“Ca­li­fi­ca­do­ras de ries­go no si­guen pa­rá­me­tros reales”

Ase­gu­ró el eco­no­mis­ta Tony Bo­za

Notitarde - - Ciudad -

Va­len­cia, no­viem­bre 4 ( Carolina Cam­pos).- Las ca­li­fi­ca­do­ras de ries­go que han cues­tio­na­do la es­ta­bi­li­dad eco­nó­mi­ca y fi­nan­cie­ra de Ve­ne­zue­la no si­guen pa­rá­me­tros reales, sim­ple­men­te son agencias ar­bi­tra­rias, se­gún el eco­no­mis­ta ve­ne­zo­lano Tony Bo­za.

“Si al Pen­tá­gono le cae mal un país és­te ob­tie­ne una pé­si­ma ca­li­fi­ca­ción, tan es así que Chi­na es­tá crean­do sus pro­pias ca­li­fi­ca­do­ras pa­ra des­las­trar­se de sus tram­pas” -ase­gu­ró, in­ten­tan­do con ello res­pon­der a la de­nun­cia rea­li­za­da días an­tes por el Pre­si­den­te de la Re­pú­bli­ca.

Tan es así que re­cor­dó que és­tas han si­do una de las gran­des cau­san­tes de de­sas­tres fi­nan­cie­ros en el mun­do. Uno de los ca­sos más re­le­van­tes -men­cio­nó- que in­vo­lu­cró a la com­pa­ñía glo­bal Leh­man Brot­hers, que en el año 2008 -cua­tro días des­pués de ha­ber si­do pre­pon­de­ra­daa­nun­ció su quie­bra, per­ju­di­can­do con ello to­do el sis­te­ma fi­nan­cie­ro nor­te­ame­ri­cano.

“Ésas son las mis­mas ca­li­fi­ca­do­ras que hoy pre­ten­den apa­re­cer co­mo un tri­bu­nal im­par­cial, no se pue­den to­mar en se­rio por­que son el ca­ba­llo de Tro­ya del ca­pi­tal fi­nan­cie­ro”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.