“ES EL CUA­TRO AÑO QUE PI­DO EL MIS­MO DE­SEO”

BARBY FRAN­CO Y SU SUE­ÑO DE PA­SAR POR EL AL­TAR

Caras - - FOCO -

Ame­di­da que se ave­ci­na­ban las do­ce y con­ta­ba an­sio­sa los mi­nu­tos res­tan­tes pa­ra brin­dar, la eter­na “Su­sa­ni­ta” que lle­va den­tro ex­te­rio­ri­za­ba en voz al­ta y sin ti­tu­bear to­do aque­llo con lo que tan­tas ve­ces ha­bía so­ña­do con­cre­tar con su pa­re­ja.

“Es el cuar­to año que pi­do el mis­mo de­seo”, anun­cia­ba Barby Fran­co (28) fren­te a un nu­me­ro­so gru­po de ami­gos in­vi­ta­dos que en­tre ri­sas “aren­ga­ban” di­cho an­he­lo mi­nu­tos an­tes de cor­tar su gran tor­ta de cum­plea­ños. Y si al­gu­na du­da ca­bía so­bre las sin­ce­ras pa­la­bras de la mo­de­lo en su fes­te­jo nú­me­ro vein­tio­cho, los can­ti­tos “tri­bu­ne­ros” de los in­vi­ta­dos no tar­da­ron en de­ve­lar­lo an­te la aten­ta mi­ra­da de Fer­nan­do Bur­lan­do (53). “¡Ca­sa­mien­to, ca­sa­mien­to, que­re­mos Bur­lan­di­tos..!”, co­rea­ron sus ín­ti­mos has­ta el har­taz­go mien­tras le al­can­za­ban al le­tra­do con hu­mor unas alian­zas de com­pro­mi­so. “Ha­bía pre­pa­ra­do unas tier­nas pa­la­bras pa­ra Barby .... ”, ar­gu­men­tó son­ro­ja­do.

Asa­do, par­ti­dos de fút­bol, ji­ne­tea­da y una dis­ten­di­da fies­ta al ai­re li­bre, con pi­le­ta in­clui­da, fue­ron al­gu­nos de los hits del me­ga fes­te­jo, que co­men­zó a pu­ra cum­bia y fue­gos ar­ti­fi­cia­les la no­che an­te­rior y cul­mi­nó con la ani­ma­ción de un sé­qui­to de ro­bots de lu­ces LED to­mán­do­se sel­fies con los pre­sen­tes.

“Agra­dez­co ter­mi­nar mi cum­plea­ños con el re­ga­lo tan má­gi­co y es­pe­cial que me brin­dó la Na­tu­ra­le­za”.

Ba­jo una at­mós­fe­ra tan ale­gre co­mo es­pe­cial, que con­ta­gió de “bue­na on­da” la ca­sa de cam­po que tie­ne la pa­re­ja en la lo­ca­li­dad de Las Flo­res, los más de se­sen­ta in­vi­ta­dos vi­vie­ron una inol­vi­da­ble tar­de de co­plas co­man­da­da por el pa­ya­dor Nahuel Pe­lle­je­ro. “Agra­dez­co ter­mi­nar mi cum­plea­ños con es­te re­ga­lo tan má­gi­co y es­pe­cial que me brin­dó la Na­tu­ra­le­za”, ad­mi­tió Barby quien, con­fe­sa aman­te de los ani­ma­les, se emo­cio­nó al re­ci­bir la es­pe­cial vi­si­ta de un gru­po de “leon­ci­tos” ca­cho­rros, en­tre ellos el hi­jo de un li­gre, pro­duc­to del cru­ce de un león y una ti­gre­sa.

Co­mo buen an­fi­trión, Bur­lan­do, que su­per­vi­só ca­da de­ta­lle de la pa­rri­lla­da mien­tras los ji­ne­tes pre­pa­ra­ban los ca­ba­llos en el pi­ca­de­ro, no tu­vo me­jor idea que sor­pren­der a su amor con el re­ga­lo más ori­gi­nal: un mo­derno dro­ne que ahí mis­mo es­tre­na­ron. Tes­ti­gos de una inol­vi­da­ble tar­de cam­pes­tre ba­jo el ra­yo del sol, no fal­ta­ron su ma­dre, su sue­gra Ma­ri­la —que pre­si­dió la lar­guí­si­ma me­sa que se ins­ta­ló en el par­que del cas­co — sus pri­mas, el abo­ga­do Mau­ri­cio D’Ales­san­dro (59) jun­to a Ma­ria­na Ga­lle­go, el es­ti­lis­ta y ami­go de la mo­de­lo Geor­ge Ro­drí­guez y el in­fal­ta­ble team de ami­gas de “Pink Soc­cer”.

El fes­te­jo con­ti­nuó el do­min­go en el pi­ca­de­ro con ji­ne­tea­da in­cluí­da.

Con una ce­le­bra­ción de 60 in­vi­ta­dos y Bur­lan­do co­mo gran an­fi­trión, la mo­de­lo so­pló 28 ve­li­tas en su so­ña­da ca­sa de cam­po de Las Flo­res, que in­clu­yó do­ma, fút­bol y la pre­sen­cia de ca­cho­rros de ti­gres y leo­nes.

Asa­do, ji­ne­tea­da y “pi­ca­di­tos” de fút­bol fue­ron los hits del me­ga even­to al ai­re li­bre que co­men­zó con una gran fies­ta la no­che an­te­rior. Co­mo sor­pre­sa es­pe­cial, Barby re­ci­bió la vi­si­ta de un gru­po de ca­cho­rros leon­ci­tos y pe­que­ños “li­gres”.

Jun­to a su ma­má, Ve­ró­ni­ca

In­te­gran­te del equi­po de fút­bol de CA­RAS en­fren­tó a Pink Soc­cer. Barby for­mó equi­pos mix­tos y su­mó a los gau­chos, quie­nes mos­tra­ron una bue­na per­for­man­ce.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.