Ce­le­bra­dos en asi­lo San Mar­tín los 100 años de do­ña Adol­fi­na González

Ro­dea­da de las per­so­nas que la es­ti­man

Notitarde - - Naguanagua-la Entrada-san Diego -

Na­gua­na­gua, oc­tu­bre 6.- Do­ña Adol­fi­na González de Alon­zo, arri­bó a su cum­plea­ños nú­me­ro 100 y en com­pa­ñía del per­so­nal del Asi­lo San Mar­tín de Po­rras y del al­cal­de de Na­gua­na­gua, Ale­jan­dro Feo La Cruz, ce­le­bró la oca­sión ro­dea­da del gran ca­ri­ño y apre­cio del que go­za.

La que­ri­da do­ña Adol­fi­na González, lle­gó al cen­tro de cui­da­dos pa­ra adul­tos ma­yo­res ha­ce 10 años, lue­go de que­dar viu­da, tiem­po en el que se ha ga­na­do el amor de to­dos los mé­di­cos, en­fer­me­ras y tra­ba­ja­do­res del lu­gar, ade­más de sus con­tem­po­rá­neos, con quie­nes man­tie­ne bue­nas re­la­cio­nes amis­to­sas.

Aun­que sus días ya no son tan agi­ta­dos co­mo años atrás, no ha si­do ello si­nó­ni­mo de li­mi­ta­cio­nes pa­ra de­mos­trar su ca­ris­ma es­pon­ta­nei­dad y ama­bi­li­dad.

Hoy en día, es­tá en si­lla de rue­das y pre­sen­ta de­fi­cien­cias au­di­ti­vas, pe­ro quie­nes le ha­cen com­pa­ñía ase­gu­ran que es muy co­que­ta, le gus­ta es­tar siem­pre per­fu­ma­da y es muy ama­ble con sus com­pa­ñe­ros, per­so­na­li­dad que ha man­te­ni­do du­ran­te su vi­da en el asi­lo de Na­gua­na­gua.

Adol­fi­na González de Alon­zo na­ció en Va­len­cia, el 27 de sep­tiem­bre de 1916, pe­ro des­de muy pe­que­ña vi­vió en una ca­so­na con za­guán, ubi­ca­da en la ave­ni­da 104 de la ur­ba­ni­za­ción Ta­ra­pío. Di­cha ca­so­na, des­pués de lle­gar do­ña Adol­fi­na al asi­lo San Mar­tín de Po­rras, fue do­na­do por su par­te a la mu­ni­ci­pa­li­dad. En la ac­tua­li­dad, la edi­fi­ca­ción es lu­gar de en­cuen­tro pa­ra ve­ci­nas del sec­tor, per­te­ne­cien­tes al pro­gra­ma so­cial de la Al­cal­día de Na­gua­na­gua de­no­mi­na­do “Ca­sas de la Ale­gría”.

“Siem­pre ha si­do una bue­na ami­ga y ve­ci­na”

En el si­tio de des­can­so don­de se en­cuen­tra Adol­fi­na, tam­bién per­ma­ne­ce el se­ñor Fran­cis­co Ro­me­ro, quien re­si­dió en la mis­ma ca­lle que la cum­plea­ñe­ra, por más de 50 años, por lo que la con­si­de­ra co­mo bue­na ami­ga y ve­ci­na.

Por es­ta sin­gu­lar oca­sión, en el asi­lo, que es­tá ubi­ca­do en la co­mu­ni­dad Bri­sas de Ca­ra­bo­bo y es ad­mi­nis­tra­do por la Al­cal­día de Na­gua­na­gua, ce­le­bra­ron el cum­plea­ños a do­ña Adol­fi­na, a quien le pi­ca­ron la tra­di­cio­nal tor­ta, ade­más de con­sen­tir al res­to de los adul­tos ma­yo­res con un de­li­cio­so al­muer­zo pa­ra el que los tra­ba­ja­do­res del asi­lo, pre­pa­ra­ron un pas­ti­cho.

El per­so­nal mé­di­co, cui­da­do­res, tra­ba­ja­do­res de man­te­ni­mien­to y de­más co­la­bo­ra­do­res del asi­lo, se unie­ron al jú­bi­lo por es­te cum­plea­ños.

con

Do­ña Adol­fi­na tie­ne 10 años re­clui­da en el asi­lo San Mar­tín.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.