Par­ti­ci­pa­ción po­lí­ti­ca de las Farc es te­ma cla­ve en nue­vo acuer­do de paz

Se­gún se­na­dor Roy Ba­rre­ras, es po­co pro­ba­ble que se lo­gre mo­di­fi­car

Notitarde - - Internacional -

Bo­go­tá, Co­lom­bia, no­viem­bre 3 (AP).- La par­ti­ci­pa­ción en po­lí­ti­ca de las Farc es cla­ve pa­ra lo­grar un nue­vo acuer­do de paz, di­jo el jue­ves uno de los ne­go­cia­do­res del Go­bierno co­lom­biano.

“En ese pun­to es muy po­co pro­ba­ble que ha­ya mo­di­fi­ca­cio­nes’’, in­di­có te­le­fó­ni­ca­men­te a The As­so­cia­ted Press el se­na­dor Roy Ba­rre­ras, miem­bro del equi­po ne­go­cia­dor.

El te­ma fue uno de los más po­lé­mi­cos en las reunio­nes en­tre el Go­bierno y los pro­mo­to­res del “no’’ al acuer­do de paz que triun­fó en el ple­bis­ci­to del 2 de oc­tu­bre.

Ba­rre­ras se­ña­ló que tras esos en­cuen­tros los ne­go­cia­do­res lle­va­rán a La Ha­ba­na un pa­que­te con más de 400 ajus­tes pa­ra tra­tar­los con la gue­rri­lla y la en­co­mien­da de al­can­zar un nue­vo pac­to en cor­to tiem­po, co­mo ha pe­di­do el pre­si­den­te Juan Ma­nuel San­tos.

Al­gu­nos ne­go­cia­do­res tie­nen pre­vis­to re­gre­sar a la ca­pi­tal cu­ba­na el vier­nes mien­tras que otros per­ma­ne­ce­rán uno o dos días más en Bo­go­tá por pe­di­do de San­tos.

De acuer­do con Ba­rre­ras hay su­ge­ren­cias que “pa­re­cen ra­zo­na­bles, via­bles y que son im­por­tan­tes’’, pe­ro ad­vir­tió que en el te­ma de la “ele­gi­bi­li­dad’’ po­lí­ti­ca de los re­bel­des no se ha­rían cam­bios a lo ya ne­go­cia­do. Se­gún el acuer­do de paz fir­ma­do el 26 de sep­tiem­bre tras una ne­go­cia­ción de ca­si cua­tro años, los re­bel­des de las Farc que en­tre­guen sus ar­mas y con­fie­sen sus de­li­tos evi­ta­rán cum­plir pe­nas de cár­cel.

A su vez, las Farc ob­ten­drán 10 es­ca­ños en el Con­gre­so has­ta 2026 pa­ra fa­ci­li­tar su con­ver­sión en un mo­vi­mien­to po­lí­ti­co.

Pe­ro los opo­si­to­res al pac­to cues­tio­nan que los je­fes gue­rri­lle­ros in­vo­lu­cra­dos en crí­me­nes de le­sa hu­ma­ni­dad ten­gan vía li­bre pa­ra ac­ce­der a la vi­da po­lí­ti­ca. Ba­rre­ras su­bra­yó que ese pun­to es par­te de la co­lum­na ver­te­bral de cual­quier acuer­do de paz. “Esa pre­ten­sión de que de­jen las ar­mas y los me­tan a la cár­cel, pues eso es de­cir ‘no­so­tros no que­re­mos que ha­ya pro­ce­so de paz’ ’’, sos­tu­vo el se­na­dor.

Ba­rre­ras sos­tu­vo, en cam­bio, que le pa­re­ce “ra­zo­na­ble’’ po­ner­le un pla­zo de tiem­po al tri­bu­nal que cas­ti­ga­rá los crí­me­nes de gue­rra, una de­man­da de los opo­si­to­res.

Ad­ver­sa­rios al acuer­do tam­bién han pe­di­do que ese en­te sea in­te­gra­do ple­na­men­te por jue­ces co­lom­bia­nos, con­tra­rio a lo que es­ta­ble­ce el acuer­do de in­cluir a ma­gis­tra­dos ex­tran­je­ros.

El Go­bierno, que no ha­bía pre­vis­to una de­rro­ta en el ple­bis­ci­to, quie­re al­can­zar un nue­vo acuer­do an­tes de fi­nes de no­viem­bre pa­ra lue­go blin­dar­lo ju­rí­di­ca­men­te ya sea en­vián­do­lo al Con­gre­so o con­vo­can­do a una nue­va con­sul­ta po­pu­lar.

San­tos re­ci­bi­rá el No­bel de la Paz el 10 de di­ciem­bre y desea te­ner an­tes el acuer­do de paz re­ne­go­cia­do pa­ra po­ner fin a me­dio si­glo de hos­ti­li­da­des.

La par­ti­ci­pa­ción po­lí­ti­ca de las Farc es un es­co­llo a su­pe­rar en las mo­di­fi­ca­cio­nes del acuer­do de paz de Co­lom­bia.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.