LA NUE­VA ES­CE­NA DE LA LI­TE­RA­TU­RA ROC­KE­RA

Ra­dio­gra­fía de un ines­pe­ra­do boom edi­to­rial, con el li­bro co­mo fe­ti­che y al mis­mo tiem­po co­mo fuen­te de gran­des his­to­rias, ca­da vez me­jor es­cri­tas. Au­to­bio­gra­fías, in­ves­ti­ga­cio­nes ri­gu­ro­sas y la re­no­va­ción de un gé­ne­ro que sue­na fuer­te: el “lit- rock”

La Nacion - La Nación revista - - ÉPOCA L A - TEX­TO Da­mián Da­mo­re // ILUSTRACIÓN Ka­lil Lla­ma­za­res

Pue­de re­sul­tar sor­pren­den­te que, en el mis­mo mo­men­to en que los for­ma­tos de re­pro­duc­ción fí­si­ca de mú­si­ca tien­den a re­traer­se, se pro­duz­ca un boom de los libros de mú­si­ca, mercado que has­ta ha­ce unos años era inexis­ten­te en nues­tro país. So­lo hoy, gra­cias a la re­vo­lu­ción di­gi­tal, te­ne­mos idea de la enor­me can­ti­dad de mú­si­ca que se ge­ne­ra ca­da día. La nue­va con­cien­cia de lo in­abar­ca­ble de las prác­ti­cas mu­si­ca­les hi­zo que mu­chos se re­fu­gia­ran en in­ter­pre­ta­cio­nes de un pa­sa­do que con­si­de­ran ( a ve­ces equi­vo­ca­da­men­te) más aprehen­si­ble que el mag­ma di­ver­so tan pro­pio de la mú­si­ca de es­tos días. Es­tre­llas de rock con­ver­ti­das en le­yen­das, fa­ná­ti­cos en tran­ce con sus ído­los, en­sa­yos so­bre dis­cos pun­tua­les de nues­tro rock o me­mo­rias, hoy to­do en­tra en la ca­nas­ta.

Mer­ce­des Ma­yol, di­rec­to­ra co­mer­cial de la edi­to­rial es­pa­ño­la Mal­pa­so ( que ope­ra en la Ar­gen­ti­na) su­gie­re que la li­te­ra­tu­ra so­bre rock ( o lit- rock) es una ten­den­cia en as­cen­so. “Ha­ce cer­ca de cin­co años que tra­ba­ja­mos en la Ar­gen­ti­na y es sor­pren­den­te la can­ti­dad de in­tere­sa­dos por nues­tro ca­tá­lo­go de mú­si­ca. To­do se dis­pa­ró en 2015 con la edi­ción de la bio­gra­fía de Johnny Ra­mo­ne, que ven­dió cer­ca de diez mil ejem­pla­res”.

La edi­to­rial tie­ne un ca­tá­lo­go de lu­jo que in­clu­ye a fi­gu­ras co­mo Mo­rris­sey, Van Mo­rri­son, Neil Young, Frank Zap­pa, El­vis Cos­te­llo y Paul Mc­cart­ney, fac­to­ría de Phi­lip Nor­man ( un es­pe­cia­lis­ta que hi­zo lo pro­pio con Ro­lling Sto­nes, El­ton John, Buddy Holly, John Len­non y Mick Jagger). “Nues­tros libros son long­se­llers, per­du­ran en el tiem­po, son ade­más ob­je­tos de co­lec­ción que, pa­ra cui­dar­los, in­clu­yen su edi­ción en e- book”, se­ña­la Ma­yol.

En la era di­gi­tal, don­de to­do pa­re­ce cir­cu­lar por ca­na­les in­tan­gi­bles, el au­ge de es­te ti­po de edi­cio­nes pa­re­ce pre­ve­nir que el ob­je­to fe­ti­che – que en otros tiempos po­día ser el ca­se­te con cin­ta de cro­mo, el lá­ser disc o el dis­co de vi­ni­lo– aún es par­te im­por­tan­te de la cul­tu­ra del rock. Los libros de mú­si­ca, ade­más, pro­me­ten un or­den – un or­de­na­mien­to, si no se quie­re ser tan es­tric­to– de la in­for­ma­ción que el mar de si­tios so­bre mú­si­ca ya no pue­de ofre­cer. Es cier­to: en al­gún mo­men­to no va a ha­ber don­de buscar. Ahí

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.