New York Ti­mes: Uri­be, el hom­bre que es­tá blo­quean­do la paz en Co­lom­bia

Már­quez, co­man­dan­te de las Farc, tam­bién lo ins­tó a com­pla­cer a los que apo­yan el Sí

Notitarde - - Internacional -

Nue­va York, octubre 14 (NY Ti­mes/ BBC Mundo).- El dia­rio New York Ti­mes de­di­có la editorial de es­ta se­ma­na al ex man­da­ta­rio de Co­lom­bia, Ál­va­ro Uri­be, pa­ra ins­tar­lo a “de­jar de blo­quear la paz” en el país neo­gra­na­dino.

La ini­cia­ti­va del co­mi­té editorial reúne una se­rie de crí­ti­cas con­tra Uri­be al ser con­si­de­ra­do por ellos, co­mo la per­so­na que pu­do ini­ciar “las ba­ses pa­ra los acuer­dos de paz con los gru­pos gue­rri­lle­ros al li­de­rar la ofen­si­va que los lle­vó a la me­sa de ne­go­cia­ción”, pe­ro que al fi­nal sur­gió co­mo “el mayor obs­tácu­lo pa­ra ne­go­ciar el fin de un con­flic­to ar­ma­do de 52 años”.

Por ese mo­ti­vo le so­li­ci­tan que em­pie­ce “a com­por­tar­se co­mo un hom­bre de Es­ta­do y no co­mo un agua­fies­tas, por­que las de­ci­sio­nes que to­me en las pró­xi­mas se­ma­nas bien pue­den de­ter­mi­nar si el acuer­do de paz que su su­ce­sor, Juan Ma­nuel San­tos, tra­ba­jó con las Farc ter­mi­ne de ma­ne­ra per­ma­nen­te con el de­rra­ma­mien­to de san­gre o si se per­de­rá otra opor­tu­ni­dad”, se­ña­la el editorial.

Ade­más, con­si­de­ran que “el fra- ca­so del acuer­do se­ría una tra­ge­dia y, muy pro­ba­ble­men­te, arrui­na­ría el le­ga­do de Uri­be, en es­pe­cial, por­que no ha ofre­ci­do una al­ter­na­ti­va via­ble”.

Re­co­no­cie­ron que en el ple­bis­ci­to de la paz “los vo­tan­tes co­lom­bia­nos lo re­cha­za­ron, por un mar­gen muy es­tre­cho y que mu­chos de ellos ba­jo la in­fluen­cia de una cam­pa­ña en­ga­ño­sa di­ri­gi­da por Uri­be”.

En es­te sen­ti­do, con­si­de­ra­ron que “pa­ra en­ca­rri­lar de nuevo los es­fuer­zos del acuer­do de paz con las Farc, y pa­ra que las ne­go­cia­cio­nes con el ELN sean exi­to­sas, Uri­be ne­ce­si­ta ser cons­truc­ti­vo”.

Es­to ante una se­rie de pe­ti­cio­nes que reali­zó Uri­be “des­pués del ple­bis­ci­to, Uri­be hi­zo una se­rie de pe­ti­cio­nes po­co rea­lis­tas so­bre el acuer­do con las Farc, co­mo des­ha­cer­se del sis­te­ma de jus­ti­cia por tran­si­ción y del tri­bu­nal es­pe­cial al co­ra­zón del acuer­do. El tri­bu­nal ofre­ce­ría am­nis­tía a los com­ba­tien­tes de mayor rango y cas­ti­ga­ría con be­ne­vo­len­cia a los gue­rri­lle­ros que con­fe­sa­ran crí­me­nes gra­ves”.

Plan­tea­ron que si las par­tes es- tán dis­pues­tas a ne­go­ciar de bue­na fe, se pue­de lo­grar un acuer­do de paz fi­nal an­tes de que aca­be es­te año. “En los días re­cien­tes, mi­les de co­lom­bia­nos que apo­yan el acuer­do de paz han sa­li­do a las ca­lles pa­ra con­vo­car a la cla­se po­lí­ti­ca a que tra­ba­je en con­jun­to, pe­ro si la lu­cha se ex­tien­de más allá de es­te año, es muy pro­ba­ble que la ayu­da in­ter­na­cio­nal em­pie­ce a es­fu­mar­se”.

Fi­nal­men­te, co­lo­can en una ba­lan­za que mien­tras “el Go­bierno de San­tos y las Farc han di­cho que es­tán com­pro­me­ti­dos con mantener el ce­se el fue­go que ha du­ra­do ca­si un año, hay más po­si­bi­li­da­des de que mien­tras más du­re el im

pas­se pue­da ha­ber más nue­vos sucesos de vio­len­cia. El vol­ver al com­ba­te —lo cual no pue­de des­car­tar­se— po­dría ser ca­tas­tró­fi­co. Si eso pa­sa­ra, Uri­be se­ría a quien ten­dría­mos que cul­par”.

Por otra par­te, Iván Már­quez, co­man­dan­te de las Farc, re­cal­có en una en­tre­vis­ta pa­ra BBC que no es prio­ri­dad pa­ra ellos vol­ver a la gue­rra y que si Uri­be “tu­vo ocho años pa­ra in­ten­tar ani­qui­lar por la vía mi­li­tar a las Farc y no pu­do, que per­mi­ta a los co­lom­bia­nos ha­cer la paz”.

El ex pre­si­den­te Ál­va­ro Uri­be.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.