El la­do os­cu­ro de la An­tár­ti­da

La Voz del Interior - Número Cero - - Columna - do­rosz@la­voz­de­lin­te­rior.com ar DEMIAN OROSZ

Un via­je ha­cia lo blan­co, el de­seo de que apa­rez­ca el amor, li­vian­dad, vien­to, que le cuen­ten sus sue­ños los que duer­men y vi­ven en el fin del mun­do. Adria­na Les­ti­do se em­bar­có ha­cia la An­tár­ti­da con emo­cio­nes y ex­pec­ta­ti­vas pre­fi­gu­ra­das por lo que mu­chos ima­gi­nan si pien­san en el con­ti­nen­te blan­co: un co­mien­zo in­con­ta­mi­na­do, un pai­sa­je en el que el ojo de­be­ría per­der­se en la au­sen­cia de colores, ai­re de una pu­re­za su­pre­ma, al­mas cur­ti­das y po­ten­cia­das por el hie­lo.

Lo que en­con­tró fue una “An­tár­ti­da ne­gra”. Un sue­lo vol­cá­ni­co don­de la nie­ve no du­ra na­da, se de­rri­te y de­ja ver una are­na os­cu­ra. Un des­tino im­pre­vis­to que se lla­ma Is­la De­cep­ción.

La fo­tó­gra­fa ar­gen­ti­na, maes­tra del re­tra­to y los ins­tan­tes que van al hue­so de los víncu­los hu­ma­nos, fa­mo­sa por sus se­ries Mu­je­res pre­sas y Ma­dres e hi­jas así co­mo por la an­to­lo­gía de más de 30 años de tra­ba­jo Lo que se ve, par­tió ha­cia la An­tár­ti­da a co­mien­zos de 2012, em­bar­ca­da en un via­je que le per­mi­tie­ra sa­cu­dir­se ru­ti­nas y ob­te­ner vi­ven­cias for­ti­fi­can­tes. Jun­tar la ex­pe­di­ción al de­sier­to he­la­do, el desafío fí­si­co, con ex­pe­rien­cias in­te­rio­res. Tam­bién bus­ca­ba, sien­do quien es, vi­sio­nes, imá­ge­nes.

Al ca­bo de 40 días y sus no­ches en esa tie­rra de na­die en­tre la de­ses­pe­ra­ción y el en­cuen­tro con uno mis­mo, un vue­lo en Hér­cu­les, el desafío a la pa­cien­cia de un barco ru­so que na­ve­ga en­tre tém­pa­nos a pa­so de hom­bre, ce­nas a las sie­te de la tar­de, subidas y tre­pa­das por frá­gi­les es­ca­le­ri­tas de so­ga, un frío de mo­rir­se, zo­nas prohi­bi­das y pa­seos sus­pen­di­dos, Les­ti­do vol­vió con ma­te­rial de so­bra pa­ra un li­bro de ca­si 100 fo­tos al que le pu­so An­tár­ti­da ne­gra (Ca­pi­tal In­te­lec­tual). La mis­ma poe­sía so­bria y la au­sen­cia de efec­tis­mo de sus fo­tos marca el pa­so de las ano­ta­cio­nes de An­tár­ti­da ne­gra. Los dia­rios, la bi­tá­co­ra de esa aven­tu­ra ac­ci­den­ta­da, lle­na de tro­pie­zos, ra­tos de mal hu­mor y tiem­po muer­to cor­ta­do por epi­so­dios de ver­da­de­ra ilu­mi­na­ción vi­tal.

La mi­nu­cia, el re­gis­tro do­més­ti­co y el abis­mo exis­ten­cial es­tán en pie de igual­dad en los dia­rios. To­da una lec­ción so­bre có­mo con­tar el día a día cuan­do los an­he­los de in­ten­si­dad y los es­pe­ra­dos shocks de ex­pe­rien­cia no son exac­ta­men­te los desea­dos.

Guia­da por ti­ra­das del I Ching y el man­da­to de hon­rar el pre­sen­te, de te­ner al ins­tan­te co­mo me­ta, la fo­tó­gra­fa al­ter­na la preo­cu­pa­ción por es­tar con los ga­tos que de­jó en su ca­sa, o el per­sis­ten­te la­men­to por una fu­ga de gas cu­yo arre­glo que­dó pen­dien­te, con las re­la­cio­nes amo­ro­sas en­ca­lla­das o hun­di­das, las ga­nas de abra­zar y pe­dir­les per­dón a los vie­jos o el de­ta­lle de las ma­ra­vi­llas que pe­se a to­do van apa­re­cien­do. Las re­ve­la­cio­nes pue­den ve­nir de las vis­tas co­mo de pai­sa­je lu­nar en una An­tár­ti­da que se nie­ga a mos­trar­se blan­ca, de la fau­na sal­va­je que in­ter­pe­la la pre­sen­cia hu­ma­na en un lu­gar don­de los hom­bres y las mu­je­res de­be­rían pe­re­cer de so­le­dad o de las cu­che­tas con col­cho­nes sin sá­ba­nas en una is­la de nom­bre exis­ten­cia­lis­ta.

Hay fue­go ba­jo el hie­lo, ano­ta Les­ti­do en la en­tra­da del 28 de fe­bre­ro de 2012, re­cién lle­ga­da a De­cep­ción (¡el des­tino que su­plan­ta a la an­he­la­da Bahía Es­pe­ran­za!), una is­la con forma de he­rra­du­ra que es la par­te vi­si­ble de un vol­cán cu­yo crá­ter es­tá su­mer­gi­do en el agua.

La nie­ve (¿la men­te en blan­co?) es la gran au­sen­te a lo lar­go de ca­si to­do el pe­ri­plo, pe­ro un pu­ña­do de yer­ba y unos ma­tes en el bal­cón don­de el mun­do se aca­ba pue­den ser un milagro. Una chis­pa. Una pregunta co­mo la que con­tie­ne el poe­ma de Ray­mond Car­ver que se men­cio­na al fi­nal: ¿y con­se­guis­te lo que que­rías de es­ta vi­da?

Is­la De­cep­ción. El li­bro “An­tár­ti­da ne­gra. Los dia­rios”, edi­ta­do por Tus­quets, in­te­gra la co­lec­ción Ra­ra Avis que di­ri­ge y pro­lo­ga Juan Forn.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.