Mar­ca de ca­li­dad.

El Mi­nis­te­rio de Pro­duc­ción de La Na­ción otor­ga el Se­llo Buen Di­se­ño a los pro­duc­tos que se des­ta­can por su in­no­va­ción y sus­ten­ta­bi­li­dad. Los ele­gi­dos de la edi­ción 2018.

ARQ - - NEWS - Vi­vian Ur­feig vur­feig@cla­rin.com

Los ele­gi­dos de la edi­ción 2018 pa­ra la dis­tin­ción ofi­cial Se­llo Buen Di­se­ño.

El Se­llo de Buen Di­se­ño ar­gen­tino es una dis­tin­ción ofi­cial que otor­ga el Mi­nis­te­rio de Pro­duc­ción de la Na­ción a los pro­duc­tos de la in­dus­tria na­cio­nal que se des­ta­can por su in­no­va­ción, por su par­ti­ci­pa­ción en la pro­duc­ción lo­cal sus­ten­ta­ble, por su po­si­cio­na­mien­to en el mer­ca­do y por su ca­li­dad de di­se­ño. Bus­ca fo­men­tar y po­ten­ciar a los es­tu­dios que in­cor­po­ran es­tra­te­gias de di­se­ño y de­mues­tran una me­jo­ra en sus pro­ce­sos in­dus­tria­les pa­ra pro­mo­ver su com­pe­ti­ti­vi­dad.

En es­ta 8° edi­ción, el co­mi­té de eva­lua­ción del pro­gra­ma dis­tin­guió pro­duc­tos por ca­te­go­rías: equi­pa­mien­to, mo­bi­lia­rio e ilu­mi­na­ción; lí­nea blan­ca y elec­tro­do­més­ti­cos; jue­gos y ju­gue­tes; in­du­men­ta­ria, cal­za­do y ac­ce­so­rios, en­tre otras.

En­tre las op­cio­nes de mo­bi­lia­rio, se des­ta­can los es­tu­dios Cano Ro­lón, Pa­tri­cia Las­cano, Fe­de­ri­co Chur­ba, Sti­cot­ti, Es­pi­na­co­ro­na y En Bru­to. Se tra­ta de di­se­ña­do­res in­dus­tria­les que se dis­tin­guen por la ca­li­dad de las ter­mi­na­cio­nes, los ma­te­ria­les ele­gi­dos y el di­se­ño fun­cio­nal, fá­cil de ar­mar y tras­la­dar. Co­mo las si­llas des­ar­ma­bles del es­tu­dio En Bru­to, que ade­más per­mi­ten dis­tin­tas con­fi­gu­ra­cio­nes de co­lor.

O la lu­mi­na­ria Ma­ja, ins­pi­ra­da en la som­bri­lla ja­po­ne­sa, que re­for­mu­ló la di­se­ña­do­ra Mag­da­le­na Bog­giano. En ma­de­ra tor­nea­da, alo­ja el pa­nel de led (ga­ran­ti­za el ba­jo con­su­mo). “La fuen­te de luz en con­tac­to con la ma­de­ra só­lo es po­si­ble gra­cias a los úl­ti­mos avan­ces en tec­no­lo­gía led, que no ge­ne­ran tan­to ca­lor”, ex­pli­ca la au­to­ra.

En tan­to, la fir­ma El Es­par­tano tam­bién ob­tu­vo el se­llo de ca­li­dad por la lí­nea de al­fom­bras de au­tor. Se­gún Lean­dro Do­mín­guez, el au­tor de la pie­za Aras­hi, “sur­gió por una bús­que­da cons­tan­te de len­gua­jes tex­ti­les. Me ins­pi­ré en pa­tro­nes to­ma­dos del shi­bo­ri y re­im­pre­sos con lí­neas de la na­tu­ra­le­za. Es­ta téc­ni­ca ar­te­sa­nal tra­di­cio­nal de Ja­pón ge­ne­ra mo­ti­vos con cier­to gra­do de im­pre­vi­si­bi­li­dad, lo­gran­do re­sul­ta­dos siem­pre di­fe­ren­tes. Ideal pa­ra con­ver­tir un li­ving ur­bano en un re­fu­gio de sen­ti­dos”.

Los cuen­cos Co­rium, de 7 Ra­yos pa­ra vi­vir (Agus­ti­na Ruiz) per­mi­ten con­te­ner, guar­dar y des­cu­brir. “Co­rium es una fa­mi­lia de tres con­te­ne­do­res de di­fe­ren­tes ta­ma­ños que se guar­dan uno den­tro de otro for­man­do una uni­dad. Ins­pi­ra­dos en las geo­das de la na­tu­ra­le­za (ca­vi­da­des ro­co­sas) pue­den uti­li­zar­se pa­ra guar­dar y or­ga­ni­zar dis­tin­tos ob­je­tos ”, se­ña­la la di­se­ña­do­ra in­dus­trial.

La jo­ye­ría con­tem­po­rá­nea tam­bién in­te­gra el lis­ta­do del Se­llo. Una de las pie­zas, ori­gi­na­les, son los col­gan­tes y ac­ce­so­rios de Ca­bi­net Oseo, el es­tu­dio in­te­gra­do por la es­cul­to­ra Ce­li­na Sau­bi­det y la di­se­ña­do­ra Ma­ri­na Mo­li­ne­lli Wells, quie­nes rea­li­zan pie­zas­ho­me­na­je al cuer­po. “Bus­ca­mos re­ma­te­ria­li­zar­lo y trans­for­mar­lo en jo­yas-co­ra­za. So­mos hi­jas de mé­di­cos, el víncu­lo de la in­fan­cia con la anato­mía re­gre­sa de for­ma lú­di­ca ex­pre­san­do la ma­du­rez ar­tís­ti­ca. Ca­da jo­ya es una pie­za es­cul­tó­ri­ca pa­ra ser por­ta­da”, de­fi­nen las au­to­ras.

Con el re­cuer­do ní­ti­do de los peo­nes de las cha­cras pa­ta­gó­ni­cas ovi­llan­do el des­car­te tex­til, Sa­bi­na Tiem­roth di­se­ñó una lí­nea de ac­ce­so­rios que re­fle­xio­na “so­bre los orí­ge­nes y la pro­ble­má­ti­ca de los des­per­di­cios de la in­dus­tria tex­til. Las lí­neas pro­lon­ga­das en sen­ti­do ver­ti­cal de los te­ji­dos ha­cían re­fe­ren­cia a sen­de­ros o ca­lles por don­de trans­cen­día la vi­da, eran ca­mi­nos na­tu­ra­les con bor­des im­per­fec­tos, he­chos con ac­ci­den­tes geo­grá­fi­cos y cós­mi­cos. Mien­tras que las lí­neas en sen­ti­do ho­ri­zon­tal re­mi­tían a los es­tra­tos del cos­mos vin­cu­la­do a los pla­nos de superación per­so­nal”, se­gún la di­se­ña­do­ra.

Otra lí­nea “se­lla­da” es la co­lec­ción de Red Pu­na y Tra­man­do, la fir­ma de in­du­men­ta­ria de Mar­tín Chur­ba que reali­zó un tra­ba­jo en con­jun­to con las te­je­do­ras de Ju­juy. «

4

3

1

2

5 5 SI­LLA 40. De La Fe­liz ycano Ro­lón, con co­lo­res y com­bi­na­cio­nes pa­ra cus­to­mi­zar.6 SI­LLA SKA. En ma­de­ra pa­raí­so, una crea­ción de Eduar­do Sti­cot­ti.7 CO­RA­ZÓN. Jo­ye­ría de au­tor de Ca­bi­net Oseo, que re­mi­te a la anato­mía hu­ma­na.

2 LÁMPARA PLUVIAL. Del di­se­ña­dor Fe­de­ri­co Chur­ba. 3 SI­LLA HACHE. De En Bru­to, me­tá­li­ca y des­ar­ma­ble.

1 ARAS­HI. La al­fom­bra de Lean­dro Do­mín­guez pa­ra El Es­par­tano 6

4 BI­BLIO­TE­CA LATORNA. Des­ar­ma­ble y com­po­ni­ble, ga­nó pre­mios in­ter­na­cio­na­les co­mo el Sa­lón de Di­se­ño de Bra­sil (En Bru­to). 7

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.