Reos del Cicpc Pla­za de To­ros rea­li­za­ron huel­ga de san­gre

Tie­nen me­ses es­pe­ra­do ser lle­va­dos al Pe­nal To­cu­yi­to

Notitarde - - Sucesos -

Va­len­cia, oc­tu­bre 10 (Kat­he­ri­ne Os­pino Or­tiz).- Con la exi­gen­cia de ser tras­la­da­dos al In­ter­na­do Ju­di­cial de Ca­ra­bo­bo (To­cu­yi­to), los de­te­ni­dos de los ca­la­bo­zos de la sub­de­le­ga­ción Va­len­cia del Cuer­po de In­ves­ti­ga­cio­nes Cien­tí­fi­cas, Pe­na­les y Cri­mi­na­lís­ti­cas (Cicpc), ha­brían efec­tua­do la ma­ña­na de ayer, una huel­ga de san­gre (se cor­tan en di­fe­ren­tes par­tes del cuer­po).

Fa­mi­lia­res que pre­fi­rie­ron man­te­ner­se en el ano­ni­ma­to por te­mor a re­pre­sa­lias, in­di­ca­ron que de­bi­do al ha­ci­na­mien­to en el que se en­cuen­tran los ca­la­bo­zos de la po­li­cía cien­tí­fi­ca, los de­te­ni­dos les in­for­ma­ron que ayer a las 5:00 de la ma­ña­na lue­go de en­to­nar el himno na­cio­nal, ha­rían la huel­ga de san­gre, pues con­si­de­ra­ban que era la úni­ca ma­ne­ra de pre­sio­nar pa­ra ob­te­ner los tras­la­dos que lle­van me­ses es­pe­ran­do, cuan­do les otor­ga­ron la bo­le­ta co­rres­pon­dien­te.

De­ta­lla­ron que en los cua­tro ca­la­bo­zos de la se­de po­li­cial hay más de 160 de­te­ni­dos, lo que oca­sio­na un ha­ci­na­mien­to con­si­de­ra­ble que ha afec­ta­do la sa­lud de to­dos los de­te­ni­dos, prin­ci­pal­men­te por las in­fec­cio­nes y en­fer­me­da­des que les han sa­li­do en la piel.

En­tre 20 y 30 de­te­ni­dos fue­ron tras­la­da­dos a To­cu­yi­to

Aun­que des­de el fin de se­ma­na no ha­bían te­ni­do con­tac­to con sus pa­rien­tes, ob­ser­va­ron a eso de las 9:00 de la ma­ña­na, lue­go de in­ten­sas dis­cu­sio­nes con los fun­cio­na­rios por­que no les ofre­cían in­for­ma­ción de sus se­res que­ri­dos, vie­ron có­mo en el vehícu­lo po­li­cial co­no­ci­do co­mo “La Pe­rre­ra”, se lle­va­ron en­tre 20 y 30 de­te­ni­dos ha­cia el In­ter­na­do Ju­di­cial de Ca­ra­bo­bo, me­jor co­no­ci­do co­mo Pe­nal de To­cu­yi­to.

Su­pues­ta­men­te mos­tra­ban he­ri­das en la ca­be­za y di­fe­ren­tes par­tes del cuer­po, ra­zón por la que mu­chos fa­mi­lia­res que po­dían lle­gar a la cár­cel de To­cu­yi­to se fue­ron de­trás del vehícu­lo po­li­cial, pa­ra co­no­cer el es­ta­do de sa­lud de sus fa­mi­lia­res.

Por otro la­do, los fa­mi­lia­res de los de­te­ni­dos ma­ni­fes­ta­ron al equi­po re­por­te­ril de es­te ro­ta­ti­vo que ade­más del ha­ci­na­mien­to, los in­ter­nos pa­de­cen de mal­tra­to po­li­cial.

Ade­más de lo an­te­rior­men­te des­cri­to, agre­ga­ron que los in­ter­nos vi­ven en con­di­cio­nes in­fra­hu­ma­nas, por lo que hi­cie­ron un lla­ma­do a la mi­nis­tra del Ser­vi­cio Pe­ni­ten­cia­rio, Iris Va­re­la, pa­ra que to­me cartas en el asun­to lo más rá­pi­do po­si­ble. Asi­mis­mo a re­pre­sen­tan­tes del Mi­nis­te­rio Pú­bli­co.

Fa­mi­lia­res de los de­te­ni­dos es­ta­ban apos­ta­dos afue­ra del Cicpc.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.