Co­ci­nar con gra­ti­tud

Por amor, de­jó res­tau­ran­tes con es­tre­llas Mi­che­lin y se afin­có en Ba­ri­lo­che, don­de ma­ne­ja la co­ci­na del gas­tro­pub Ma­nush.

La Voz del Interior - Rumbos - - GUSTOS -

Ta­ke Ada­chi (38) co­ci­na­ba pla­tos ita­lia­nos y fran­ce­ses en los más pres­ti­gio­sos res­tau­ran­tes eu­ro­peos, de esos que se lu­cen con es­tre­llas Mi­che­lin, has­ta que en una de aque­llas co­ci­nas, en pleno aje­treo de ollas y cu­cha­ro­nes, co­no­ció a la que se­ría su gran amor, Le­ti­cia Gar­cía. Y to­do cam­bió.

¿De­jas­te el pres­ti­gio de los res­tau­ran­tes eu­ro­peos por amor? Por amor y por sue­ños. Con Le­ti nos co­no­ci­mos co­ci­nan­do en Lon­dres. Ella ha­ce pos­tres in­creí­bles y so­ña­ba con abrir un lo­cal en Ba­ri­lo­che jun­to a su her­mano Mar­tín, maes­tro cer­ve­ce­ro y crea­dor de las cer­ve­zas Ma­nush. Me ani­mé, pe­ro que­ría acom­pa­ñar­los co­ci­nan­do co­sas ri­cas, no pa­pas fri­tas, co­mo se usa en las cer­ve­ce­rías de acá.

¿Y có­mo fue ese em­pe­zar de ce­ro, en 2011, en Ba­ri­lo­che?

El pri­mer año fue du­rí­si­mo, an­tes de co­ci­nar hu­bo que ar­mar el lo­cal y pin­tar si­llas. Ade­más, no po­día co­mu­ni­car­me bien con na­die.

Te es­pe­cia­li­zas­te en gas­tro­no­mía de Ita­lia y Fran­cia, pe­ro acá tus pla­tos tie­nen otra im­pron­ta. Quie­ro ha­cer al­go pa­ta­gó­ni­co pa­ra dis­fru­tar con la me­jor cer­ve­za. En Ma­nush ofre­ce­mos ham­bur­gue­sas y ta­blas, pe­ro tam­bién lan­gos­ti­nos al aji­llo, curry ve­ge­ta­riano, ca­zue­la de po­llo fri­ca­sé con pue­rros, cer­do bra­sea­do con hon­gos, tru­cha en sal­sa de al­ca­pa­rras... Y aho­ra es­toy ex­plo­ran­do unos ro­lli­tos de pa­pel de arroz con en­sa­la­da, ver­deo y ci­lan­tro pa­ra ve­ge­ta­ria­nos.

To­do muy gus­to­so. Tus ham­bur­gue­sas se han ga­na­do su fa­ma. Las ha­go co­mo al­bón­di­gas: pi­mien­ta, ajo, el sa­bor dul­zón de la cebolla, pe­ro bus­can­do su pun­to en la coc­ción, sin azú­car. ¡Y pan brio­che! ¿Cuál es tu má­xi­ma al co­ci­nar? Ha­cer co­mi­da ri­ca con lo que hay, me ha­ce mal des­per­di­ciar ali­men­tos. En Ja­pón, an­tes po­ner­nos a co­mer, de­ci­mos una pa­la­bra, un con­cep­to, que ex­pre­sa gra­ti­tud: ita­da­ki­ma­su. Se di­ce pa­ra agra­de­cer a quie­nes par­ti­ci­pa­ron del pro­ce­so, des­de la co­se­cha o la pes­ca has­ta tu me­sa; pe­ro tam­bién pa­ra agra­de­cer a la co­mi­da mis­ma, a esa plan­ta o ani­mal que dio su vi­da, su esen­cia, pa­ra que nos ali­men­te­mos. •

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.