­ral de Clin­ton. Si el 25 por cien­to del elec­to­ra­do es ca­tó­li­co, hoy en día Clin­ton es­tá lle­ván­do­se en­tre 14 y 15 puntos de di­cho seg­men­to, mien­tras que 8.5 puntos son pa­ra Trump. Y, re­pe­ti­mos, se tra­ta de un gru­po que por lo ge­ne­ral ca­si que­da em­pa­ta­do.

Las ra­zo­nes de las di­fi­cul­ta­des que Trump tie­ne en­tre es­te gru­po de­pen­den de la in­ter­pre­ta­ción. Qui­zá las crí­ti­cas que el Pa­pa Fran­cis­co le ha he­cho a Trump y la sor­pren­den­te­men­te be­li­ge­ran­te res­pues­ta de és­te han ale­ja­do a los ca­tó­li­cos de la can­di­da­tu­ra de Trump.

“Una per­so­na que só­lo pien­sa en cons­truir mu­ros, es­tén don­de es­tén, y no en cons­truir puen­tes, no es cris­tia­na”, di­jo en fe­bre­ro el Pa­pa cuan­do se le pre­gun­tó acer­ca del mu­ro de Trump.

Co­mo re­cien­te­men­te ma­ni­fes­tó John Geh­ring del Ser­vi­cio In­for­ma­ti­vo so­bre Re­li­gión, tam­bién po­dría te­ner al­go que ver con las po­lí­ti­cas in­mi­gra­to­rias de Trump:

“Par­te del ADN ca­tó­li­co con­sis­te en va­lo­rar la ma­ne­ra en la cual los ir­lan­de­ses y otros in­mi­gran­tes han tra­ba­ja­do du­ro y pros­pe­ra­do a pe­sar de la som­bra de una sus­pi­caz cul­tu­ra fuer­te­men­te an­ti­ca­tó­li­ca do­mi­na­da por pro­tes­tan­tes an­glo­sa­jo­nes…

“Cuan­do Trump ha­ce un lla­ma­do a prue­bas re­li­gio­sas pa­ra los mu­sul­ma­nes que in­gre­sen al país; cues­tio­na la re­li­gio­si­dad de Hi­llary Clin­ton, el pre­si­den­te Oba­ma y Mitt Rom­ney; y sa­ta­ni­za a los in­mi­gran­tes in­do­cu­men­ta­dos des­cri­bién­do­los co­mo ‘vio­la­do­res’, es un re­cor­da­to­rio del feo na­cio­na­lis­mo que alguna vez en­fren­ta­ron los ca­tó­li­cos.

En El in­vierno pa­sa­do Trump di­jo que eran de­cla­ra­cio­nes ‘ver­gon­zo­sas’ las del Pa­pa Fran­cis­co cuan­do ex­pu­so que le­van­tar mu­ros no es ‘cris­tiano’

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.