Un hom­bre ma­tó a su aman­te tras que­dar em­ba­ra­za­da

>La víc­ti­ma te­nía 21 años. El agre­sor lle­va­ba una do­ble vida. El mis­mo día del cri­men, su es­po­sa dio a luz.

Democracia - - Sociedad -

Una jo­ven em­ba­ra­za­da fue ase­si­na­da el lu­nes de un ba­la­zo en el ab­do­men en su ca­sa de la lo­ca­li­dad bo­nae­ren­se de In­ge­nie­ro Bud­ge, par­ti­do de Lo­mas de Za­mo­ra. Por el fe­mi­ci­dio bus­can a un hom­bre que era su aman­te y tra­tó de si­mu­lar un asal­to.

Los in­ves­ti­ga­do­res creen que el sos­pe­cho­so ma­tó a la víc­ti­ma, iden­ti­fi­ca­da co­mo Ca­ro­li­na Le­des­ma (21), por­que es­ta­ba em­ba­ra­za­da de dos me­ses y para evi­tar que su es­po­sa se en­te­ra­se de su re­la­ción ex­tra­ma­tri­mo­nial con la jo­ven.

La pa­re­ja ofi­cial del acu­sa­do -iden­ti­fi­ca­do co­mo “An­gel”tam­bién es­ta­ba em­ba­ra­za­da. Fuen­tes po­li­cia­les con­fir­ma­ron a Cla­rín que el mis­mo día que Ca­ro­li­na fue ase­si­na­da, ho­ras des- pués, es­ta mu­jer dio a luz. Los efec­ti­vos lo es­pe­ra­ron en el hos­pi­tal, pe­ro no fue.

Se­gún lo in­for­ma­do por Té­lam, en la ma­ña­na del lu­nes la jo­ven in­gre­só muer­ta al Hos­pi­tal Allen­de de In­ge­nie­ro Bud­ge, en la zo­na Sur del co­n­ur­bano, y los mé­di­cos cons­ta­ta­ron que pre­sen­ta­ba una he­ri­da de ba­la en el ab­do­men sin ori­fi­cio de sa­li­da.

An­te es­ta si­tua­ción, los mé­di­cos die­ron in­ter­ven­ción al per­so­nal de la co­mi­sa­ría lo­cal que se en­tre­vis­tó lue­go con Gladys Le­des­ma, la ma­dre de la chi­ca, quien la ha­bía lle­va­do has­ta el cen­tro asis­ten­cial en un re­mís.

Se­gún las fuen­tes, la mu­jer con­tó a los efec­ti­vos que el su­pues­to no­vio de su hi­ja, An­gel, se ha­bía pre­sen­ta­do du­ran­te la ma­dru­ga­da en su do­mi­ci­lio para avi­sar­le que aca­ba­ban de asal­tar la ca­sa de Ca­ro­li­na y que es­ta ha­bía re­sul­ta­do ba­lea­da en un ti­ro­teo.

Por eso, Gladys se tras­la­dó has­ta la vi­vien­da de su hi­ja, si­tua­da en Eva­ris­to Ca­rrie­go al 1700 de In­ge­nie­ro Bud­ge, don­de la ha­lló mal­he­ri­da y en­san­gren­ta­da so­bre la ca­ma de su ha­bi­ta­ción.

Los in­ves­ti­ga­do­res reali- za­ron el lu­nes por la no­che una se­rie de di­li­gen­cias para tra­tar de lo­ca­li­zar al aman­te de Le­des­ma. Fuen­tes po­li­cia­les con­fir­ma­ron que el hom­bre con­ti­núa pró­fu­go y que “se es­pe­ran nue­vos alla­na­mien­tos”.

Ade­más de es­tar em­ba­ra­za­da, Ca­ro­li­na te­nía otros dos hi­jos, se­gún lo in­for­ma­do por la Or­ga­ni­za­ción Ba­rrial Tu­pac Ama­ru, don­de ella mi­li­ta­ba. “La­men­ta­ble­men­te, es­ta es la cruel reali­dad que pa­de­cen las com­pa­ñe­ras en los ba­rrios. Des­de la Or­ga­ni­za­ción Ba­rrial Tu­pac Ama­ru acom­pa­ña­mos a su fa­mi­lia y pe­di­mos jus­ti­cia por Ca­ro­li­na. #Bas­taDeMa­tar­nos #NiU­naMe­nos”, pu­bli­ca­ron en Facebook.

Ca­ro­li­na se con­vir­tió en la 31ª mu­jer ase­si­na­da en lo que va del año en el mar­co de vio­len­cia de gé­ne­ro. El día an­te­rior a su muer­te, hu­bo otro fe­mi­ci­dio en Lo­mas de Za­mo­ra. Daia­na Eli­za­beth De­vuono (27) re­ci­bió un ba­la­zo en el ros­tro por par­te de su ex pa­re­ja, Se­bas­tián Ve­do­ya (34), quien lue­go se sui­ci­dó de un ti­ro en la bo­ca, en la lo­ca­li­dad de Glew.<

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.