Mi­cro aho­rros In­ver­sio­nes re­co­men­da­das

Los es­pe­cia­lis­tas des­cri­ben el es­ce­na­rio eco­nó­mi­co pa­ra 2019 y des­ta­can cin­co for­mas de pro­te­ger los in­gre­sos y ge­ne­rar al­gu­nas ga­nan­cias.

Los Andes - - Economía - San­dra Con­te scon­[email protected]­san­des.com.ar

El 2019 se pre­sen­ta co­mo un año prác­ti­ca­men­te “in­des­ci­fra­ble” des­de el pun­to de vis­ta eco­nó­mi­co y el mie­do a per­der ca­pi­tal siem­pre es­tá pre­sen­te. Los es­pe­cia­lis­tas ex­pli­can qué ha­cer an­te ca­da es­ce­na­rio.

Aprin­ci­pios de 2018, la in­fla­ción es­ti­ma­da pa­ra to­do el año era de 15%, pe­ro ter­mi­nó ron­dan­do el 50%. El dó­lar du­pli­có su va­lor en el trans­cur­so de esos 12 me­ses y la suba más im­por­tan­te se dio en dos sal­tos, en ma­yo y en agos­to. De ahí que sea com­pren­si­ble la in­cer­ti­dum­bre so­bre qué pue­de lle­gar a ocu­rrir con la eco­no­mía en 2019, cuan­do ade­más ha­brá elec­cio­nes pre­si­den­cia­les. Es­ta desa­zón in­clu­ye a quie­nes tie­nen un pe­que­ño mon­to aho­rra­do y quie­ren ha­cer lo po­si­ble pa­ra res­guar­dar­lo de los vai­ve­nes.

La in­fla­ción es­pe­ra­da has­ta di­ciem­bre, de acuer­do al úl­ti­mo Re­le­va­mien­to de Ex­pec­ta­ti­vas de Mer­ca­do, que se pue­de con­sul­tar en la pá­gi­na del Ban­co Cen­tral de la Re­pú­bli­ca Ar­gen­ti­na, es de 28,7%. Sin em­bar­go, es­te mis­mo aná­li­sis arro­jó un 19,4% en enero de 2018. Por otra par­te, la suba de pre­cios que es­ti­mó el go­bierno en el pre­su­pues­to na­cio­nal 2019 es de 23%.

En cuan­to al dó­lar, has­ta mar­zo -aun­que es pro­ba­ble que se ex­tien­da la me­di­da- es­tá vi­gen­te la zo­na de no in­ter­ven­ción, o ban­da, que es­ta­ble­ce un lí­mi­te su­pe­rior y uno in­fe­rior, den­tro de los cua­les la co­ti­za­ción pue­de mo­ver­se li­bre­men­te. Cuan­do cae por de­ba­jo del me­nor, el Ban­co Cen­tral sa­le a com­prar dó­la­res pa­ra que el va­lor de la mo­ne­da es­ta­dou­ni­den­se suba y cuan­do se ubi­ca por en­ci­ma del mayor, la en­ti­dad ven­de di­vi­sas pa­ra ha­cer que la di­vi­sa ba­je.

El pi­so es­tá hoy en $ 37,43 y el te­cho en $ 48,43, pe­ro co­mo la ban­da cam­bia­ria es­ta­ble­ce un 0,06% de in­cre­men­to dia­rio de am­bos lí­mi­tes, el 31 de mar­zo - que es has­ta cuan­do se ex­tien­de por el mo­men­to la re­gu­la­ción- la fran­ja es­ta­rá de­li­mi­ta­da por $ 39,39 y $ 50,97. Pe­ro los años en que se eli­ge pre­si­den­te sue­len fa­vo­re­cer el res­guar­do en la mo­ne­da es­ta­dou­ni­den­se, lo que po­dría ha­cer que tre­pe la co­ti­za­ción.

An­te es­te di­fu­so es­ce­na­rio, a quie­nes han lo­gra­do sos­te­ner un pe­que­ño aho­rro les pue­de sur­gir la pregunta de qué pue­den ha­cer pa­ra pro­te­ger­lo en 2019 y, de ser po­si­ble, lo­grar que crez­ca pa­ra com­pe­tir­le o ga­nar­le a la in­fla­ción. Las dos op­cio­nes que los eco­no­mis­tas coin­ci­den en re­co­men­dar a quie­nes tie­nen me­nos de 100 mil pe­sos, es de­cir los pe­que­ños aho­rris­tas, son el dó­lar y el pla­zo fi­jo en pe­sos. O, aún me­jor, una com­bi­na­ción de am­bos.

“Los años elec­to­ra­les son muy di­fí­ci­les, lo cual nos da una pri­me­ra pau­ta de que uno de­be­ría, en pri­mer lu­gar, di­ver­si­fi­car ries­gos. Des­pués, que sean in­ver­sio­nes de cor­to tiem­po, sal­vo que uno ten­ga un pro­yec­to y sea una in­ver­sión pro­duc­ti­va, más que es­pe­cu­la­ti­va o fi­nan­cie­ra”, ex­pre­só el eco­no­mis­ta Raúl Mer­cau.

Por otra par­te, los es­pe­cia­lis­tas ad­vier­ten que es im­por­tan­te te­ner en cuen­ta no só­lo el mon­to aho­rra­do, sino cuál es el des­tino. Si se es­tá pen­san­do en ad­qui­rir un in­mue­ble, lo más con­ve­nien­te es op­tar por dó­la­res. Tam­bién, si se tie­ne ese di­ne­ro pa­ra una po­si­ble emer­gen­cia, ya que se pue­de cam­biar de in­me­dia­to, mien­tras los pla­zos fi­jos tie­nen una fe­cha de ven­ci­mien­to. Otras op­cio­nes de in­ver­sión, co­mo los fon­dos co­mu­nes o bo­nos, sue­len re­que­rir del ase­so­ra­mien­to de un eje­cu­ti­vo ban­ca­rio o un ope­ra­dor de bol­sa.

1 PLA­ZO FI­JO EN PE­SOS.

El eco­no­mis­ta Pa­blo Sal­va­dor con­si­de­ró que la op­ción más con­ve­nien­te pa­ra mi­cro aho­rris­tas es el pla­zo fi­jo, ya que los ban­cos pri­va­dos es­tán ofre­cien­do una ta­sa de in­te­rés de en­tre el 45 y el 50% anual, cuan­do se es­pe­ra que la in­fla­ción se ubi­que en­tre el 25 y el 30% - aun­que acla­ró que po­dría ocu­rrir al­go que lle­ve a su­pe­rar es­te por­cen­ta­je.

De to­dos mo­dos, re­sal­tó que hay que te­ner en cuen­ta que los pla­zos fi­jos han em­pe­za­do a pa­gar im­pues­tos cuan­do los in­tere­ses ga­na­dos en un año por es­ta in­ver­sión -a la que se de­ben su­mar las otras que se ten­gan, co­mo Le­tes- ex­ce­den los 67 mil pe­sos. Es de­cir, que si se man­tie­nen las ta­sas ac­tua­les, cuan­do el di­ne­ro en el ban­co lle­ga a los 150 mil pe­sos, se em­pie­za a tri­bu­tar un 5% de las ga­nan­cias por so­bre ese lí­mi­te (no del ca­pi­tal).

Al­go si­mi­lar se pue­de lo­grar, agre­gó Sal­va­dor, con el pla­zo fi­jo en UVAs, ya que la ta­sa su­pera la in­fla­ción en unos pun­tos, por­que se ajus­ta por el CER (Coe­fi­cien­te de Es­ta­bi­li­za­ción de Re­fe­ren­cia). Sin em­bar­go, en es­ta ca­so se tri­bu­ta el 15% de los in­tere­ses, tam­bién por so­bre los $ 67 mil de ga­nan­cia, y hay que de­jar el di­ne­ro in­mo­vi­li­za­do por 90 días co­mo mí­ni­mo, por lo que se tra­ta de una in­ver­sión de me­diano pla­zo.

2 DÓ­LAR.

Jo­sé Var­gas, de la Con­sul­to­ra Eva­le­cuon, coin­ci­dió en afir­mar que los pe­que­ños y me­dia­nos aho­rris­tas -de has­ta 100 mil pe­sos en el pri­mer ca­so y has­ta 500 mil en el se­gun­do- de­be­rían re­par­tir un 50% en pla­zo fi­jo en pe­sos, pa­ra apro­ve­char las al­tas ta­sas, y la mi­tad res­tan­te en dó­la­res. Es que aun­que la co­ti­za­ción se man­tie­ne cer­ca de $ 39, con lo que es­tá por de­trás de la in­fla­ción, es es­pe­ra­ble que es­to cam­bie.

En es­te sen­ti­do, in­di­có que va a ser un “año elec­cio­na­rio bas­tan­te vo­lá­til, con mu­cha in­cer­ti­dum­bre” y es pro­ba­ble que, cuan­do se apro­xi­me el mo­men­to de ir a las ur­nas, la co­ti­za­ción pe­gue un sal­to. Mer­cau ex­pli­có que en es­te mo­men­to el dó­lar es­tá ba­ra­to, ro­zan­do el pi­so de la ban­da, por lo cual po­dría ser una opor­tu­ni­dad pa­ra ate­so­rar es­ta di­vi­sa, si se si­gue la ló­gi­ca de que se de­be in­ten­tar com­prar ba­ra­to pa­ra ven­der ca­ro. De to­dos mo­dos, se­ña­ló que la tran­qui­li­dad de la mo­ne­da es­ta­dou­ni­den­se responde a que se es­tán li­qui­dan­do ex­por­ta­cio­nes y los bi­lle­tes verdes es­tán vol­vien­do, con cau­te­la, a los paí­ses emer­gen­tes, pe­ro es un es­ce­na­rio de cor­to pla­zo.

“¿Qué va a pa­sar con el dó­lar? Di­fí­cil sa­ber­lo”, re­co­no­ce Pa­blo Sal­va­dor pa­ra se­ña­lar que, al pa­re­cer, la co­ti­za­ción va a ir acom­pa­ñan­do la in­fla­ción. De ahí que la to­me co­mo una op­ción pa­ra res­guar­dar el aho­rro, pe­ro no pa­ra mul­ti­pli­car­lo.

3 MER­CA­DO DE CA­PI­TA­LES.

Lean­dro Fi­sa­not­ti, ge­ren­te de Desa­rro­llo del Mer­ca­do Ar­gen­tino de Va­lo­res, se­ña­ló que 2019 va a ser un año bas­tan­te vo­lá­til y ofre­ció dis­tin­tas al­ter­na­ti­vas pa­ra los pe­que­ños aho­rris­tas, se­gún res­pon­dan a un per­fil con­ser­va­dor, in­ter­me­dio o agre­si­vo.

Pa­ra quie­nes son más con­ser­va­do­res su­gi­rió que op­ten por Le­tes o un AO20 y una pe­que­ña par­ti­ci­pa­ción de AY24, que es un bono que ven­ce en 2024 pe­ro em­pie­za a amor­ti­zar en ma­yo, pa­ga un 20% del ca­pi­tal y es­tá te­nien­do un buen ren­di­mien­to. Tam­bién con­si­de­ró que se de­be te­ner un 25 a 30% de par­ti­ci­pa­ción de la car­te­ra en mo­ne­da lo­cal, pe­ro en ren­ta fi­ja -no en ac­cio­nes, por­que van a es­tar mar­ca­das por la vo­la­ti­li­dad- y que los che­ques de pa­go di­fe­ri­do son una op­ción in­tere­san­te en es­te sen­ti­do, ya que tie­nen un buen per­fil cre­di­ti­cio y ta­sas por en­ci­ma del 50%.

Pa­ra un in­ver­sor in­ter­me­dio, es­ti­mó que se po­dría apro­ve­char los ren­di­mien­tos que es­tán te­nien­do bo­nos co­mo AY24, Dis­count o Par en dó­la­res e in­clu­so to­mar un po­co de tí­tu­los ar­gen­ti­nos, ya que hoy tie­nen un di­fe­ren­cial a fa­vor del in­ver­sor y si bien en el úl­ti­mo tri­mes­tre de 2018 se em­pe­zó a ha­blar de re­es­truc­tu­ra­ción de la deu­da, Fi­sa­not­ti re­sal­tó que se re­no­vó el 100% en la úl­ti­ma li­ci­ta­ción de Le­tes y el pa­no­ra­ma de fi­nan­cia­mien­to no pa­re­ce­ría ser tan com­ple­jo.

Quie­nes tie­nen un per­fil más agre­si­vo po­drían to­mar al­gu­nas ac­cio­nes, pe­ro re­co­men­dó in­cli­nar­se por aque­llas vin­cu­la­das a los sec­to­res más di­ná­mi­cos, co­mo agro y ener­gía; que ten­gan un com­po­nen­te de mer­ca­do ex­terno y no de­ma­sia­da ex­po­si­ción a deu­da en dó­la­res; pe­ro so­bre to­do, que mues­tren

una buena com­pa­ti­bi­li­dad en­tre sus flu­jos y pa­si­vos en re­la­ción a mo­ne­da.

Otra po­si­bi­li­dad en es­ta lí­nea, en es­pe­cial pa­ra quie­nes tie­nen un mon­to re­du­ci­do, es el fon­do co­mún de in­ver­sión, que per­mi­te di­ver­si­fi­car co­mo si se tu­vie­ra ac­cio­nes en dis­tin­tas com­pa­ñías. Mer­cau plan­teó que pue­de di­vi­dir­se un ter­cio en pla­zo fi­jo, un ter­cio en dó­lar y otro más en es­ta he­rra­mien­ta.

4 ORO.

El eco­no­mis­ta Da­niel Ga­rro, de Va­lue In­ter­na­tio­nal Group, opi­nó que el con­tex­to in­ter­na­cio­nal va ca­mino a una re­ce­sión en 2020 o 2021, por lo que las ac­cio­nes van a es­tar vo­lá­ti­les. Por eso, plan­teó que lo ideal es man­te­ner­se lí­qui­dos y si bien el dó­lar irá au­men­tan­do en el me­diano pla­zo, in­di­có que lo me­jor es com­prar oro.

Pa­ra ha­cer­lo, ex­pli­có que se pue­den ad­qui­rir di­rec­ta­men­te

jo­yas en las jo­ye­rías o lin­go­tes por me­dio de ope­ra­do­res lo­ca­les. Tam­bién es po­si­ble com­prar por In­ter­net mo­ne­das de oro - co­mo el águi­la de USA o el Kru­ge­rrand de Mé­xi­co-, aun­que hay una de­mo­ra de has­ta 6 me­ses por la al­ta de­man­da. En cam­bio, des­acon­se­jó los ín­di­ces de oro, ya que son con­tra­tos y es­tán so­bre­ven­di­dos.

5 MER­CA­DE­RÍA.

Raúl Mer­cau opi­nó que otro mo­do de res­guar­dar el di­ne­ro del im­pac­to de la in­fla­ción pa­ra el pe­que­ño aho­rris­ta es in­ver­tir en mer­ca­de­ría. Pa­ra ello es ne­ce­sa­rio pla­ni­fi­car los fu­tu­ros con­su­mos de pro­duc­tos no pe­re­ce­de­ros y lue­go ir a un su­per­mer­ca­do ma­yo­ris­ta pa­ra ha­cer­se con un stock de lo que se uti­li­za­rá en los pró­xi­mos me­ses. Aquí la ven­ta­ja pue­de ser do­ble si se ob­tie­ne un des­cuen­to por com­prar por can­ti­dad (bul­to o pa­que­te).

ARCHIVO / LOS AN­DES

IN­CER­TI­DUM­BRE. Los pe­sos “que­man” en el bol­si­llo, pe­ro hay múl­ti­ples op­cio­nes pa­ra di­fe­ren­tes cla­ses de in­ver­so­res.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.