Ca­mi­la Ca­be­llo

EN LA ERA TRUMP ES­TA EXI­TO­SA CANTANTE SE TRANS­FOR­MÓ EN TO­DO UN SÍM­BO­LO DE LOS NUE­VOS IN­MI­GRAN­TES CU­BA­NOS.

Break - - PERFIL -

Su nom­bre de pi­la es Kar­la pe­ro ya de chi­qui­ta pre­fi­rió que­dar­se con su se­gun­do (y más pe­ga­di­zo) nom­bre, Ca­mi­la. Na­ció el 3 de mar­zo de 1997 en Co­jí­mar (en las afue­ras de La Ha­ba­na) y al po­co tiem­po se mu­dó jun­to a su fa­mi­lia a Ciu­dad de Mé­xi­co, des­de don­de em­pren­dió, a sus es­ca­sí­si­mos 5 años y con la so­la com­pa­ñía de su ma­dre, el tan men­ta­do pa­so de fron­te­ra ha­cia el ve­cino país del nor­te. “Cru­za­mos con un par de cien­tos de dó­la­res, la ro­pa que lle­vá­ba­mos en la es­pal­da y na­die que nos es­pe­ra­se en Es­ta­dos Uni­dos. Eso fue exac­ta­men­te lo que hi­ci­mos”, re­la­tó sin pe­los en la len­gua a un por­tal la­tino. Días des­pués am­plió: “Ca­da vez que ten­go que to­mar una de­ci­sión y sien­to mie­do, mi ma­dre me re­cuer­da aquel mo­men­to que cru­za­mos la fron­te­ra. Ese día, ella sa­bía que si se pa­ra­ba a pen­sar en lo que es­tá­ba­mos ha­cien­do, el mie­do la ha­ría re­tro­ce­der. Lo me­jor pa­ra su­pe­rar el te­mor es ir ha­cia ade­lan­te, sal­tar sin sa­ber qué te es­pe­ra”. Ese ví­vi­do re­cuer­do le sir­vió in­clu­so de ba­se pa­ra opo­ner­se fir­me­men­te a la po­lí­ti­ca an­ti in­mi­gra­to­ria de Do­nald Trump, en es­pe­cial a sus em­ba­tes contra los “drea­mers”, los ni­ños que du­ran­te años es­tu­vie­ron pro­te­gi­dos contra las de­por­ta­cio­nes ma­si­vas. “Hoy es­toy aquí por­que, al igual que los “drea­mers”, mis pa­dres me tra­je­ron a es­te país con tan so­lo es­pe­ran­za en sus bol­si­llos. Me mos­tra­ron lo que sig­ni­fi­ca tra­ba­jar el doble de du­ro y no ren­dir­se nun­ca. Soy una or­gu­llo­sa in­mi­gran­te cu­bano-me­xi­ca­na y to­do lo que sé es que, al igual que los sueños, es­tos ni­ños no pue­den ser ol­vi­da­dos. Va­le la pe­na lu­char por ellos”, sen­ten­ció en el atril de la úl­ti­ma ce­re­mo­nia de los Grammy, don­de se re­ti­ró aplau­di­da por fi­gu­ras co­mo Bono, Be­yon­cé y Bruno Mars. Fa­ná­ti­ca ab­so­lu­ta de la sa­ga Harry Pot­ter, Ca­mi­la co­men­zó su ca­rre­ra ar­tís­ti­ca de la mano de un reality: The X Fac­tor, que si bien no la mos­tró co­mo ga­na­do­ra sí le dio un gran es­pal­da­ra­zo al in­cluir­la en la pri­me­ra girl band del show, Fifth Har­mony. Allí se hi­zo fa­mo­sa pe­ro el idi­lio du­ró ape­nas tres años ya que al ca­bo la jo­ven de­ci­dió par­tir en bus­ca de su sue­ño so­lis­ta (de­ci­sión que las fans de aquel gru­po le si­guen re­pro­chan­do). Por aho­ra, tie­ne un so­lo ál­bum edi­ta­do (ti­tu­la­do Ca­mi­la), don­de se ani­mó a mos­trar­se muy sen­sual y a co­ra­zón abier­to. Y el pú­bli­co la res­pal­dó ple­na­men­te. Su hit prin­ci­pal Ha­va­na, de he­cho, aca­ba de con­ver­tir­se en me­ga ré­cord al rom­per la ba­rre­ra del bi­llón (sí, ¡bi­llón!) de re­pro­duc­cio­nes en Spo­tify, al­go que has­ta aho­ra no ha­bía lo­gra­do nin­gu­na cantante fe­me­ni­na. ❖

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.