Bro­te de aguas ne­gras tie­ne nue­ve años afec­tan­do a Cha­gua­ra­mos II

Los ha­bi­tan­tes de la co­mu­ni­dad cla­man a las au­to­ri­da­des asis­ten­cia in­me­dia­ta

Notitarde - - Güigüe-Tacarigua-Belén -

Cen­tral Ta­ca­ri­gua, oc­tu­bre 12 (Yohan­na Guz­mán Blan­co).- En la co­mu­ni­dad Cha­gua­ra­mos II, de la pa­rro­quia Cen­tral Ta­ca­ri­gua en el mu­ni­ci­pio Car­los Ar­ve­lo, de­nun­cia­ron sen­tir­se des­asis­ti­dos por las au­to­ri­da­des, lo­ca­les, re­gio­na­les así como las na­cio­na­les y se que­ja­ron por un bro­te de aguas ser­vi­das, el cual se en­cuen­tra en la ca­lle prin­ci­pal, que des­de ha­ce unos nue­ve años afec­ta al­re­de­dor de unas 20 fa­mi­lias.

Ha­bla­ron del mal es­ta­do de las vías, las con­di­cio­nes del alum­bra­do pú­bli­co, del aseo ur­bano y la fal­ta de la ac­ti­va­ción de los Co­mi­tés Lo­ca­les de Abas­te­ci­mien­to y Pro­duc­ción (Clap).

Sohandy Pa­drón, vo­ce­ra del con­se­jo co­mu­nal, en nom­bre de los afec­ta­dos, in­for­mó que el prin­ci­pal pro­ble­ma en la co­mu­ni­dad se­ría el co­lap­so del ser­vi­cio de aguas ser­vi­das que per­ju­di­ca la sa­lud de ni­ños y adul­tos, ya que se pro­li­fe­ran mos­cas e in­sec­tos por­ta­do­res de en­fer­me­da­des, los cua­les han tras­mi­ti­do zi­ka, chi­kun­gun­ya, den­gue y afec­cio­nes en la piel.

“Es­ta­mos a la bue­na de Dios, to­dos nos he­mos en­fer­ma­do de al­go, ha­ce­mos re­cla­mos a los en­tes gu­ber­na­men­ta­les, pe­ro na­die nos da res­pues­ta”, la­men­tó la vo­ce­ra; quien ade­más sub­ra­yó, que se sien­te ig­no­ra­da tras ha­ber he­cho múl­ti­ples ob­ser­va­cio­nes y no las han to­ma­do en cuen­ta.

Ex­pli­có que otra con­se­cuen­cia del bro­te del agua pu­tre­fac­ta, es el de­te­rio­ro que le ha cau­sa­do al as­fal­ta­do, el cual aho­ra se en­cuen­tra en pé­si­mas con­di­cio­nes, re­ple­to de hue­cos y tie­rra, de­bi­do a la cons­tan­te co­rrien­te que inun­da la ca­lle, la cual ha da­ña­do la ca­pa as­fál­ti­ca y en al­gu­nas zo­nas has­ta ha cre­ci­do la ma­le­za.

Fa­llas en el alum­bra­do y la re­co­lec­ción de desechos

La de­nun­cian­te ex­pu­so que el alum­bra­do pú­bli­co y el aseo ur­bano son otro de los ser­vi­cios que fa­llan en la co­mu­ni­dad, por lo que en las no­ches las ca­lles per­ma­ne­cen a os­cu­ras y quie­nes sa­len es­tán ex­pues­tos a caer en el río de aguas ne­gras, o a ser víc­ti­mas de la in­se­gu­ri­dad.

“Uno, que otro vecino de­ja la luz del fren­te de su ca­sa en­cen­di­da, so­lo así evi­ta­mos la to­tal os­cu­ri­dad. Sin em­bar­go, hay sec­to­res en la co­mu­ni­dad don­de ni eso ha­cen, es­ta­mos ol­vi­da­dos por los go­ber­nan­tes”, re­fi­rió.

Asi­mis­mo, re­ve­ló que el aseo no re­co­ge la ba­su­ra con re­gu­la­ri­dad en la zo­na y de­ben per­ma­ne­cer con los desechos du­ran­te se­ma­nas, has­ta que en el ayun­ta­mien­to lo­cal, pres­ten el ser­vi­cio.

“Hay ve­ces que le caen gu­sa­nos a la ba­su­ra y aun­que al­gu­nos pre­fie­ren que­mar­la, otros ele­gi­mos es­pe­rar y evi­tar que la cu­ra sea peor que la en­fer­me­dad y el hu­mo nos cau­se en­fer­me­da­des res­pi­ra­to­rias”, na­rró.

Clap au­sen­te

Asi­mis­mo, Pa­drón apro­ve­chó la opor­tu­ni­dad de ma­ni­fes­tar que los Co­mi­tés Lo­ca­les de Abas­te­ci­mien­to y Pro­duc­ción (Clap), no han si­do ac­ti­va­dos en la zo­na.

En­fa­ti­zó que se han vis­to afec­ta­dos en cuan­to a la ad­qui­si­ción de ali­men­tos y tras el anun­cio pre­si­den­cial de es­te pro­yec­to or­ga­ni­za­do de ven­ta de al­gu­nos ru­bros a me­nor cos­to, es­pe­ra­ban que con esa ayu­da se sol­ven­ta­ra un po­co la ne­ce­si­dad que ha lle­va­do tan­to a ni­ños como a adul­tos al es­ta­do de des­nu­tri­ción.

Con­ti­nuó in­di­can­do que por re­si­dir en una zo­na po­co con­cu­rri­da y le­ja­na a las más po­bla­das del mu­ni­ci­pio, la com­pra de cual­quier pro­duc­to siem­pre tu­vo su di­fi­cul­tad, pe­ro ac­tual­men­te se les ha vuel­to más di­fí­cil con­se­guir co­mi­da y otros ele­men­tos.

Lla­ma­do de aten­ción

En es­te sen­ti­do, la ciu­da­da­na hi­zo un lla­ma­do a los en­tes lo­ca­les y re­gio­na­les a lo que han so­li- ci­ta­do ayu­da, de­bi­do a que has­ta el mo­men­to no se han abo­ca­do a vi­si­tar y co­no­cer las con­di­cio­nes en las que vi­ven es­tas fa­mi­lias des­de ha­ce al­gu­nos años.

Por otro la­do, el equi­po re­por­te­ril del dia­rio No­ti­tar­de, in­ten­tó con­tac­tar al per­so­nal de la Di­rec­ción de Ser­vi­cios Ge­ne­ra­les de la al­cal­día de Car­los Ar­ve­lo, pa­ra co­no­cer si tie­nen pro­yec­tos a cor­to o lar­go pla­zo pa­ra asis­tir es­te sec­tor, pe­ro no se lo­gró la co­mu­ni­ca­ción.

Des­de ha­ce nue­ve años, las ca­lles se en­cuen­tran re­ple­tas de hue­cos, ba­rro, ma­le­za y aguas ser­vi­das.

El co­lap­so del sis­te­ma de aguas ser­vi­das en la co­mu­ni­dad Cha­gua­ra­mos II afec­ta a unas 20 fa­mi­lias.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.