Los­to­m­ates

La Semana - - TEMAS -

son, sin ninguna duda, uno de los in­gre­di­entes fun­da­men­tales en casi la gran may­oría de las coci­nas, es­pe­cial­mente por sus im­por­tantes ben­efi­cios y propiedades. Se pueden comer en en­sal­adas, pero tam­bién so­los, hervi­dos, en salsa… No en vano, tal y como po­dremos ir viendo a lo largo del pre­sente post, destaca por la can­ti­dad de min­erales, vi­ta­m­i­nas y agua (en torno a un 94%) que con­tiene.

Su color rojo in­tenso, por ejem­plo, es de­bido a su con­tenido en li­copeno, una sus­tan­cia an­tiox­i­dante que no se con­vierte en vi­ta­m­ina A, y que ejerce un efecto pro­tec­tor frente a un gran número de prob­le­mas car­dia­cos.

Cuenta con gran can­ti­dad de vi­ta­m­i­nas (B, C y A), y además de tener pocas calorías y grasas, es ideal en di­etas para bajar de peso. Im­por­tante es a su vez su con­tenido en min­erales, del que destaca el pota­sio, aunque tam­bién posee fós­foro, mag­ne­sio y cal­cio, en­tre mu­chos otros.

El to­mate es una hor­tal­iza baja en so­dio, por lo que, tam- bién, es muy re­comen­dada en hiperten­sos.

Es muy bueno para ayu­dar en la di­gestión, al con­tener sales orgáni­cas áci­das, conc­re­ta­mente malatos y cit­ratos. Pre­cisa­mente por esta cuestión, sin em­bargo, no es re­comend­able en per­sonas que ten­gan cál­cu­los re­nales.

Si por ejem­plo de­seamos aprovechar toda la fi­bra de los tomates (cuestión que, como sabes, nos ayuda a man­tener un sis­tema di­ges­tivo sano), siem­pre se debe op­tar por com­er­nos el to­mate con su piel, sin pelarlo. - Al ser baja en so­dio es re­comen­dada en la di­eta de per­sonas con hiperten­sión ar­te­rial. - Es rica en fi­bra, so­bretodo si se come con su piel. - Aporta vi­ta­m­i­nas (so­bretodo vi­ta­m­i­nas del com­plejo B, C, A y E), así como min­erales (como el pota­sio, fós­foro y mag­ne­sio). - Ayuda a hacer bien la di­gestión.

Newspapers in English

Newspapers from USA

© PressReader. All rights reserved.