Aras­hi­ya­ma

Fortuna - - Turismo -

Es­te pe­que­ño pue­blo al oes­te de Kio­to es un lu­gar so­ña­do. Es­tá el bosque de bam­bú de Aras­hi­ya­ma con su ca­mino de ca­si un ki­ló­me­tro ba­jo los in­ter­mi­na­bles ár­bo­les. Por la mañana, el sol ape­nas lo­gra atra­ve­sar los tron­cos. Al fi­nal del re­co­rri­do es­tá el tem­plo Tenr­yu­ji, uno de los tem­plos zen más gran­des de Kio­to. En su in­te­rior tie­ne un jar­dín ja­po­nés úni­co, con una la­gu­na cen­tral y una gran va­rie­dad de ár­bo­les ni­po­nes.

NA­TU­RA­LE­ZA. En Aras­hi­ya­ma hay que re­co­rrer el bosque de bam­bú y sus jar­di­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.