Trump, en­tre las as­pe­re­zas con Ma­cron y crí­ti­cas por un fal­ta­zo

vi­si­ta. Tras un ten­so ca­ra a ca­ra con el pre­si­den­te fran­cés, ge­ne­ró des­con­cier­to al no asis­tir a un ac­to por los sol­da­dos nor­te­ame­ri­ca­nos caí­dos en la Pri­me­ra Gue­rra

La Nacion - - El Mundo - Lui­sa Co­rra­di­ni

PA­RÍS.– Por un error de in­ter­pre­ta­ción, el pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano, Do­nald Trump, es­tu­vo ayer en Pa­rís a pun­to de pro­vo­car una nue­va cri­sis con su par fran­cés, Em­ma­nuel Ma­cron. Co­rre­gi­do el error, am­bos se re­con­ci­lia­ron. Pe­ro el je­fe de la Ca­sa Blan­ca vol­vió a cau­sar des­con­cier­to cuan­do se ne­gó a asis­tir a una ce­re­mo­nia en ho­me­na­je a los sol­da­dos es­ta­dou­ni­den­ses caí­dos en la Pri­me­ra Gue­rra Mun­dial.

Los re­pe­ti­dos sal­tos de hu­mor de Trump no lo­gra­ron opa­car la con­me­mo­ra­ción del cen­te­na­rio del fi­nal de la con­tien­da, que cul­mi­na­rá hoy con una ce­re­mo­nia de ho­me­na­je en el Ar­co del Triun­fo en pre­sen­cia de más de 70 je­fes de Es­ta­do y de go­bierno, en­tre ellos, Vla­di­mir Pu­tin, An­ge­la Mer­kel, The­re­sa May y Re­cep Tay­yip Er­do­gan, y nu­me­ro­sas per­so­na­li­da­des ex­tran­je­ras.

La tor­men­to­sa vi­si­ta de Trump em­pe­zó ape­nas el avión Air For­ce One ate­rri­zó en el ae­ro­puer­to de Orly an­te­ano­che. An­tes de que se abrie­ran las puer­tas del avión, el je­fe de la Ca­sa Blan­ca dis­pa­ró una an­da­na­da de tuits, en los que ca­li­fi­có de “in­sul­tan­te” el pro­yec­to de Ma­cron de crear un ejér­ci­to eu­ro­peo “pa­ra de­fen­der­se de Chi­na, Ru­sia e, in­clu­so, de Es­ta­dos Uni­dos”.

“¡Eu­ro­pa de­be­ría preo­cu­par­se de pa­gar su par­te equi­ta­ti­va de la OTAN, que Es­ta­dos Uni­dos sub­ven­cio­na enor­me­men­te!”, es­cri­bió, al alu­dir a una de sus ma­yo­res ob­se­sio­nes des­de que lle­gó al po­der.

Du­ran­te la en­tre­vis­ta tê­te-à-tê­te con Ma­cron, ce­le­bra­da ayer en el Pa­la­cio del Elí­seo, el pre­si­den­te fran­cés di­si­pó el ma­len­ten­di­do ex­pli­cán­do­le –di­plo­má­ti­ca­men­te– que ha­bía con­fun­di­do dos de­cla­ra­cio­nes. En la pri­me­ra, Ma­cron pro­pi­cia­ba la crea­ción de un ejér­ci­to eu­ro­peo. En otra fra­se de la mis­ma en­tre­vis­ta ex­pre­sa­ba su in­quie­tud por la de­ci­sión nor­te­ame­ri­ca­na de re­ti­rar­se del acuer­do nu­clear INF, fir­ma­do con Mos­cú, lo que de­ja­ba a Eu­ro­pa par­ti­cu­lar­men­te in­de­fen­sa fren­te a “Chi­na, Ru­sia e, in­clu­so, Es­ta­dos Uni­dos”.

En­se­gui­da, am­bos coin­ci­die­ron

do­nald trump pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano “Que­re­mos ayu­dar a Eu­ro­pa, pe­ro la con­tri­bu­ción tie­ne que ser jus­ta. De­be­mos re­par­tir­nos me­jor la car­ga den­tro de la OTAN. Has­ta aho­ra, la car­ga re­ca­yó en gran me­di­da en EE.UU.”

Can­ce­la­ción

Por la tar­de, Trump de­bía vi­si­tar el cam­po de ba­ta­lla de Be­lleau y el ce­men­te­rio es­ta­dou­ni­den­se ad­ya­cen­te, a unos 100 ki­ló­me­tros de Pa­rís. Pe­ro desis­tió al ar­gu­men­tar las con­di­cio­nes in­cle­men­tes del tiem­po. La de­ci­sión, con­si­de­ra­da una “fal­ta de res­pe­to” a la me­mo­ria de los caí­dos en la Pri­me­ra Gue­rra, desató la ira de sus des­cen­dien­tes que se ha­bían des­pla­za­do has­ta ese pre­dio de 21 hec­tá­reas, con­si­de­ra­do la ma­yor ne­cró­po­lis mi­li­tar nor­te­ame­ri­ca­na en el ex­tran­je­ro. Allí hay 2288 tum­bas y 1060 me­mo­ria­les.

“Siem­pre hay una op­ción al mal tiem­po. Bien po­dría ha­ber he­cho el tra­yec­to en au­to en vez de que­dar­se a mi­rar te­le­vi­sión en su ho­tel”, di­jo un con­se­je­ro de Ba­rack Oba­ma, que pa­só ocho años or­ga­ni­zan­do los des­pla­za­mien­tos del ex­pre­si­den­te nor­te­ame­ri­cano.

Su ac­ti­tud tu­vo al­go de po­si­ti­vo. Por­que la ve­det­te de esa par­te de la con­me­mo­ra­ción fue fi­nal­men­te el pri­mer mi­nis­tro ca­na­dien­se, Jus­tin Tru­deau, que re­co­rrió el ce­men­te­rio de­di­ca­do a los sol­da­dos de su país caí­dos en ese lu­gar du­ran­te la ofen­si­va de la Mar­ne, en ma­yo de 1918.

A la mis­ma ho­ra, en una ce­re­mo­nia pro­fun­da­men­te emo­ti­va, Ma­cron y la can­ci­ller ale­ma­na, An­ge­la Mer­kel, vi­si­ta­ron el va­gón don­de se fir­mó el ar­mis­ti­cio que pu­so fin a la Pri­me­ra Gue­rra, ubi­ca­do en un cla­ro del bos­que de Com­pièg­ne, 90 ki­ló­me­tros al nor­te de Pa­rís.

Fue la “pri­me­ra vez des­de 1945” que un pre­si­den­te fran­cés y un je­fe de go­bierno ale­mán se reunían en ese lu­gar car­ga­do de sim­bo­lis­mo.

Hoy, los ac­tos cen­tra­les del cen­te­na­rio del ar­mis­ti­cio de 1918 en el Ar­co de Triun­fo de Pa­rís se rea­li­za­rán en me­dio de un im­pre­sio­nan­te dis­po­si­ti­vo de se­gu­ri­dad, que mo­vi­li­za­rá a más de 10.000 po­li­cías y gen­dar­mes, dro­nes, he­li­cóp­te­ros y otros me­dios de in­ter­ven­ción rá­pi­da. en que Eu­ro­pa de­be in­cre­men­tar su ca­pa­ci­dad de de­fen­sa. Pe­ro aun así sub­sis­ten di­ver­gen­cias, ya que Ma­cron pre­fie­re po­ner el acento en la in­de­pen­den­cia del Vie­jo Con­ti­nen­te, mien­tras que Trump es par­ti­da­rio de au­men­tar el apor­te fi­nan­cie­ro de Eu­ro­pa a la de­fen­sa co­mún y el re­fuer­zo de sus ca­pa­ci­da­des mi­li­ta­res. Lue­go, el mag­na­te y su es­po­sa, Me­la­nia, com­par­tie­ron un almuerzo en el Elí­seo con Em­ma­nuel y Bri­git­te Ma­cron.

Reuters

Trump y Ma­cron, ayer, du­ran­te su en­cuen­tro en el Pa­la­cio del Elí­seo

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.