Cie­rra la ca­sa de trán­si­to Voz Ani­mal

>Sin re­cur­sos, se­rá el mes pró­xi­mo.

Democracia - - Front Page -

El 10 de ma­yo cie­rra la ca­sa de trán­si­to de Voz Ani­mal Ju­nín, de­bi­do a que la ONG no pue­de afron­tar los gas­tos pa­ra su sos­te­ni­mien­to.

Se tra­ta de un es­pa­cio donde se atien­de a los ani­ma­les sin due­ños, que es­tán las­ti­ma­dos o en­fer­mos. De acuer­do a lo ex­pues­to por sus di­rec­ti­vos, la in­ten­ción es te­ner­los allí has­ta que se re­cu­pe­ren y dar­los en adop­ción. Si se da el cie­rre, co­mo es­tá pre­vis­to, lo más ur­gen­te es en­con­trar gen­te que pue­da ha­cer­se car­go y quie­ra a los ca­nes.

“El pe­rro que es­tá sano no pue­de vol­ver a la ca­lle, des­pués de to­do lo que cos­tó re­cu­pe­rar­lo – opi­nó Gi­se­lla Sca­na­vino, una de las integrantes de la men­cio­na­da ONG- pues­to que hubo gas­tos ve­te­ri­na­rios, más allá de que te­ne­mos dos ve­te­ri­na­rias que nos dan fi­nan­cia­ción. Ade­más hay que te­ner en cuen­ta to­das las cir­cuns­tan­cias que se van su­ce­dien­do día a día”.

En diá­lo­go con De­mo­cra­cia, Sca­na­vino di­jo que ac­tual­men­te la ca­sa de trán­si­to, al­qui­la­da por la en­ti­dad, tie­ne ocho ani­ma­les. “El úl­ti­mo fue ope­ra­do ha­ce po­co”, aco­tó.

Los ini­cios

Re­cor­dó que la ONG fue crea­da ha­ce un año y me­dio apro­xi­ma­da­men­te, “fun­da­da en el amor a los ani­ma­les, en crear con­cien­cia y de­jar de la­do un po­co el asis­ten­cia­lis­mo”, apun­tó la en­tre­vis­ta­da.

“Des­pués cuan­do em­pe­za­mos a ver al­gu­nos ca­sos pun­tua­les de­ci­di­mos al­qui­lar una ca­sa pa­ra ha­cer un ho­gar de trán­si­to, no un re­fu­gio, sino un es­pa­cio pa­ra que el pe­rro sin due­ño, atro­pe­lla­do en la ca­lle o que tie­ne al­gu­na do­len­cia se re­cu­pe­re, que ten­ga la po­si­bi­li­dad al me­nos de ha­cer­se aten­der”, ex­pli­có.

La in­te­gran­te de Voz Ani­mal Ju­nín ma­ni­fes­tó que du­ran­te es­te tiem­po la ins­ti­tu­ción tra­tó de man­te­ner­se me­dian­te una cam­pa­ña de so­cios, jor­na­das de adop­ción, etc. pa­ra po­der cu­brir los gas­tos que iban sur­gien­do. “En la ca­sa lle­va­mos co­mo máximo 17 o 18 ani­ma­les. So­mos un equi­po de do­ce per­so­nas más co­la­bo­ra­do­res, que nos in­vo­lu­cra­mos con la pro­ble­má­ti­ca del ani­mal, sig­ni­fi­can­do tam­bién un des­gas­te emo­cio­nal im­por­tan­te, ade­más de la cues­tión eco­nó­mi­ca”, acla­ró.

Pedido de ayu­da

Res­pec­to al Mu­ni­ci­pio u otros or­ga­nis­mos o au­to­ri­da­des que pu­die­ran co­la­bo­rar con la ONG, en de­ter­mi­na­das cir­cuns­tan­cias, Sca­na­vino di­jo: “yo per­so­nal­men­te en­vié cartas a di­fe­ren­tes sec­to­res po­lí­ti­cos pe­ro la úni­ca que se con­tac­tó con no­so­tros fue la dipu­tada Va­le­ria Ara­ta, apor­tan­do una ayu­da eco­nó­mi­ca men­sual, con fo­lle­te­ría tam­bién, pues­to que la idea bá­si­ca­men­te era con­cien­ti­zar”.

“En­vié sie­te cartas al Eje­cu­ti­vo Mu­ni­ci­pal, to­das in­gre­sa­das por me­sa de en­tra­da, pre­sen­tan­do di­fe­ren­tes pro­yec­tos: de la ca­sa de trán­si­to, in­ter­ac­tuar con el Mu­ni­ci­pio, en­tre otras pro­pues­tas, pe­ro nunca nos con­tes­ta­ron ni nos ayu­da­ron. En lo que ha­ce a Zoo­no­sis lo úni­co que hacen es la cas­tra­ción”, afir­mó.

¿Y el hos­pi­tal?

La en­tre­vis­ta­da re­cor­dó que el In­ten­den­te Pe­trec­ca en cam­pa­ña po­lí­ti­ca (2016) anun­ció la crea­ción de un Hos­pi­tal pa­ra ani­ma­les pe­ro en su gestión no lo lle­vó a ca­bo, más allá que ella opi­na que es in­via­ble. “Pa­ra que ha­ya un hos­pi­tal pa­ra ani­ma­les, de­be ha­ber una uni­ver­si­dad de ve­te­ri­na­ria a me­nos de 150 km, pe­ro la más cer­ca es­tá en Ca­sil­da, a más de 250. Me­jor se­ría que del mis­mo Co­le­gio de Ve­te­ri­na­rio se ges­tio­na­ra una guar­dia ve­te­ri­na­ria, mar­tes y jue­ves, por ejem­plo”, apun­tó.

A la pre­gun­ta qué les ha­ría fal­ta a la ONG y que pu­die­ra apor­tar la co­mu­na, Sca­na­vino opi­nó que una de las ayu­das que po­drían re­ci­bir de par­te del Mu­ni­ci­pio se­ría una ca­sa.

Hi­zo re­fe­ren­cia al in­ten­den­te Pe­trec­ca, cuan­do en la se­sión de aper­tu­ra del Con­ce­jo De­li­be­ran­te, agra­de­ció a las pro­tec­cio­nis­tas y les acon­se­jó que cui­den a las mas­co­tas. Al res­pec­to, la en­tre­vis­ta­da re­fi­rió: “cla­ro, lo he­mos he­cho y lo se­gui­mos ha­cien­do con es­ca­sos re­cur­sos y sin ayu­da del mu­ni­ci­pio. Por eso a par­tir de ma­yo so­lo da­re­mos ayu­da de ma­ne­ra ex­ter­na por­que no po­de­mos te­ner ani­ma­les a car­go, por no po­der afron­tar gas­tos de al­qui­ler, ve­te­ri­na­rios, ali­men­tos, luz e im­pues­tos”

La in­te­gran­te de Voz Ani­mal Ju­nín afir­mó que la ta­rea de con­cien­ti­za­ción con­ti­nua­rá, co­mo has­ta aho­ra. “El año pa­sa­do re­par­ti­mos 10 mil vo­lan­tes, fui­mos a los co­le­gios, a la Ru­ral, a la la­gu­na”, apun­tó.<

>Ta­reas de pro­mo­ción de Voz Ani­mal en dis­tin­tos es­pa­cios.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.