Reac­ti­va­da uni­dad de pie dia­bé­ti­co

Des­de ha­ce tres se­ma­nas atien­den a las per­so­nas con es­ta de­li­ca­da pe­ro tra­ta­ble con­di­ción

Notitarde - - Güigüe-Tacarigua-Belén -

Güi­güe, no­viem­bre 4 (Yohan­na Guz­mán Blan­co).- El in­te­rés de un gru­po de es­pe­cia­lis­tas en el área de la sa­lud que la­bo­ra en el Hos­pi­tal “Car­los San­da”, del mu­ni­ci­pio Car­los Ar­ve­lo, por con­ti­nuar ve­lan­do por el bie­nes­tar y la in­te­gri­dad de to­dos los ciu­da­da­nos, en es­pe­cial quie­nes han si­do diag­nos­ti­ca­dos con la en­fer­me­dad cró­ni­ca, en la cual el cuer­po no pue­de re­gu­lar la can­ti­dad de azú­car en la san­gre y pa­de­cen del pie dia­bé­ti­co, rei­nau­gu­ra­ron ha­ce unas se­ma­nas la uni­dad de asis­ten­cia pa­ra aten­der a quie­nes pa­dez­can es­ta de­li­ca­da, pe­ro tra­ta­ble con­di­ción.

Ha­ce exac­ta­men­te tres se­ma­nas fue reac­ti­va­da la sa­la de aten­ción don­de dos en­fer­me­ros y tres es­pe­cia­lis­tas, se en­fo­can en aten­der a las per­so­nas que des­de la pro­mo­ción de es­ta nue­va eta­pa de asis­ten­cia mé­di­ca, han acu­di­do a las con­sul­tas en bus­ca de me­jo­rías.

Evi­tar com­pli­ca­cio­nes en las he­ri­das de las per­so­nas cu­yo or­ga­nis­mo no ci­ca­tri­za le­sio­nes, pre­ve­nir las ampu­tacio­nes de miem­bros, con­cien­ciar a los pa­cien­tes so­bre el aseo co­rrec­to de los pies en­tre otras co­sas, son los ob­je­tos por los que En­ma­ri Pé­rez, coor­di­na­do­ra de la uni­dad de pie dia­bé­ti­co y el equi­po que allí la­bo­ra, bus­can ofre­cer a quie­nes acu­den por ayu­da mé­di­co asis­ten­cial.

A tra­vés de la Go­ber­na­ción de Ca­ra­bo­bo y la Fun­da­ción Ins­ti­tu­to Ca­ra­bo­be­ño pa­ra la Sa­lud (In­sa­lud), la coor­di­na­do­ra in­for­mó que se lo­gró con­tar con el su­mi­nis­tro de in­su­mos, en es­te ca­so el fac­tor Es­pro Ne­pi­der de 75mg (Ne­pi­der­mi­na), con el que de ma­ne­ra cons­tan­te pue­den asis­tir a las per­so­nas.

Es­pe­ran au­men­tar la aten­ción

Con un to­tal de cua­tro pa­cien­tes ini­cia­ron las con­sul­tas y con el co­rrer de los días, ac­tual­men­te atien­den a 17 per­so­nas; es­pe­ran­do au­men­tar ca­da vez más el nú­me­ro de be­ne­fi­cia­dos en la lo­ca­li­dad. Pues se co­no­ce que has­ta el mo­men­to un re­du­ci­do nú­me­ro de car­loar­ve­len­ses afec­ta­dos que dis­po­nen de los re­cur­sos pa­ra tras­la­dar­se día por me­dio, a La Vi­ña, en la ca­pi­tal ca­ra­bo­be­ña, eran tra­ta­dos pa­ra sol­ven­tar las le­sio­nes en el pie dia­bé­ti­co.

Mien­tras que el res­to só­lo se con­for­ma­ba con cu­ras que les rea­li­za­ban en la sa­la de emer­gen­cia del hos­pi­tal. Las cua­les a pe­sar de que no era lo re­co­men­da­ble, pues sin los fac­to­res in­yec­ta­bles ne­ce­sa­rios, era im­po­si­ble que las he­ri­das ci­ca­tri­za­ran, era lo po­co que po­dían ha­cer por su con­di­ción el res­to de los pa­cien­tes.

Ca­so Fabián To­rreal­ba

Tal es el ca­so del se­ñor be­le­nés Fabián To­rreal­ba, quien te­nía 10 me­ses con una le­sión en el de­do pul­gar del pie y era aten­di­do en la men­cio­na­da emer­gen­cia, don­de ase­gu­ró ha­ber si­do asis­ti­do siem­pre de la me­jor ma­ne­ra, pe­ro al no apli­car­les los me­di­ca­men­tos re­que­ri­dos, su miem­bro no me­jo­ró.

Has­ta que em­pe­zó a re­ci­bir con­sul­tas en la re­cién rei­nau­gu­ra­da área es­pe­cia­li­za­da que co­men­zó a ver las me­jo­rías y con tan só­lo cin­co apli­ca­cio­nes, que se tra­du­cen en dos se­ma­nas de tra­ta­mien­to con los fac­to­res, el de­do ha ci­ca­tri­za­do y le han in­di­ca­do que con la si­guien­te se­sión es­ta­ría com­ple­to el pro­ce­so de cu­ra­ción, ex­pli­có Pé­rez.

Pro­ce­so de cu­ra­ción

La es­pe­cia­lis­ta co­men­tó que “la asis­ten­cia se tra­ta de eva­luar al pa­cien­te y se­rán asis­ti­dos quie­nes pre- sen­ten he­ri­das del to­bi­llo pa­ra aba­jo”.

Pos­te­rior­men­te, el día que la per­so­na sea pau­ta­da pa­ra re­ci­bir el tra­ta­mien­to es re­co­men­da­ble que ha­ya desa­yu­na­do de ma­ne­ra ba­lan­cea­da pa­ra evi­tar reac­cio­nes an­te el me­di­ca­men­to. Lue­go de re­ci­bir el fac­tor, el pa­cien­te de­be es­pe­rar unos 20 a 30 mi­nu­tos, has­ta que el es­pe­cia­lis­ta con­si­de­re que pue­de re­tor­nar a sus ac­ti­vi­da­des co­ti­dia­nas, con el fin de evi­tar sín­to­mas que alar­men tan­to al tra­tan­te co­mo a sus fa­mi­lia­res. Y se­gui­do a eso, en ca­da con­sul­ta, se ve la evo­lu­ción que han te­ni­do los aten­di­dos, por lo ge­ne­ral a la ter­ce­ra cu­ra se evi­den­cia la re­ge­ne­ra­ción del te­ji­do.

“Por lo ge­ne­ral, se tra­ta de un pro­ce­so que de­mo­ra 20 se­sio­nes, to­do de­pen­de del da­ño que pre­sen­te la per­so­na, ya hay pa­cien­tes que a pe­sar de ha­ber per­ma­ne­ci­do por ca­si un año con el da­ño, en tan só­lo dos se­ma­nas afor­tu­na­da­men­te, he­mos re­ver­ti­do el des­gas­te del te­ji­do”, agre­gó la es­pe­cia­lis­ta.

Pre­pa­ra­ción mé­di­ca

Pé­rez na­rró que des­de ha­ce dos años, en la lo­ca­li­dad no ofre­cían es­te im­por­tan­te ser­vi­cio, por lo que ella jun­to a los que aho­ra brin­dan es­te ser­vi­cio gra­tui­to, se en­ca­mi­na­ron en pre­pa­rar­se en el mis­mo cen­tro don­de se atien­den las per­so­nas con pie dia­bé­ti­co, ubi­ca­do en La Vi­ña, en pre­pa­rar­se pa­ra en­tre­gar es­ta re­que­ri­da ayu­da a los lu­ga­re­ños. “Ac­tual­men­te, cuan­do la me­di­ci­na es­tá ca­da vez más avan­za­da re­sul­ta in­creí­ble ob­ser­var al pa­re­cer mu­chas más per­so­nas mu­ti­la­das, tras pa­de­cer de es­ta afec­ción. Por lo que bus­ca­mos evi­tar que las per­so­nas pre­sen­ten un da­ño irre­ver­si­ble, que só­lo ten­ga co­mo so­lu­ción la ampu­tación de al­gún miem­bro”, ase­gu­ró.

Con­sul­tas

Por tal mo­ti­vo ex­hor­tó a los pa­cien­tes con pie dia­bé­ti­co de Car­los Ar­ve­lo a acer­car­se a las con­sul­tas que dan en el Hos­pi­tal Car­los San­da, en la uni­dad es­pe­cia­li­za­da, fren­te a la aten­ción de tu­bercu­losis y en­fer­me­da­des de trans­mi­sión se­xual. De lu­nes a vier­nes en ho­ras de la ma­ña­na.

El fac­tor Es­pro Ne­pi­der (Ne­pi­der­mi­na) es el uti­li­za­do en es­tos ca­sos.

Des­de ha­ce unas se­ma­nas fue rei­nau­gu­ra­da la uni­dad pa­ra aten­der a las per­so­nas que su­fren de pie dia­bé­ti­co.

De mo­men­to atien­den a 17 per­so­nas y es­pe­ran asis­tir a mu­chas más.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.