PLAN­TAS SA­LU­DA­BLES

Los Andes - Rumbos - - GUSTOS -

Jar­dín li­bre de hor­mi­gas

Una bue­na ma­ne­ra de evi­tar que ata­quen nues­tras plan­tas, so­bre to­do los bro­tes tier­nos, es co­lo­car ce­ni­zas de ma­de­ra en los al­re­de­do­res de los can­te­ros

o en de­rre­dor de las raí­ces. Tam­bién, se pue­de apli­car un pes­ti­ci­da na­tu­ral: mez­clar agua y vi­na­gre de al­cohol en par­tes igua­les y pul­ve­ri­zar el área.

Lo que ma­ta es la hu­me­dad

Si no­ta­mos que una pla­ga de mos­qui­tos pe­que­ños so­bre­vue­la nues­tras plan­tas, a no alar­mar­se: no re­sul­tan una ame­na­za pa­ra ellas, pe­ro sí nos in­di­can que hay hu­me­dad en la zo­na de­bi­do al ex­ce­so de rie­go. En ese ca­so, te­ne­mos que de­jar que la tie­rra se se­que y con­tro­lar la fre­cuen­cia con la que re­ga­mos.

Fas­hion emer­gency pa­ra el cés­ped

Pa­ra man­te­ner im­pe­ca­ble el man­to ver­de del jar­dín, lo ideal es cor­tar­lo con la téc­ni­ca del tro­za­do, es de­cir, cor­tar­lo en di­fe­ren­tes di­rec­cio­nes en ca­da po­da; es­to sir­ve pa­ra que la raíz no siem­pre se apo­ye en la mis­ma di­rec­ción. Si va­mos a sem­brar­lo aho­ra, de­be­mos re­gar ca­da 2 o 3 días, has­ta que mi­da unos 2 cm y, lue­go, re­gu­lar la do­sis de agua.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.