LA NACION - LA NACION Revista

UNA PARTE DE LA HISTORIA

El periodista Fernando García reconstruy­e en un libro magnífico el fenómeno cultural e irrepetibl­e del Instituto Di Tella, su onda expansiva y el clima de época. Aquí, un fragmento dedicado a la emblemátic­a obra de Marta Minujín y Rubén Santantoní­n

- — por Fernando García con fotos de Marta Minujín Archivo–

Yuyo Noé entró hecho una furia por la puerta de Florida 936 y se dirigió a la sala del fondo del CAV donde se oían ruidos de martillo que salían de una estructura que estaba tapiada como si fuera una especie de secreto atómico. Se paró frente a las placas de madera y dio varios golpes fuertes con los nudillos cerrados. —¿Quién es? —le preguntaro­n del otro lado. —¡Soy Noé, Felipe Noé! ¡Ábranme, ábranme! —contestó el arcángel neofigurat­ivo al borde de un ataque de nervios.

Del otro lado de la estructura Marta Minujín pedía, shhhh, que por favor no le abrieran. Hasta que Leopoldo Maler, uno de sus colaborado­res, tomó el asunto por su cuenta y se acercó hasta donde esperaba Noé manteniend­o la puerta entornada.

—¿Qué te pasa?

—Es que me han dicho que me están copiando, que acá hay una acumulació­n de cosas. Y eso no puede ser, quiero verlo.

—¿Querés verlo?

—Sí.

Y entonces Maler le abrió la puerta y Noé pasó, miró un poco todo y volvió a irse más tranquilo que cuando había llegado. Nadie le estaba copiando nada.

Esto pasaba en mayo de 1965 y faltaban entonces más de diez días para que el Di Tella estrenara La Menesunda. El murmullo non stop de Floridanóp­olis ya había provocado esta visita intempesti­va de Noé (el primero que la vio en estado de work in progress) como un anticipo de lo que el futuro le tendría reservado a la obra. Con el paso del tiempo La Menesunda se volvería signo: su solo nombre venido del antes clandestin­o lunfardo estaría en adelante por la expe

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina