Na­ce la red La­ti­noa­me­ri­ca­na por el de­re­cho uni­ver­sal a la sa­lud

Notitarde - - Deportes - Jo­sé León Uz­cá­te­gui

Un nue­vo fan­tas­ma re­co­rre nues­tra Ab­ya Ya­la (Amé­ri­ca), el PO­DER PO­PU­LAR. An­te la ame­na­za neo­fas­cis­ta que vie­ne apa­re­cien­do en el con­ti­nen­te, in­clui­do el re­cien­te triun­fo de Do­nald Trump, va pro­li­fe­ran­do a to­do lo lar­go y an­cho del te­rri­to­rio ame­ri­cano la crea­ción de or­ga­ni­za­cio­nes y mo­vi­mien­tos so­cia­les, ex­pre­sión de la cons­truc­ción de un nue­vo blo­que his­tó­ri­co en la ta­rea de im­pul­sar la con­tra­he­ge­mo­nía cul­tu­ral an­ti­ca­pi­ta­lis­ta hoy co­mo nun­ca ne­ce­sa­ria. En es­ta pers­pec­ti­va, y an­te las ame­na­zas pa­ra la sa­lud de nues­tros pue­blos nos ha to­ca­do con­tri­buir al na­ci­mien­to de la Red La­ti­noa­me­ri­ca­na de Or­ga­ni­za­cio­nes y Mo­vi­mien­tos So­cia­les por la De­fen­sa del De­re­cho Uni­ver­sal a la Sa­lud. Tal even­to se lle­vó a ca­bo en Asun­ción (Pa­ra­guay) el pa­sa­do 25 de oc­tu­bre en el mar­co del II En­cuen­tro de esa nue­va aso­cia­ción, cu­yo pri­mer pa­so se dio en Bra­si­lia en el año 2015. El XIV Con­gre­so La­ti­noa­me­ri­cano de Me­di­ci­na So­cial ce­le­bra­do del 26 al 28 de oc­tu­bre en esa mis­ma ciu­dad sir­vió de en­cua­dre pa­ra es­te even­to. La par­ti­da de na­ci­mien­to con­tó con la pre­sen­cia de más de un cen­te­nar de per­so­nas, vo­ce­ros y de­le­ga­dos de más de 13 paí­ses y de­jó abier­ta la po­si­bi­li­dad de in­cor­po­rar a per­so­nas, gru­pos, or­ga­ni­za­cio­nes y mo­vi­mien­tos so­cia­les de sa­lud de cual­quier otro país del con­ti­nen­te.

En la Car­ta de Asun­ción, co­mo se de­no­mi­nó su ma­ni­fies­to ini­cial, se ex­po­nen los ob­je­ti­vos y pro­pó­si­tos. Allí se pue­de leer que esa or­ga­ni­za­ción sur­ge con el pro­pó­si­to de ha­cer “alian­zas fren­te a la ten­den­cia mer­can­ti­lis­ta y pri­va­ti­za­do­ra de la vi­da y la sa­lud que hoy ame­na­za to­da la re­gión… he­mos ra­ti­fi­ca­do nues­tro pro­pó­si­to de ha­cer fren­te a un mo­de­lo ci­vi­li­za­to­rio que con­si­de­ra­mos ago­ta­do, he­mos vuel­to a en­con­trar­nos pa­ra de­cir uni­dos que que­re­mos ra­di­ca­li­zar la de­mo­cra­cia. Es­tá en cri­sis es­ta ma­ne­ra de vi­vir, de pro­du­cir, de ali­men­tar­nos, de ju­gar, de amar, es­ta­mos en una so­cie­dad ba­sa­da en una cul­tu­ra de muer­te”.

Ex­pre­san su so­li­da­ri­dad con el pue­blo bra­si­le­ño, ve­ne­zo­lano, co­lom­biano y pa­ra­gua­yo en sus lu­chas. Ex­po­nen que “los mo­vi­mien­tos so­cia­les de­ci­mos SÍ A LA PAZ y exi­gi­mos el ce­se de las ex­pre­sio­nes de vio­len­cia en to­das sus for­mas. En es­te año he­mos vis­to có­mo és­ta se ha re­cru­de­ci­do. Se per­si­guen, se en­car­ce­lan, tor­tu­ran y ma­tan a lu­cha­do­res so­cia­les por el de­re­cho a la vi­da y a la sa­lud, por de­fen­der los re­cur­sos na­tu­ra­les y el de­re­cho a un pe­da­zo de tie­rra. La sa­lud es un de­re­cho, lo va­mos a de­fen­der, es una res­pon­sa­bi­li­dad del Es­ta­do y sa­be­mos de las es­tra­te­gias de nues­tros go­bier­nos con­ser­va­do­res que crean ima­gi­na­rios de mal fun­cio­na­mien­to de la sa­lud pú­bli­ca, de quie­bra, de in­sos­te­ni­bi­li­dad, de in­efi­cien­cia, a tra­vés de la de­li­be­ra­da pre­ca­ri­za­ción de los ser­vi­cios, rea­li­zan­do des­abas­te­ci­mien­tos pro­gra­ma­dos, de­jan­do sin in­su­mos los cen­tros de sa­lud pa­ra jus­ti­fi­car la pri­va­ti­za­ción de los ser­vi­cios, y por eso ha­re­mos el es­fuer­zo de tra­ba­jar des­de las co­mu­ni­da­des, con­cien­cian­do so­bre es­tas es­tra­te­gias mer­can­ti­lis­tas. La sa­lud no es una mer­can­cía. No que­re­mos los eu­fe­mis­mos de la mer­can­ti­li­za­ción apo­ya­dos por al­gu­nos or­ga­nis­mos mul­ti­la­te­ra­les que ha­blan de las “co­ber­tu­ras de sa­lud uni­ver­sa­les”, o el “ac­ce­so fi­nan­cie­ro a ser­vi­cios de sa­lud”, o “pi­sos mínimos de pro­tec­ción so­cial”. ¡No acep­ta­mos!, la sa­lud es un de­re­cho que so­lo se en­tien­de uni­ver­sal, in­te­gral. La asu­mi­mos co­mo el pro­ce­so sa­lud-en­fer­me­dad y su de­ter­mi­na­ción so­cial, co­mo nos lo ha en­se­ña­do la Sa­lud Co­lec­ti­va. En­ten­de­mos la sa­lud co­mo Buen Vi­vir, el vi­vir en ple­ni­tud, el Sa­ber Amar la Vi­da, que nos en­se­ña­ron nues­tros an­ces- tros. Cree­mos en una Me­di­ci­na So­cial que re­co­no­ce los sa­be­res an­ces­tra­les y la me­di­ci­na na­tu­ral, en con­tra­po­si­ción con es­ta so­cie­dad ca­pi­ta­lis­ta que cons­tru­ye so­bre la ins­ti­tu­cio­na­li­za­ción de po­lí­ti­cas neo­li­be­ra­les y de una me­di­ci­na ba­sa­da en la en­fer­me­dad y la me­di­ca­li­za­ción de la so­cie­dad. Hoy les de­ci­mos des­de la ter­nu­ra de los pue­blos que nos uni­mos pa­ra ha­cer fren­te a las ten­den­cias des­hu­ma­ni­za­do­ras de es­te sis­te­ma, pa­ra cons­truir el Buen Vi­vir a tra­vés de mo­de­los de con­vi­ven­cia ra­di­cal­men­te in­clu­yen­tes y des­de nues­tros pue­blos, ga­ran­ti­zan­do la sa­lud a tra­vés de otras for­mas de re­la­ción que apun­ten a te­jer la­zos con la vi­da”. Cul­mi­nan la De­cla­ra­ción con el anun­cio de una pla­ta­for­ma y un plan de lu­cha pa­ra su ac­cio­nar en to­das nues­tras na­cio­nes. En ca­da país ten­drán sus or­ga­ni­za­cio­nes o mo­vi­mien­tos so­cia­les afi­lia­dos. En Ve­ne­zue­la he­mos afi­lia­do la Red de Sa­lud Co­lec­ti­va, ca­pí­tu­lo ve­ne­zo­lano de ALAMES. La re­fe­ren­cia es https://www.fa­ce­book.com/Red-La­ti­noa­me­ri­ca­na-or­ga­ni­za­cio­nes- por- el- de­re­cho- a- laSa­lud y el co­rreo es red­la­ti­noa­me­ri­ca­na­sa­lud@gmail.com. In­cor­po­ra­re­mos nues­tros mo­des­tos es­fuer­zos en los ob­je­ti­vos y las ta­reas de es­ta Red de lu­cha y es­pe­ran­za e in­vi­ta­mos a to­dos y to­das los in­tere­sa­dos a su­mar­se a es­ta ini­cia­ti­va. En­ho­ra­bue­na!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.