Los in­te­rro­gan­tes téc­ni­cos que plan­tea el po­si­ble ade­lan­ta­mien­to elec­to­ral

Democracia - - Provinciales -

Aun cuan­do no exis­tan de­cla­ra­cio­nes al­ti­so­nan­tes que le pon­gan un po­co más de con­di­men­to al es­to­fa­do elec­to­ral que pre­pa­ra el ofi­cia­lis­mo, la ten­sión es por de­más evi­den­te. La Na­ción y la Pro­vin­cia man­tie­nen un sor­do con­tra­pun­to so­bre la me­jor es­tra­te­gia a uti­li­zar pa­ra ga­ran­ti­zar las re­elec­cio­nes de Mau­ri­cio Ma­cri y Ma­ría Eugenia Vidal, que que­dó ex­pues­to sin do­ble­ces an­te la opi­nión pú­bli­ca.

Se tra­ta de un es­ce­na­rio po­co fre­cuen­te en el PRO, que pre­fie­re la­var los tra­pos su­cios en ca­sa y ra­ra vez de­jar ven­ti­lar sus di­fe­ren­cias de ca­ra a la so­cie­dad. Es­ta vez, el im­pe­rio de las for­mas abrió un es­pa­cio pa­ra que se cue­len los pa­re­ce­res en­con­tra­dos de la Go­ber­na­do­ra y el Pre­si­den­te en torno del cro­no­gra­ma elec­to­ral.

Pu­jas en Cam­bie­mos

El go­bierno bo­nae­ren­se está em­bar­ca­do en el pro­yec­to de an­ti­ci­par las elec­cio­nes pa­ra el mes de ju­nio con el ar­gu­men­to de que un triun­fo de Vidal ter­mi­na­rá po­ten­cian­do al Pre­si­den­te. La Ca­sa Ro­sa­da re­sis­te la idea por­que está con­ven­ci­da de que Ma­cri se­rá el ma­yor per­ju­di­ca­do por pri­var­se del arras­tre de la man­da­ta­ria bo­nae­ren­se, la di­ri­gen­te que me­jor mi­de en el país.

Unos y otros ape­la­ron a tác­ti­cas si­mi­la­res: de­jar tras­cen­der por los me­dios cuá­les son sus ex­pec­ta­ti­vas y los ele­men­tos fác­ti­cos que les dan sus­ten­to. La pi­ro­tec­nia ama­ri­lla man­tie­ne en vi­lo a pro­pios y aje­nos. Y en­glo­ba, ade­más, al­gu­nos in­te­rro­gan­tes de pe­so.

Uno de ellos tie­ne que ver con el con­trol del pro­ce­so elec­to­ral. Co­mo los co­mi­cios bo­nae­ren­ses siem­pre han sido si­mul­tá­neos con los na­cio­na­les, la en­car­ga­da de ga­ran­ti­zar­los ha sido la Jus­ti­cia Fe­de­ral. La Cá­ma­ra Na­cio­nal Elec­to­ral, en tan­to, ac­túa co­mo ins­tan­cia re­vi­so­ra de las de­ci­sio­nes de pri­me­ra ins­tan­cia.

Si el des­do­bla­mien­to pros­pe­ra, de­be­rá ser la Jun­ta Elec­to­ral bo­nae­ren­se, un or­ga­nis­mo au­tár­qui­co no ju­di­cial cu­yo pre­su­pues­to es asig­na­do por el Eje­cu­ti­vo, el es­ta­men­to que ten­drá que ga­ran­ti­zar la trans­pa­ren­cia de las elec­cio­nes. ¿Es­ta­rá en con­di­cio­nes ese or­ga­nis­mo de asu­mir ta­ma­ña res­pon­sa­bi­li­dad? ¿Dis­pon­drá de los re­cur­sos ma­te­ria­les y hu­ma­nos pa­ra lle­var­la ade­lan­te?

El tema en­tra en de­ba­te no por­que sus in­te­gran­tes ca­rez­can de ido­nei­dad -está com­pues­ta por el pre­si­den­te de la Su­pre­ma Cor­te y ca­ma­ris­tas­sino por la com­ple­ji­dad que tie­ne el pro­ce­so elec­to­ral bo­nae­ren­se. Has­ta aho­ra, la Jun­ta Elec­to­ral ha in­ter­ve­ni­do en la or­ga­ni­za­ción y el es­cru­ti­nio de las me­sas de ex­tran­je­ros, un universo in­fi­ni­ta­men­te pe­que­ño fren­te a los 12 mi­llo­nes de elec­to­res que su­po­ne el to­tal de la elec­ción en la Pro­vin­cia. Hay otra cues­tión so­bre la que vie­nen ad­vir­tien­do di­ver­sos es­pe­cia­lis­tas: la au­sen­cia de una ins­tan­cia de re­vi­sión de las re­so­lu­cio­nes de la Jun­ta Elec­to­ral. Es que, en efec­to, no exis­te un tri­bu­nal de al­za­da que se en­car­gue de ana­li­zar las ape­la­cio­nes fren­te a las de­ci­sio­nes de ese or­ga­nis­mo. En va­rias oca­sio­nes esos re­cur­sos han lle­ga­do a la Cor­te que en reite­ra­das opor­tu­ni­da­des ad­vir­tió so­bre esa fa­len­cia nun­ca sub­sa­na­da.

El tema de la fór­mu­la

El plan de Vidal abrió hue­cos pa­ra dispu­tas an­ti­ci­pa­das. En el ofi­cia­lis­mo pa­re­ce cla­ro que se ha pues­to en jue­go el es­pa­cio de com­pa­ñe­ro de fór­mu­la de la man­da­ta­ria. El ra­di­cal Da­niel Sal­va­dor pa­re­cía nú­me­ro pues­to, pe­ro la pro­pia Go­ber­na­do­ra lo ha pues­to en du­da. El si­len­cio pri­ma­rio del cen­te­na­rio par­ti­do es­ta­ría dan­do pa­so a la ela­bo­ra­ción de un do­cu­men­to que alum­bra­ría en bre­ve. Allí se ex­pre­sa­ría la ra­ti­fi­ca­ción de la per­te­nen­cia a Cam­bie­mos y el re­cla­mo de la in­ser­ción de la UCR en el bi­no­mio bo­nae­ren­se. Una for­ma ele­gan­te de in­ten­tar po­ner freno a las as­pi­ra­cio­nes ma­cris­tas de ver una fór­mu­la “pu­ra”.

En el PRO se ha­bla de Cristian Ri­ton­do co­mo even­tual com­pa­ñe­ro de Vidal si se “cae” lo de Sal­va­dor. En el me­dio, co­men­zó a so­nar un nom­bre co­mo po­si­ble re­em­pla­zan­te del mi­nis­tro de Se­gu­ri­dad. Di­cen que quien es­ta­ría dis­pues­to a aga­rrar ese fie­rro ca­lien­te es Ma­nuel Mos­ca, el ac­tual pre­si­den­te de la Cá­ma­ra de Dipu­tados que no ten­dría intenciones de re­no­var su ban­ca.

El pe­ro­nis­mo asis­te a ese vér­ti­go im­pen­sa­do con men­sa­jes in­ter­nos y mo­vi­mien­tos pú­bli­cos. Por un la­do, un gru­po de in­ten­den­tes sa­lió a plan­tar ban­de­ra en un in­ten­to por ob­tu­rar las pre­ten­sio­nes de sec­to­res del cris­ti­nis­mo por un­gir co­mo can­di­da­to a go­ber­na­dor a Axel Ki­ci­llof. El nom­bre ele­gi­do por va­rios de es­tos al­cal­des del Co­n­ur­bano es el del lo­men­se Mar­tín In­sau­rral­de.

Pe­ro las du­das em­bar­gan esa mo­vi­da. En el PJ creen que In­sau­rral­de pre­fe­ri­ría ir por la re­elec­ción en su dis­tri­to en ca­so de que se ade­lan­te la elec­ción bo­nae­ren­se y ten­ga que com­pe­tir mano a mano con Vidal. Des­pe­ja­ría el ca­mino pa­ra otro pro­yec­to que se ama­sa en el Co­n­ur­bano y que po­dría en­ca­be­zar la ma­tan­ce­ra Ve­ró­ni­ca Ma­ga­rio.

La con­duc­ción par­ti­da­ria tie­ne pre­vis­to en­ca­rar dos ac­cio­nes ca­si en si­mul­tá­neo: po­ten­ciar su re­cha­zo al po­si­ble ade­lan­ta­mien­to de elec­cio­nes en la Pro­vin­cia y enar­bo­lar co­mo ban­de­ra de la opo­si­ción el re­cha­zo al nue­vo au­men­to de ta­ri­fas de los ser­vi­cios pú­bli­cos anun­cia­do por el Go­bierno y que, en el ca­so del trans­por­te, co­men­zó a re­gir.

El po­si­ble des­do­ble pri­va­ría al PJ del arras­tre de Cris­ti­na, cu­yos nú­me­ros son al­tos en el Co­n­ur­bano. Tam­bién po­dría po­ner en ries­go al­gu­nas co­mu­nas que es­tán en la mi­ra del ofi­cia­lis­mo.<

&gt;Ma­ría Eugenia Vidal abo­na la idea de des­do­blar las elec­cio­nes y tra­ba­ja con ese ob­je­ti­vo, pe­se al desacuer­do de Mau­ri­cio Ma­cri.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.