Cien­tí­fi­cos iden­ti­fi­can sus­tan­cias que po­drían de­te­ner réplica del zi­ka

Pri­mer pa­so pa­ra fre­nar su trans­mi­sión

Notitarde - - Internacional -

Ma­drid, agos­to 29 (EFE).Un gru­po de cien­tí­fi­cos ha iden­ti­fi­ca­do dos sus­tan­cias ya exis­ten­tes que pue­den de­te­ner la re­pli­ca­ción del vi­rus del zi­ka en el cuer­po y los da­ños que cau­sa en el ce­re­bro del fe­to, aun­que son ne­ce­sa­rios es­tu­dios com­ple­men­ta­rios an­tes de po­der usar­los en la lu­cha con­tra esa en­fer­me­dad, se­gún la re­vis­ta Na­tu­re.

In­ves­ti­ga­do­res de las uni­ver­si­da­des de Flo­ri­da, la Johns Holp­kins y los Ins­ti­tu­tos Na­cio­na­les pa­ra la Salud de EE.UU. pa­sa­ron re­vis­ta a unos 6.000 me­di­ca­men­tos y com­pues­tos, cen­tra­dos en los apro­ba­dos por las au­to­ri­da­des o los que pue­den ser usa­dos en en­sa­yos clí­ni­cos.

Iden­ti­fi­ca­ron dos ti­pos de com­pues­tos que “po­ten­cial­men­te po­drían em­plear­se pa­ra tra­tar el zi­ka. Uno evi­ta que el vi­rus se re­pli­que y el otro im­pi­de que ma­te las cé­lu­las ce­re­bra­les del fe­to”, agre­ga la no­ta.

Con es­te des­cu­bri­mien­to se ha da­do “el pri­mer pa­so ha­cia un mé­to­do te­ra­péu­ti­co que pue­de fre­nar la trans­mi­sión de es­ta en- fer­me­dad”, in­di­có el pro­fe­sor Hen­gli Tang de la Uni­ver­si­dad de Flo­ri­da.

Los com­pues­tos iden­ti­fi­ca­dos por los in­ves­ti­ga­do­res “son muy efi­ca­ces con­tra el zi­ka en las pla­cas de cul­ti­vo, pe­ro no sa­be­mos si pue­den fun­cio­nar igual en hu­ma­nos”, ad­vir­tió Song.

Uno de los fár­ma­cos que los ex­per­tos con­si­de­ran pro­me­te­do­res es el Emir­ca­san, aún en fa­se de en­sa­yos clí­ni­cos y que sir­ve pa­ra re­du­cir los da­ños en el hí­ga­do del vi­rus de la he­pa­ti­tis C, pe­ro ade­más ha mos­tra­do te­ner efec­tos neu­ro­pro­tec­to­res.

Otro de los fár­ma­cos es la ni­clo­sa­mi­da, que se usa pa­ra tra­tar in­fec­cio­nes por pa­rá­si­tos co­mo la te­nia, en hu­ma­nos y ga­na­do, y que en es­tos ex­pe­ri­men­tos ha fun­cio­na­do co­mo agen­te an­ti­ví­ri­co. Los cien­tí­fi­cos aún no han de­ter­mi­na­do si ese me­di­ca­men­to pue­de si quie­ra pe­ne­trar en el sis­te­ma ner­vio­so cen­tral de un adul­to o de un fe­to pa­ra tra­tar las cé­lu­las ce­re­bra­les que son ata­ca­das por el zi­ka, por lo que son ne­ce­sa­rios más es­tu­dios.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.