Stan­ding Rock: Lla­man a la uni­dad

Mantienen Sioux ac­ti­va pro­tes­tas por oleo­duc­to

El Diario de El Paso - - PANORAMA - As­so­cia­ted Press

Can­non Ball, Da­ko­ta del Nor­te –Los ma­ni­fes­tan­tes que in­ten­tan blo­quear el oleo­duc­to Da­ko­ta Ac­cess hi­cie­ron un lla­ma­do el sá­ba­do a la uni­dad mien­tras se ha­lla­ban con­gre­ga­dos cer­ca de los vehícu­los de cons­truc­ción que­ma­dos que un día an­tes sir­vie­ron co­mo ba­rri­ca­da en­tre los ac­ti­vis­tas y los policías.

Tras dos días de con­fron­ta­cio­nes con las cor­po­ra­cio­nes po­li­cia­cas, al­re­de­dor de 100 per­so­nas ora­ron du­ran­te un he­la­do clima nu­bla­do en la ba­rri­ca­da si­tua­da en el sur de Da­ko­ta del Nor­te. Más tar­de los ma­ni­fes­tan­tes re­gre­sa­ron a pie has­ta el cam­pa­men­to don­de per­ma­ne­cen cien­tos de per­so­nas en apo­yo a la cam­pa­ña de los sioux Ro­ca Pa­ra­da por de­te­ner la cons­truc­ción del oleo­duc­to con va­lor de 3.8 bi­llo­nes de dó­la­res.

El vier­nes do­ce­nas de per­so­nas se co­lo­ca­ron atrás de los vehícu­los que­ma­dos y de ta­blo­nes pe­sa­dos a lo lar­go de la ca­rre­te­ra, con­fron­tan­do ba­rre­ras de con­cre­to, vehícu­los mi­li­ta­res y policías en tra­jes an­ti­mo­ti­nes. Ayer Don Cuny, lí­der de se­gu­ri­dad del cam­pa­men­to, se­ña­ló que el atrin­che­ra­mien­to “no re­pre­sen­ta” la ma­ni­fes­ta­ción en cur­so.

Cuny in­di­có ha­ber sur­gi­do di­fe­ren­cias en torno a có­mo ma­ni­fes­tar­se, pe­ro agre­gó que cual­quier agi­ta­dor se­ría ex­pul­sa­do del cam­pa­men­to. En­fa­ti­zan­do la uni­dad, di­jo: “un nú­me­ro ma­yor lo ha­ce a uno más po­de­ro­so”.

Los sioux Ro­ca Pa­ra­da ar­gu­men­tan que el oleo­duc­to de ca­si mil 200 mi­llas cons­ti­tu­ye un pe­li­gro pa­ra las fuen­tes de agua y los si­tios cul­tu­ra­les, pe­ro la com­pa­ñía te­xa­na a car­go del pro­yec­to, Energy Trans­fer Part­ner, in­sis­te en que es se­gu­ro. Se tie­ne pre­vis­to que el oleo­duc­to tras­por­te cru­do de Da­ko­ta del Nor­te a tra­vés de Da­ko­ta del Sur y Io­wa has­ta un pun­to de em­bar­que en Pa­to­ka, Illinois.

“Ya bas­ta. Los in­dí­ge­nas han si­do ig­no­ra­dos a tra­vés de la his­to­ria”, se­ña­ló Holly Doll, miem­bro de la tri­bu que fue una de los más de 60 ma­ni­fes­tan­tes en otro mí­tin efec­tua­do ayer en el ca­pi­to­lio es­ta­tal en Bis­mark. “Qui­zá nues­tras vo­ces sean ba­jas, pe­ro so­mos fuer­tes. Aquí de lo que se tra­ta es de pen­sar en las ge­ne­ra­cio­nes fu­tu­ras y en pro­te­ger nues­tra agua”.

Só­lo unas cuan­tas per­so­nas, en­tre ellas ob­ser­va­do­res de Am­nis­tía In­ter­na­cio­nal, per­ma­ne­cie­ron has­ta la noche del vier­nes cuan­do los lí­de­res de la ma­ni­fes­ta­ción pi­die­ron a los par­ti­ci­pan­tes re­gre­sar al cam­pa­men­to des­pués del in­cen­dio de los vehícu­los. El cam­pa­men­to de pro­tes­ta se lo­ca­li­za cer­ca de Can­non Ball, po­bla­ción a unas 50 mi­llas al sur de Bis­mark.

El she­riff del con­da­do Mor­ton Ky­le Kirsch­meier des­cri­bió a los ma­ni­fes­tan­tes co­mo “no be­li­co­sos pe­ro po­co coope­ra­ti­vos”, y re­co­no­ció la ayu­da de los sioux Ro­ca Pa­ra­da pa­ra ba­jar las ten­sio­nes.

Los cam­pa­men­tos ins­ta­la­dos con el pro­pó­si­to de res­pal­dar a la tri­bu han cre­ci­do has­ta con­tar con mi­les de per­so­nas, atra­yen­do apo­yo por par­te de in­dí­ge­nas es­ta­dou­ni­den­ses de al­re­de­dor del país, de­fen­so­res del me­dio am­bien­te y de­más, in­clu­yen­do va­rias ce­le­bri­da­des.

La ma­ni­fes­ta­ción su­bió de tono el fin de se­ma­na pa­sa­do, cuan­do los ma­ni­fes­tan­tes acam­pa­ron en pro­pie­dad pri­va­da si­tua­da jun­to al tra­yec­to del oleo­duc­to ad­qui­ri­da re­cien­te­men­te por Energy Trans­fer Part­ners. El jue­ves, más de 140 per­so­nas fue­ron arres­ta­das al in­gre­sar len­ta­men­te ele­men­tos de las fuer­zas del or­den —apo­ya­dos con re­fuer­zos de va­rios es­ta­dos.

Krich­meier di­jo que pos­te­rior­men­te se per­mi­tió a los re­pre­sen­tan­tes tri­ba­les en­trar a la pro­pie­dad pri­va­da pa­ra re­ti­rar las car­pas in­dí­ge­nas. Los agen­tes arres­ta­ron a una per­so­na, peo no se die­ron a co­no­cer por­me­no­res.

Pe­ro tras el des­alo­jo, du­ran­te la noche al­gu­nos ma­ni­fes­tan­tes se de­di­ca­ron a eri­gir dos ba­rri­ca­das con equi­po de cons­truc­ción que­ma­do y otros vehícu­los.

Jo­le­ne Whi­te Ea­gle, de 56 años, quien to­da su vi­da ha ra­di­ca­do en Can­non Ball, ob­ser­vó mien­tras los policías se con­gre­ga­ban cer­ca de la nue­va ba­rri­ca­da del vier­nes y ca­li­fi­có co­mo “dis­pa­ra­te” la res­pues­ta po­li­cial.

El cam­pa­men­to des­alo­ja­do el jue­ves re­cién pa­sa­do se lo­ca­li­za­ba li­ge­ra­men­te al nor­te del cam­pa­men­to per­ma­nen­te, más gran­de, que se ha per­mi­ti­do en te­rre­nos fe­de­ra­les y cons­ti­tu­ye la ba­se prin­ci­pal pa­ra cien­tos de ma­ni­fes­tan­tes en el lu­gar.

En sep­tiem­bre un juez fe­de­ral de­ne­gó la so­li­ci­tud de la tri­bu de blo­quear la cons­truc­ción tras ar­gu­men­tar que el Cuer­po de In­ge­nie­ros del Ejér­ci­to emi­tió in­de­bi­da­men­te los per­mi­sos.

Las de­mos­tra­cio­nes tie­nen lu­gar en Da­ko­ta del Nor­te

Newspapers in Spanish

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.