Ri­ve­ro: Go­bierno cum­plio con pa­gos pen­dien­tes a los do­cen­tes

Notitarde - - Ciudad -

Va­len­cia, enero 14 (Ilia­na R. Mo­go­llón Ar­güe­lles).- Ca­da 15 de enero se ce­le­bra en Ve­ne­zue­la el Día del Maes­tro, pro­fe­sión que es con­si­de­ra­da co­mo una de las más im­por­tan­tes, por­que fu­sio­na la res­pon­sa­bi­li­dad de edu­car a los ni­ños y jó­ve­nes que se­rán en bre­ve el fu­tu­ro de la na­ción, y al mis­mo tiem­po, con­vier­te a los do­cen­tes en los mo­de­los, con­se­je­ros y ami­gos que for­ma­rán a ciu­da­da­nos de bien.

Los edu­ca­do­res tie­nen en sus ma­nos el deber de orien­tar du­ran­te las di­ver­sas eta­pas de for­ma­ción; sin em­bar­go, asu­men ro­les que los con­vier­ten en “su­per­hé­roes” con la ca­pa­ci­dad de in­tuir in­clu­so lo que acon­te­ce en ca­da uno de sus es­tu­dian­tes.

La pro­fe­so­ra Au­ri Ri­ve­ro, pre­si­den­ta de la Fe­de­ra­ción Ve­ne­zo­la­na de Maes­tros, ca­pí­tu­lo Ca­ra­bo­bo, ase­gu­ra que ser do­cen­te es “orien­tar y amar, por­que dia­ria­men­te pa­sa­mos lar­gas ho­ras con nues­tros ni­ños, con­for­man­do una gran fa­mi­lia”.

En­fa­ti­za que la pro­fe­sión ele­gi­da no so­lo in­te­gra la ca­pa­ci­dad aca­dé­mi­ca, sino que se en­car­ga “has­ta de trans­mi­tir­les afec­to a los es­tu­dian­tes que no lo re­ci­ben en sus ho­ga­res”.

Pa­ra Ri­ve­ro, los va­lo­res son in­cul­ca­dos en ca­sa por los pa­dres y re­pre­sen­tan­tes, quie­nes desem­pe­ñan un pa­pel fun­da­men­tal en el pro­ce­so de en­se­ñan­za y apren­di­za­je, por­que los do­cen­tes so­lo se en­car­gan de re­for­zar los co­no­ci­mien­tos.

Es­te año pa­ra ce­le­brar el día del edu­ca­dor rea­li­za­rán la tra­di­cio­nal mi­sa en la Ca­te­dral de Va­len­cia a las 8:00 a.m. y le ren­di­rán ho­no­res a Si­món Bo­lí­var. Co­mo en ca­da oca­sión, el gre­mio tam­bién apro­ve­cha­rá pa­ra plan­tear sus in­quie­tu­des y com­par­tir en­tre co­le­gas.

Pro­me­sas cum­pli­das

La tam­bién re­pre­sen­tan­te del Sin­di­ca­to Ve­ne­zo­lano de Maes­tros ex­pli­có que du­ran­te 2016 el Go­bierno cum­plió con los pa­gos pen­dien­tes tan­to en Se­cre­ta­ría de Edu­ca­ción co­mo en el Mi­nis­te­rio.

Pa­ra el mes de agos­to, a tra­vés de un de­cre­to pre­si­den­cial, los edu­ca­do­res re­ci­bie­ron un au­men­to del 50% que en­tró en vi­gen­cia el pri­me­ro de sep­tiem­bre. Ade­más des­de la pri­me­ra quin­ce­na de no­viem­bre re­ci­bie­ron los pa­gos que te­nían pen­dien­tes.

Se de­be con­si­de­rar que es­tos pro­fe­sio­na­les so­lo per­ci­ben au­men­tos de sa­la­rios por con­tra­to co­lec­ti­vo o pre­si­den­cial, ya que for­man par­te de la ad­mi­nis­tra­ción pú­bli­ca.

Pa­ra es­te año, Au­ri Ri­ve­ro es­pe­ra que se can­ce­le un 17% de con­tra­ta­ción co­lec­ti­va, de par­te del Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción. Por eso, hi­zo un lla­ma­do pa­ra que el en­te aca­te lo es­ta­ble­ci­do, pues con­si­de­ra que una for­ma de mo­ti­var a los do­cen­tes a im­par­tir ca­da vez me­jor el pro­ce­so de en­se­ñan­za es man­te­ner y re­ci­bir más be­ne­fi­cios eco­nó­mi­cos. Con­si­de­ra que los au­men­tos de­ben ir acom­pa­ña­dos de con­tro­les que ga­ran­ti­cen que la quin­ce­na les al­can­ce pa­ra ad­qui­rir bie­nes y ser­vi­cios, por­que los por­cen­ta­jes que re­ci­ben se pier­den con la in­fla­ción ac­tual.

Por otra par­te, re­sal­tó que el pa­sa­do 28 de di­ciem­bre, los do­cen­tes es­ta­da­les en­tre­ga­ron an­te la Ins­pec­to­ría del Tra­ba­jo la oc­ta­va con­ven­ción co­lec­ti­va, que es­tá ads­crip­ta a la Se­cre­ta­ría de Edu­ca­ción, y es­pe­ran el pro­nun­cia­mien­to por par­te de ese ór­gano pa­ra la apro­ba­ción o sub­sa­na­ción del pro­yec­to.

“Es­te año lo ini­cia­mos con bue­nas no­ti­cias pa­ra los maes­tros del es­ta­do, por­que se apro­bó un in­cre­men­to en el se­gu­ro HCM y pa­só de 150 mil a 500 mil bo­lí­va­res, pa­ra los ti­tu­la­res y be­ne­fi­cia­rios de Ve­ne­zo­la­na de Se­gu­ros”, en­fa­ti­zó. La Pre­si­den­ta de la Fe­de­ra­ción Ve­ne­zo­la­na de Maes­tros pre­ci­só que los edu­ca­do­res tie­nen mu­cho que ce­le­brar en su día, pues con­si­de­ra que pe­se a la si­tua­ción eco­nó­mi­ca, aún cuen­tan con be­ne­fi­cios la­bo­ra­les y so­cia­les.

En es­te sen­ti­do, re­cor­dó que un do­cen­te de ca­te­go­ría I ga­na más de Bs. 57 mil en sa­la­rio mí­ni­mo y que a un maes­tro de ca­te­go­ría VI le pa­gan más de Bs. 101 mil, au­na­do a las bo­ni­fi­ca­cio­nes, ces­ta tic­ket y de­más be­ne­fi­cios que fa­vo­re­cen al gre­mio en ge­ne­ral.

Ca­ren­cias edu­ca­ti­vas

La se­gu­ri­dad si­gue sien­do uno de los ele­men­tos que más preo­cu­pan a los pro­fe­so­res, “por­que los es­fuer­zos rea­li­za­dos por el Es­ta­do y la Zo­na Edu­ca­ti­va pa­ra do­tar las ins­ti­tu­cio­nes con co­me­do­res, pu­pi­tres, pi­za­rro­nes y otros in­su­mos esen­cia­les pa­ra la for­ma­ción de los es­tu­dian­tes se pier­den con el ham­pa, que se en­car­ga de des­va­li­jar las es­cue­las”, aler­tó.

Sin em­bar­go, los do­cen­tes no es­ca­pan de esa reali­dad, por­que son víc­ti­mas de la de­lin­cuen­cia co­mún.

Ri­ve­ro so­li­ci­tó que se di­se­ñe una es­tra­te­gia de vi­gi­lan­cia po­li­cial ha­cia los cen­tros que es­té acom­pa­ña­da de la par­ti­ci­pa­ción de pa­dres y re­pre­sen­tan­tes pa­ra evi­tar que si­tua­cio­nes de van­da­lis­mo si­gan afec­tan­do al sec­tor.

Otros ele­men­tos que des­ta­can en­tre las ca­ren­cias son el de­te­rio­ro de al­gu­nos co­le­gios, que re­quie­ren la apro­ba­ción de pre­su­pues­tos pa­ra que sean es­pa­cios ap­tos pa­ra edu­car; la re­po­ten­cia­ción del Pro­gra­ma de Ali­men­ta­ción Es­co­lar (PAE) con el fin de ga­ran­ti­zar que los es­tu­dian­tes re­ci­ban co­mi­da su­fi­cien­te que ga­ran­ti­ce un me­nú com­ple­to; y la cons­truc­ción de más es­cue­las de­bi­do a la ele­va­da mi­gra­ción de es­tu­dian­tes des­de los cen­tros pri­va­dos a pú­bli­cos por el al­za de las men­sua­li­da­des.

Pe­ti­ción es­pe­cial Au­ri Ri­ve­ro en el mar­co de la ce­le­bra­ción del Día del Maes­tro reali­zó un pe­di­do es­pe­cial pa­ra que la se­de de la Fe­de­ra­ción Ve­ne­zo­la­na de Maes­tros de Va­len­cia -que se en­cuen­tra ubi­ca­da en una zo­na his­tó­ri­ca que for­ma par­te del cas­co co­lo­nial de la ciu­dad- sea re­cons­trui­da y do­ta­da, ya que con las llu­vias caí­das el pa­sa­do pri­me­ro y dos de di­ciem­bre su­frió gran­des da­ños.

Fe­li­ci­ta­cio­nes, maes­tros La edu­ca­ción sin du­da al­gu­na es la ba­se fun­da­men­tal pa­ra evo­lu­cio­nar y pro­gre­sar en una na­ción; sin los do­cen­tes tal afir­ma­ción no se pu­die­ra al­can­zar. Por eso fe­li­ci­ta­mos a esas per­so­nas “ma­ra­vi­llo­sas” que día a día se es­me­ran por edu­car con em­pe­ño y afec­to a los ni­ños y jó­ve­nes de es­te país.

Au­ri Ri­ve­ro, pre­si­den­ta de la Fe­de­ra­ción Ve­ne­zo­la­na de Maes­tros.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Venezuela

© PressReader. All rights reserved.