Ex­tra­di­tan a Ita­lia des­de Bo­li­via a un bus­ca­do ex ac­ti­vis­ta de iz­quier­da

El Día (La Plata) - - El Mundo -

SAN­TA CRUZ DE LA SIE­RRA

La sa­ga del ita­liano pró­fu­go Ce­sa­re Battisti (64) ter­mi­nó ayer en San­ta Cruz de la Sie­rra, Bo­li­via, cuan­do el ex ac­ti­vis­ta de ex­tre­ma iz­quier­da abor­dó ba­jo cus­to­dia ita­lia­na un avión con des­tino a Ro­ma, don­de le es­pe­ra una con­de­na per­pe­tua por ho­mi­ci­dios y ac­cio­nes vio­len­tas de los “años de plo­mo” de la gue­rra fría.

Co­mo la del Che Gue­va­ra -aun­que sin final fa­tal-, la aven­tu­ra del re­vo­lu­cio­na­rio Battisti, de 64 años, tu­vo su epí­lo­go en Bo­li­via, al ser de­te­ni­do el sá­ba­do por agen­tes bo­li­via­nos de In­ter­pol en coor­di­na­ción con co­le­gas ita­lia­nos, en una ca­lle de es­ta ciu­dad del es­te del país an­dino, li­mí­tro­fe con Bra­sil.

Un día más tar­de y tras el re­cha­zo a una so­li­ci­tud de asi­lo a la Bo­li­via de Evo Morales, Battisti fue re­mi­ti­do a au­to­ri­da­des ita­lia­nas lle­ga­das en avión es­pe­cial des­de Ro­ma. Es­ta­ba pró­fu­go des­de di­ciem­bre, cuan­do hu­yó de Bra­sil, don­de en un pa­sa­do ha­bía ha­lla­do re­fu­gio ba­jo el go­bierno del iz­quier­dis­ta Luiz Iná­cio Lu­la da Sil­va.

El Fal­con 900 blan­co con po­li­cías y miem­bros de los ser­vi­cios se­cre­tos que el go­bierno ita­liano en­vió pa­ra bus­car­lo es­tu­vo en Bo­li­via ape­nas dos ho­ras. La ope­ra­ción se­cre­ta que lle­vó a su ubi­ca­ción y ras­treo des­de fin de año, an­tes de su cap­tu­ra es­te fin de se­ma­na, tam­bién fue dig­na de una pe­lí­cu­la de es­pio­na­je.

Fuen­tes bo­li­via­nas cer­ca­nas a la in­ves­ti­ga­ción in­di­ca­ron que Battisti, que lu­cía bar­ba can­da­do y te­nía “alien­to al­cohó­li­co” cuan­do fue de­te­ni­do, es­ta­ba en po­se­sión de do­cu­men­ta­ción bra­si­le­ña, ce­lu­lar y tar­je­ta de cré­di­to a su nom­bre. Per­ma­ne­ció de­te­ni­do has­ta su sa­li­da de Bo­li­via en lo­ca­les de In­ter­pol en San­ta Cruz.

Battisti es­ta­ba pró­fu­go des­de que un juez de la Cor­te Su­pre­ma de Bra­sil emi­tie­ra el 13 de di­ciem­bre una or­den de cap­tu­ra en su con­tra. Un día des­pués, el en­ton­ces pre­si­den­te Mi­chel Te­mer fir­mó la or­den de ex­tra­di­ción re­cla­ma­da des­de ha­cía años por Ita­lia.

Ex miem­bro del gru­po Pro­le­ta­rios Ar­ma­dos por el Co­mu­nis­mo du­ran­te los “años de plo­mo” en Ita­lia, Battisti fue juz­ga­do en au­sen­cia en 1993 y con­de­na­do a per­pe­tui­dad por cua­tro ho­mi­ci­dios y com­pli­ci­dad en otros ase­si­na­tos a fi­na­les de los años 1970. Vi­vió 15 años exi­lia­do en Fran­cia pro­te­gi­do por el go­bierno so­cia­lis­ta de Fran­co­is Mit­te­rrand, don­de se con­vir­tió en exi­to­so au­tor de no­ve­las po­li­cia­les. Tras una es­ta­día en Mé­xi­co re­gre­só a Fran­cia, pe­ro en 2004 se vio obli­ga­do a par­tir de ese país: los vien­tos po­lí­ti­cos ha­bían cam­bia­do. Se re­fu­gió clan­des­ti­na­men­te en Bra­sil, an­tes de ser de­te­ni­do en Río de Ja­nei­ro en 2007. En 2010, Lu­la da Sil­va ne­gó su ex­tra­di­ción a Ita­lia tras un lar­go pro­ce­so judicial con una es­ta­día en la cár­cel. En el úl­ti­mo día de su man­da­to, le otor­gó el es­ta­tu­to de re­fu­gia­do po­lí­ti­co. (AFP)

EL ITA­LIANO CE­SA­RE BATTISTI

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.