En­tre­vis­ta al CEO de To­yo­ta La­ti­noa­mé­ri­ca

El eje­cu­ti­vo nor­te­ame­ri­cano ex­pli­ca la re­ce­ta del éxi­to que la mar­ca ja­po­ne­sa tie­ne en la re­gión.

Clarín - Autos - - TAPA - Vic­tor Rus­so vrus­[email protected]­rin.com

Ste­ve St. An­ge­lo ex­pli­ca la fór­mu­la del éxi­to de la mar­ca ja­po­ne­sa.

-¿To­yo­ta tie­ne la pre­ten­sión de ser lí­der en ven­tas en La­ti­noa­mé­ri­ca en el cor­to pla­zo?

-No. No­so­tros es­ta­mos en La­ti­noa­mé­ri­ca des­de ha­ce 65 años, ope­ra­mos en 40 paí­ses de la re­gión, y siem­pre es­tu­vi­mos con­cen­tra­dos en cues­tio­nes bá­si­cas co­mo es aten­der lo me­jor po­si­ble a nues­tros clien­tes. Es­ta­mos preo­cu­pa­dos por cre­cer, pe­ro de un mo­do sus­ten­ta­ble. En el año 2012 nues­tra par­ti­ci­pa­ción de mer­ca­do en La­ti­noa­mé­ri­ca era del 5 %, y hoy es­ta­mos en el 10 %. A su vez, en es­te pe­río­do in­ver­ti­mos 2 mil mi­llo­nes de dó­la­res en Bra­sil y la Ar­gen­ti­na, y es­ta­mos in­tro­du­cien­do la mar­ca Le­xus (en di­ciem­bre lle­ga­rá a la Ar­gen­ti­na); ya son nue­ve los paí­ses de la re­gión que co­mer­cia­li­zan Le­xus. Nues­tro prin­ci­pal ob­je­ti­vo ha si­do siem­pre en­tre­gar­le un ser­vi­cio su­pe­rior a nues­tros clien­tes, y cre­cer de un mo­do res­pon­sa­ble y sos­te­ni­ble en el tiem­po. Y tra­ta­mos de con­ven­cer a nues­tros em­plea­dos y con­ce­sio­na­rios de que és­ta es nues­tra for­ma de ha­cer ne­go­cios.

Y más es­pe­cí­fi­ca­men­te en la Ar­gen­ti­na, cuan­do en 2013 de­ci­dí la in­ver­sión de 800 mi­llo­nes de dó­la­res en nues­tra plan­ta de Zá­ra­te, mu­cha gen­te creía que es­ta­ba lo­co, por­que en aquel mo­men­to mu­chos creían que Ar­gen­ti­na po­día ir a la quie­bra por el te­ma de la deu­da, pe­ro en To­yo­ta nun­ca mi­ra­mos el cor­to pla­zo sino fun­da­men­tal­men­te el me­diano y el lar­go pla­zo. Al­gu­nas com­pa­ñías se pre­gun­tan ¿qué va­mos a co­mer hoy?; no­so­tros, por su­pues­to, tam­bién nos preo­cu­pa­mos por lo que va­mos a co­mer hoy pe­ro, prin­ci­pal­men­te, por lo que co­me­re­mos en cin­co, diez o quin­ce años. Y en aquel mo­men­to yo sa­bía que Ar­gen­ti­na no iba a des­apa­re­cer, sa­bía que se iba a re­po­ner. Y con el tiem­po me doy cuen­ta que esa de­ci­sión fue la co­rrec­ta, gra­cias a esa in­ver­sión pu­di­mos am­pliar la ca­pa­ci­dad pro­duc­ti­va de la plan­ta de 90 mil a 140 mil uni­da­des anua­les, in­cor­po­ra­mos mu­chos em­plea­dos y la coope­ra­ción con el sin­di­ca­to me­jo­ró mu­chí­si­mo. En ese sen­ti­do, me sien­to afor­tu­na­do de ha­ber tra­ba­ja­do co­do a co­do con el se­cre­ta­rio de Sma­ta, Ri­car­do Pig­na­ne­lli, quien creo que es lí­der sin­di­cal con ma­yor vi­sión es­tra­té­gi­ca que he co­no­ci­do. Por su­pues­to, pro­te­ge a sus afi­lia­dos, pe­ro tam­bién ama la Ar­gen­ti­na y sa­be que no pue­de ha­ber sin­di­ca­tos ni em­pleos sin em­pre­sas exi­to­sas.

Otro da­to im­por­tan­te pa­ra To­yo­ta en La­ti­noa­mé­ri­ca es que si mi­rás a To­yo­ta a ni­vel glo­bal, año a año va cre­cien­do en sus ven­tas y, es­te año, el 20 % de ese cre­ci­mien­to es por la per­for­man­ce en La­ti­noa­mé­ri­ca, el año pa­sa­do el 17 % y, el an­te­rior, el 40% del cre­ci­mien­to en las ven­tas de To­yo­ta se lo de­bió a La­ti­noa­mé­ri­ca. Por eso cree­mos que la re­gión se es­tá trans­for­man­do un eje im­por­tan­tí­si­mé mo pa­ra las ven­tas a ni­vel glo­bal.

-Si­guien­do con la es­tra­te­gia de ne­go­cios de To­yo­ta, le quie­ro ha­cer otra con­sul­ta: cuan­do en la Ar­gen­ti­na hu­bo esa gran de­va­lua­ción del pe­so de al­re­de­dor de un 100 %, ha­ce unos me­ses, las de­más mar­cas sa­lie­ron en­se­gui­da a au­men­tar sus pre­cios cer­ca de un 20 %, mien­tras que To­yo­ta los au­men­tó só­lo un 4,5 %. ¿Có­mo ha­ce To­yo­ta pa­ra se­guir ga­nan­do di­ne­ro?

-Co­mo te di­je an­tes, la cla­ve de To­yo­ta es te­ner una es­tra­te­gia a lar­go pla­zo y de cre­ci­mien­to sos­te­ni­do. Si só­lo bus­cás ser el nú­me­ro uno del mar­ket sha­re, vas a dar gran­des in­cen­ti­vos y des­cuen­tos, vas a tra­tar de pro­du­cir el má­xi­mo po­si­ble pa­ra te­ner mu­cho stock y, si de pron­to, el mer­ca­do se cae, ha­brá que achi­car pro­duc­ción, des­pe­dir em­plea­dos, te va a so­brar stock… No­so­tros, en las épo­cas de ma­yor re­ce­sión en Ar­gen­ti­na y Bra­sil, y has­ta en Ve­ne­zue­la, no he­mos ja­más des­pe­di­do a una per­so­na por ra­zo­nes eco­nó­mi­cas. Por­que cuan­do con­tra­ta­mos a una per­so­na sen­ti­mos que es­ta­mos in­cor­po­ran­do a al­guien a nues­tra fa­mi­lia y no po­de­mos des­pe­dir­lo. En­ton­ces, yen­do a tu pre­gun­ta, nues­tra es­tra­te­gia en la Ar­gen­ti­na se ba­sa en la es­pe­cia­li­za­ción en la pro­duc­ción de la Hi­lux y SW4, así co­mo Bra­sil se es­pe­cia­li­zó en los vehícu­los de pa­sa­je­ros y mo­to­res, y eso nos per­mi­tió pro­du­cir a ma­yor es­ca­la, re­du­cir cos­tos y me­jo­rar nues­tra com­pe­ti­ti­vi­dad ex­por­ta­do­ra. En­ton­ces aho­ra, y tam­bién gra­cias a la in­ver­sión que he­mos he­cho pa­ra au­men­tar nues­tra ca­pa­ci­dad pro­duc­ti­va, el 70 % de la pro­duc­ción en la plan­ta de Zá­ra­te es pa­ra ex­por­ta­ción, y lo ha­ce­mos a 21 paí­ses de la re­gión, mien­tras que cuan­do yo me su- a La­ti­noa­mé­ri­ca las ex­por­ta­cio­nes ar­gen­ti­nas es­ta­ban con­cen­tra­das en Bra­sil y, un po­co, en Pa­ra­guay. De es­ta for­ma, he­mos con­se­gui­do te­ner una ex­ce­len­te ba­lan­za co­mer­cial en­tre el mer­ca­do de ex­por­ta­ción y el do­més­ti­co, lo que nos per­mi­te afron­tar me­jor las vo­la­ti­li­da­des del mer­ca­do y los cam­bios en la mo­ne­da. Y con lo que pa­só con la re­cien­te de­va­lua­ción del pe­so, al ser gran­des ex­por­ta­do­res nos vi­mos be­ne­fi­cia­dos, y eso nos per­mi­tió man­te­ner vo­lú­me­nes de pro­duc­ción en Ar­gen­ti­na y en Bra­sil, man­te­ner nues­tros vo­lú­me­nes de ven­tas tan­to en la Ar­gen­ti­na co­mo en Bra­sil, y mi­ni­mi­zar el au­men­to de pre­cios en el mer­ca­do Ar­gen­tino.

-¿Le fal­ta a To­yo­ta pa­ra se­guir cre­cien­do un vehícu­lo en el seg­men­to de los SUV com­pac­tos (el de Ford EcoS­port, Hon­da HR-V, Jeep Re­ne­ga­de, etc.), que es el que más es­tá cre­cien­do en el Mer­co­sur? ¿Tie­nen al­gún pro­yec­to en ese sen­ti­do?

-Es cier­to, en Ar­gen­ti­na y en Bra­sil no te­ne­mos un SUV de esa ca­te­go­ría, pe­ro en otros paí­ses de la re­gión ya ven­de­mos el Rush, que sí com­pi­te en ese seg­men­to. Pe­ro creo que el Ya­ris hatch­back, es­pe­cial­men­te la ver­sión X-Way que pron­to lle­ga­rá al país, bus­ca en par­te pe­lear en esa ca­te­go­ría.

-Hay ru­mo­res de que pue­de co­men­zar a pro­du­cir­se en Zá­ra­te una ver­sión hí­bri­da (mo­tor a com­bus­tión + mo­tor eléc­tri­co) de la pic­kup Hi­lux, ¿qué nos pue­de de­cir so­bre eso?

-Cuan­do re­di­se­ña­mos la plan­ta de Zá­ra­te con la in­ver­sión pues­ta en mar­cha en 2013, lo hi­ci­mos pen­san­do en que fue­ra fle­xi­ble, que pu­die­ra adap­tar­se a cons­truir nue­vos mo­de­los. Es­ta­mos dis­cu­tien­do en es­te mo­men­to en Ja­pón los pla­nes pa­ra el fu­tu­ro de Zá­ra­te, pe­ro aún no pu­do ade­lan­tar­les na­da. No es­tá pre­vis­to en lo in­me­dia­to pro­du­cir una Hi­lux hí­bri­da, pe­ro ten­gan en cuen­ta que To­yo­ta pro­me­tió que pa­ra 2050 ya no ven­de­ría nin­gún vehícu­lo que ten­ga ex­clu­si­va­men­te un mo­tor de com­bus­tión (a naf­ta o dié­sel), y que pa­ra 2030 te­ne­mos pre­vis­to que el 65 % de nues­tras ven­tas sean de au­tos elec­tri­fi­ca­dos, ya sea hí­bri­dos o to­tal­men­te eléc­tri­cos. En­ton­ces, no ya, pe­ro se­gu­ra­men­te ha­brá una Hi­lux hí­bri­da.

-¿Qué opi­na de que otras mar­cas ya ha­yan de­ci­di­do co­mer­cia­li­zar vehícu­los to­tal­men­te eléc­tri­cos en Bra­sil y la Ar­gen­ti­na, co­mo Nis­san con el Leaf (que lle­ga en enero a nues­tro país) o Che­vro­let con el Bolt?

-No­so­tros te­ne­mos esa tec­no­lo­gía hoy, pe­ro en­ten­de­mos que, en es­te mo­men­to, la me­jor tec­no­lo­gía pa­ra la re­gión es la de los hí­bri­dos (co­mo el Prius). Aún no es­tá pre­pa­ra­da La­ti­noa­mé­ri­ca pa­ra los au­tos to­tal­men­te eléc­tri­cos, por­que la ge­ne­ra­ción de ener­gía eléc­tri­ca en es­tos paí­ses to­da­vía es muy de­fi­cien­te. Ima­gí­na­te si hoy to­dos los au­tos fue­ran eléc­tri­cos, có­mo se sa­tu­ra­ría la red de elec­tri­ci­dad. To­yo­ta hoy es­tá desa­rro­llan­do en Bra­sil un hí­bri­do con mo­tor flex (pa­ra al­cohol o naf­ta), que se­ría la op­ción hí­bri­da me­nos con­ta­mi­nan­te y po­dría in­cor­po­rar­se a va­rios mo­de­los. Los au­tos to­tal­men­te eléc­tri­cos o los que fun­cio­na a hi­dró­geno (co­mo el To­yo­ta Mi­rai en Ja­pón) pre­ci­san de una in­fra­es­truc­tu­ra de país que aún no te­ne­mos en la re­gión. ■

Es­tra­te­ga. St. An­ge­lo re­co­no­ce a Ri­car­do Pig­na­ne­lli, se­cre­ta­rio de Sma­ta, co­mo el “íder sin­di­cal con ma­yor vi­sión es­tra­té­gi­ca que he co­no­ci­do”.

Hi­lux GRS. Ver­sión desa­rro­lla­da por Ga­zoo Ra­cing y he­cha en Zá­ra­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.