EL VINO ITA­LIANO HOY (II PAR­TE)

Ita­lian Wi­ne To­day (Part II)

Excelencias Gourmet - - Sumario - POR: SOM­ME­LIER RE­NÉ GAR­CÍA VAL­DÉS FOTOS: ARCHIVO EXCELENCIAS

Emues­tra l fa­mo­so Con­cur­so In­ter­na­cio­nal de Vi­nos y Es­pi­ri­tuo­sos Vinitaly vi­nos de más de 400 de­no­mi­na­cio­nes de ori­gen ita­lia­nas. La vi­si­ta a es­ta fe­ria per­mi­te ca­tar los pro­duc­tos y des­cu­brir pro­ce­di­mien­tos y es­ti­los pro­pios de ca­da re­gión del país eu­ro­peo, en­tre ellas Abruz­zo, Apu­lia, Ba­si­li­ca­ta, Emi­lia-Ro­mag­na, Cam­pa­nia, Friu­liVe­ne­zia Giu­lia y La­zio, re­se­ña­das an­te­rior­men­te. El vino es­pu­mo­so Fran­cia­cor­ta, una DOCG (De­no­mi­na­ción de Ori­gen Con­tro­la­da y Ga­ran­ti­za­da) pro­ve­nien­te de Lom­bar­día, al nor­te de Ita­lia, con­ti­núa cau­san­do impacto con sus pla­cen­te­ras bur­bu­jas. Los pro­duc­to­res de es­te es­pu­mo­so, con­si­de­ra­do en­tre los me­jo­res del mun­do, cui­dan ca­da de­ta­lle y ofre­cen va­ria­das ti­po­lo­gías de fa­bri­ca­ción, ne­ce­sa­rias en to­da car­ta de vino pres­ti­gio­sa.

De­cir Mar­che, re­gión ubi­ca­da al cen­tro de Ita­lia, es de­cir, pri­me­ro que to­do, Ver­dic­chio, da­da la exis­ten­cia en sus pre­dios de la DOC (De­no­mi­na­ción de Ori­gen Con­tro­la­da) Ver­dic­chio dei Cas­te­lli di Je­si. La autenticidad de es­te vino ra­di­ca en su sua­ve sa­li­ni­dad, per­di­da den­tro del me­lo­co­tón y la pe­ra, la al­men­dra y el cí­tri­co. ¿Có­mo evi­tar un pa­la­dar tan vi­bran­te?

Ade­más, es­ta re­gión tra­ba­ja con otras ce­pas que ase­gu­ran nue­vos ca­mi­nos de ca­li­dad. La ce­pa blan­ca Ri­bo­na, de la DOC Co­lli Ma­ce­ra­te­si, tie­ne un po­ten­cial que mu­chos que­rrán pro­bar con más fre­cuen­cia. En cuan­to a las ce­pas tin­tas, pue­de de­cir­se que las no­tas com­ple­jas de fru­tos ro­jos, las es­pe­cias dul­ces y los ahu­ma­dos de la co­mu­na de Mon­te­pul­ciano la ha­cen úni­ca en su ti­po; ello se evi­den­cia en las DOCG Co­ne­ro y Of­fi­da. Es­ta úl­ti­ma pa­re­ce es­tar en­fras­ca­da en una re­vo­lu­ción de vi­nos de ca­li­dad des­de que se es­ta­ble­ció en 2011 con el es­ta­tus su­pe­rior ita­liano.

Ba­ro­lo y Bar­ba­res­co, dos DOCG que no es­ca­ti­man es­fuer­zos pa­ra man­te­ner, co­mo su lon­ge­vi­dad, la fuer­za dis­tin­ti­va de la va­rie­dad Neb­bio­lo, si­guen de­rro­chan­do ca­li­dad en los cam­pos pia­mon­te­ses. Si bien son vi­nos que so­bre­sa­len en los me­nús com­ple­jos, la re­gión cuen­ta con otras va­lio­sas ce­pas que im­pre­sio­na­ron en Vinitaly 2018. Por ejem­plo, cuan­do se ha­bla de la re­gión del Pia­mon­te, son men­cio­na­das fre­cuen­te­men­te las va­rie­da­des tin­tas de Bar­be­ra y Dol­cet­to; Grig­no­lino, una va­rie­dad tin­ta con ta­ni­nos no­bles y es­pe­cias, que ha­ce que los vi­nos de la

DOC Grig­no­lino del Mon­fe­rra­to Ca­sa­le­se coin­ci­dan con las pre­fe­ren­cias de co­men­sa­les ac­tua­les, y la des­co­no­ci­da Pe­la­ver­ga, que me­re­ce es­tar pre­sen­te en los res­tau­ran­tes de­di­ca­dos a pas­tas ita­lia­nas, tan po­pu­la­res en to­das las ciu­da­des del mun­do.

Si exis­te una re­gión que des­lum­bra en el pa­no­ra­ma vi­ti­vi­ní­co­la ita­liano de los úl­ti­mos tiem­pos es, pa­ra asom­bro de mu­chos, Cer­de­ña. Tal vez so­lo se te­nía al­gu­na re­fe­ren­cia de es­ta zo­na a tra­vés de los vi­nos blan­cos de Ver­men­tino que, de he­cho, si­gue sien­do la va­rie­dad prin­ci­pal, de­mos­tra­da en la pro­duc­ción de la DOCG Ver­men­tino di Ga­llu­ra y la DOC Ver­men­tino di Sar­deg­na. Hoy el ca­tá­lo­go se ha en­ri­que­ci­do: los vi­nos Can­no­nau, Ca­rig­nano, Cag­nu­la­ri, Bo­va­le, de ce­pas tin­tas, y la blan­ca Nu­ra­gus, pre­sen­tan no­tas par­ti­cu­la­res que, a de­cir de nu­me­ro­sos es­pe­cia­lis­tas, me­re­cen es­tar en la me­sa dia­ria. El Pa­be­llón de Cer­de­ña re­que­ri­rá una vi­si­ta más ex­ten­sa en la edi­ción de Vinitaly 2019.

Por otra par­te, Si­ci­lia es­tá im­po­nien­do un es­ti­lo de vino que gus­ta gran­de­men­te a los con­su­mi­do­res ha­bi­tua­les. La ex­pe­rien­cia de es­ta re­gión en las ela­bo­ra­cio­nes de las ce­pas tin­tas de Ne­ro d’Avo­la y Sy­rah, y Gri­llo y Ca­ta­rrat­to (blan­cas) han crea­do in­nu­me­ra­bles adic­tos a es­tos vi­nos. La re­cién cons­ti­tui­da

DOC Si­ci­lia es re­sul­ta­do de la no­to­ria de­man­da que exis­te en el mer­ca­do. Sin em­bar­go, es im­pres­cin­di­ble la bús­que­da de bo­de­gas que re­fle­jen me­jor el es­pí­ri­tu del te­rroir si­ci­liano.

La re­gión de Tren­tino-Al­to Adi­gio si­gue afe­rra­da, por suer­te, a las ce­pas blan­cas, no so­lo pa­ra la ela­bo­ra­ción de vi­nos de es­te co­lor, sino tam­bién pa­ra la pro­duc­ción de es­pu­mo­sos y pa­si­fi­ca­dos. La DOC Al­to Adi­ge des­lum­bra con Pi­not Bian­co y Gri­gio, mien­tras que la DOC Tren­tino lo ha­ce con otras ce­pas más in­ter­na­cio­na­les co­mo Char­don­nay, Sau­vig­non Blanc, y otra muy del lu­gar: No­sio­la. La DOC Tren­to, es­pe­cia­li­za­da so­lo en vi­nos es­pu­mo­sos, man­tie­ne una ca­li­dad apre­cia­da por los aman­tes de bur­bu­jas fi­nas en to­do el mun­do.

Tos­ca­na con­ser­va su rit­mo cua­li­ta­ti­vo con la DOCG Bru­ne­llo di Mon­tal­cino, su jo­ya ma­yor. Si al­go lla­mó la aten­ción en es­te even­to fue el es­fuer­zo rea­li­za­do por los pro­duc­to­res de Chian­ti. No de­be con­fun­dir­se DOCG Chian­ti con DOCG Chian­ti Clas­si­co, dos ver­sio­nes dis­tin­tas. Es im­pre­sio­nan­te el re­sul­ta­do al­can­za­do por es­ta úl­ti­ma, so­bre to­do con la re­cién ins­ti­tui­da Gran Se­le­zio­ne, es­ta­dio su­pe­rior de la ley del vino en el lu­gar. El Con­sor­cio Ga­llo Ne­ro tu­vo mu­cho que ver con el real­ce de ca­li­dad de es­ta de­no­mi­na­ción. Cu­rio­sa­men­te, la ca­ta de los vi­nos de la IGT (In­di­ca­ción Geo­grá­fi­ca Tí­pi­ca) Tos­ca­na Ros­so lla­mó mu­cho la aten­ción, al apre­ciar­se el es­ti­lo sig­ni­fi­ca­ti­vo de la San­gio­ve­se en com­bi­na­cio­nes lo­gra­das con Ca­ber­net Sau­vig­non, Ca­ber­net Franc, Shi­raz, Mer­lot y Pe­ti­tVer­dot. Tam­bién fue agra­da­ble la im­pre­sión que de­jó la DOC Vin San­to del Chian­ti.

Ve­ne­to inun­dó de vi­nos y ex­pec­ta­ti­vas a Vinitaly 2018. An­te to­do, la ce­pa Gle­ra es­tu­vo pre­sen­te tan­to en blan­cos co­mo en es­pu­mo­sos: DOCG Aso­lo Pro­sec­co, DOCG Co­ne­gliano Val­dob­bia­de­ne Pro­sec­co, y, ob­via­men­te, DOC Pro­sec­co (in­ter­re­gio­nal).

Es­tán de mo­da aque­llos vi­nos que, aun­que li­ge­ros, pre­sen­tan aro­mas y sa­bo­res de gus­to ge­ne­ral. Con­tras­tan­do to­tal­men­te con es­tas ca­rac­te­rís­ti­cas, otra gran DOCG co­mo Ama­ro­ne de­lla Val­po­li­ce­lla se al­zó co­mo un clá­si­co en el uni­ver­so vi­ti­vi­ní­co­la ita­liano. Mu­chas mar­cas com­pi­ten en es­te es­ce­na­rio, pe­ro se ob­ser­va el es­ti­lo inequí­vo­co de un vino que me­re­ce, por obli­ga­ción, un pues­to en las gran­des me­sas. La DOC Co­lli Eu­ga­nei Fior d’ Aran­cio nos brin­da va­rios es­pu­mo­sos dul­ces de­li­cio­sos, y pa­re­ce que las DOC Val­po­li­ce­lla y Val­po­li­ce­lla Ri­pas­so anun­cian su re­gre­so al pues­to ocu­pa­do an­te­rior­men­te.

Li­gu­ria, Mo­li­se, Va­lle d’Aos­ta y Um­bria no fue­ron ol­vi­da­das en es­te re­cuen­to. Fal­tó tiem­po pa­ra un en­jui­cia­mien­to más crí­ti­co, lo cual que­da pen­dien­te pa­ra Vinitaly 2019. ¿Por qué no me acom­pa­ñan? Se­rán días de vino y pla­cer con­ti­nuo. Los in­vi­to.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.