A LAS IDAS Y VUEL­TAS CON PUTIN

Fortuna - - Economía -

El ca­nal co­mer­cial se ve inexo­ra­ble­men­te con­ta­mi­na­do por las re­la­cio­nes po­lí­ti­cas. El tra­to prio­ri­ta­rio que el kirch­ne­ris­mo le dio a Mos­cú co­mo uno de los prin­ci­pa­les fi­nan­cis­tas de la obra pú­bli­ca que­dó de la­do con el cam­bio de Go­bierno. La ges­tión Ma­cri no só­lo se reali­neó con los Es­ta­dos Uni­dos, sino que sa­lió a cap­tar ca­pi­ta­les en el mer­ca­do in­ter­na­cio­nal. To­do cam­bió.

Am­bas ges­tio­nes com­par­ten, sin em­bar­go, una fa­len­cia: nin­gu­na su­po sa­car ré­di­to de la reorien­ta­ción de las im­por­ta­cio­nes ru­sas, lue­go de que el país fue­ra san­cio­na­do por Wa­shing­ton y la Unión Eu­ro­pea.

FOR­TU­NA: ¿Ar­gen­ti­na ha po­di­do apro­ve­char es­te mar­co pa­ra ven­der más ali­men­tos?

GAR­CIA TU­ñON: La­men­ta­ble­men­te Ar­gen­ti­na de­be ser de los po­cos paí­ses que te­nien­do la opor­tu­ni­dad de po­der ven­der pro­duc­tos de ma­ne­ra mul­ti­pli­ca­da, en fun­ción de que Ru­sia prohí­be la im­por­ta­ción de pro­duc­tos que son com­pe­ti­do­res di­rec­tos de nues­tro país, no apro­ve­cha la si­tua­ción. Ven­de­mos me­nos. So­mos el úni­co ca­so en el que se ma­ta al com­pe­ti­dor y ven­de­mos me­nos. Es in­creí­ble. Hay cues­tio­nes vin­cu­la­das a la pro­duc­ti­vi­dad y la com­pe­ti­ti­vi­dad lo­ca­les. En ge­ne­ral el co­mer­cio ex­te­rior ar­gen­tino ba­jó y Ru­sia no va a ser la ex­cep­ción. La pro­mo­ción co­mer­cial tam­bién ba­jó. Ar­gen­ti­na par­ti­ci­pa só­lo en dos ex­po­si­cio­nes ru­sas, y las dos son de ali­men­tos.

FOR­TU­NA: ¿El cam­bio de go­bierno afec­tó el víncu­lo co­mer­cial con Ru­sia?

GAR­CIA TU­ñON: El cam­bio fue im­por­tan­te. Cuan­do asu­me Cam­bie­mos Ar­gen­ti­na te­nía con Ru­sia dis­tin­tos con­ve­nios fir­ma­dos. En­tre otros, es­tá la cau­sa con­tra De Vi­do por la com­pra de fue­loil, que nun­ca exis­tió. Tam­bién se de­tec­ta­ron cues­tio­nes re­la­cio­na­das a pa­gos que hi­zo Ar­gen­ti­na a Ru­sia por com­bus­ti­ble, por mu­chos mi­llo­nes, y que Mos­cú de­cla­ra va­lo­res di­fe­ren­tes. Tam­bién

es­ta­ban los acuer­dos por la re­pre­sa Chihui­do y la cen­tral ató­mi­ca de Atu­cha. To­dos es­tos con­tra­tos fue­ron re­vi­sa­dos cuan­do asu­mió Ma­cri. El Es­ta­do co­men­zó a re­ne­go­ciar las ta­sas de in­te­rés del Ban­co de De­sarrro­llo ru­so, que po­nía el di­ne­ro pa­ra po­der rea­li­zar las obras, y lle­gó un mo­men­to en el que Putin le pu­so freno a la ne­go­cia­ción.

FOR­TU­NA: Tras la sa­li­da de Ar­gen­ti­na al mer­ca­do in­ter­na­cio­nal pa­ra to­mar deu­da, ¿Mos­cú de­jó de ser un so­cio fi­nan­cie­ro?

GAR­CIA TU­ñON: Ar­gen­ti­na de­jó de de­pen­der tan­to de Ru­sia co­mo de Chi­na a la ho­ra de bus­car cré­di­to. Al­go si­mi­lar a lo que ocu­rre con Ve- ne­zue­la. To­da es­ta re­la­ción se en­fría du­ran­te los dos pri­me­ros años de Ma­cri en el Go­bierno. La im­por­ta­ción de pro­duc­tos ru­sos pa­só a ser ín­fi­ma. Tam­bién nos fre­na­ron a no­so­tros la ha­bi­li­ta­ción de plan­tas de pro­duc­tos ali­men­ti­cios. Hu­bo una eta­pa free­zer en la re­la­ción bi­la­te­ral.

FOR­TU­NA: ¿El Go­bierno alien­ta mi­sio­nes co­mer­cia­les?

GAR­CIA TU­ñON: No. Es­tas dos fe­rias de ali­men­tos son his­tó­ri­cas y Ar­gen­ti­na par­ti­ci­pa más allá de cuál sea el Go­bierno. Lue­go no va­mos a fe­rias ru­sas de ma­qui­na­ria agrí­co­la, ni de tec­no­lo­gía far­ma­céu­ti­ca, ni de au­to­par­tes. Si uno ve lo que Ru­sia gas­ta en es­to en el mun­do, en­ton­ces de­be­ría­mos pen­sar en es­tar allí pre­sen­tes. Ru­sia gas­ta mu­cho en cos­mé­ti­ca, pe­ro Ar­gen­ti­na no le ven­de na­da. Los ru­sos gas­ta­ron u$s 2.800 mi­llo­nes en 2017 y no­so­tros le ven­di­mos por u$s 82.000. To­do el en­fria­mien­to lle­gó has­ta la des­apa­ri­ción del sub­ma­rino San Juan, cuan­do Ru­sia ofre­ce ayu­da y en­ton­ces se re­to­ma la re­la­ción. Ese es el quie­bre. Por eso, en enero, Ma­cri vi­si­tó Ru­sia y se en­con­tró con Putin an­tes de lle­gar a Da­vos. Allí tu­vo reunio­nes con las gran­des em­pre­sas ru­sas co­mo Gaz­prom o Lu­koil. La idea del go­bierno ar­gen­tino es que los ru­sos in­vier­tan acá, pe­ro ellos ade­más de in­ver­tir quie­ren ven­der.

REUNIóN. Cuan­do Ma­cri es­tu­vo en Ru­sia se reunió con las dos em­pre­sas ener­gé­ti­cas más im­por­tan­tes de ese país: Gaz­próm y Lu­koil.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.