QUIL­MES A PUN­TO DE ZAFAR

Gra­cias a la je­rar­quía de Lean­dro Gon­zá­lez, el Cer­ve­ce­ro ga­nó un jue­go cla­ve en Ra­fae­la, que­dó cerca de la sal­va­ción y has­ta sueña con el G8.

Olé - - PAGINA DELANTERA - POR SE­BAS­TIÁN DÍAZ s di az@ ole.com.ar

SI QAC SU­MA UN PUN­TO AN­TE BO­CA UNIDOS, ZA­FA SE­GU­RO.

Cuán­tos ma­ti­ces de li­ga li­sér­gi­ca tie­ne la B Na­cio­nal. Pa­ra fil­mar una pe­lí­cu­la y lle­var­la a re­co­rrer el mun­do. Y no co­mo mues­tra de buen fút­bol (ca­si na­da tan ale­ja­do), pe­ro sí tal vez co­mo el me­jor tor­neo li­cua­do­ra de la his­to­ria de es­te de­por­te. Un cam­peo­na­to tan emo­ti­vo e inen­ten­di­ble que, por ejem­plo, quien pin­ta­ba pa­ra sa­car chapa de can­di­da­to y des­fi­lar ha­cia Pri­me­ra, en un pu­ña­do de fe­chas des­pil­fa­rró los po­ro­tos y has­ta po­dría que­dar­se afue­ra del Re­du­ci­do. Es el ca­so de Atlé­ti­co de Ra­fae­la, re­pre­sen­tan­te má­xi­mo de lo que pue­de ge­ne­rar la de­pre­sión en un equi­po. Ab­sor­bi­dos por los ner­vios, los san­ta­fe­si­nos si­guen sin po­ner­le un pun­to a su de­cli­ve y ni con el cam­bio de téc­ni­co (va­le re­cor­dar que du­ran­te la se­ma­na lo fue­ron a Lu­cas Bo­va­glio y asu­mió Bot­ta­niz) lo­gró arre­glar sus líos. Del otro la­do del qui­lom­bo, Quil­mes pa­só de la de­ses­pe­ra­ción por el nu­do que apre­ta­ba su gar­gan­ta, en un es­ta­do ca­si de con­mo­ción por lo cerca que es­ta­ba la chan­ce de des­cen­der a la B Me­tro, a es­tar un pa­si­to de ase­gu­rar su con­ti­nui­dad en la ca­te­go­ría y, por qué no, ilu­sio­nar­se con in­gre­sar al G8. To­má Spiel­berg, lle­va­te es­te guión y ga­na­te otro Os­car...

Y si de ca­te­go­ría se tra­ta, lo de Lean­dro Gon­zá­lez es pa­ra me­jor pa­pel pro­ta­gó­ni­co. Lle­gó al Cer­ve­ce­ro pa­ra afron­tar el se­gun­do se­mes­tre y, gra­cias a sus go­les y a su je­rar­quía (le que­da chi­ca la BN), se es­tá con­vir­tien­do en la ca­ra de la sal­va­ción de los del Sur. Ayer con­vir­tió dos tan­tos co­rri­gien­do las fa­len­cias pa­ra de­fi­nir de sus com­pa­ñe­ros y le per­mi­tió a la vi­si­ta lle­var­se por se­gun­da vez en su his­to­ria los tres po­ro­tos de Ra­fae­la (la an­te­rior fue el 4-2 del con­jun­to di­ri­gi­do por Sa­va, en Pri­me­ra). Pri­me­ro con un

ca­be­za­zo que re­pa­ró los mano a mano fa­lla­dos dos ve­ces por Ca­de­naz­zi (bue­na pa­red con Ila­rre­gui), y lue­go ase­gu­ró la vic­to­ria, se­gun­dos des­pués de que Nouet ma­lo­gra­ra un pe­nal.

Así, Quil­mes que­dó a só­lo un pun­to de se­guir en la BN (en la pró­xi­ma, en­fren­ta­rá a Bo­ca Unidos y que­da­rá li­bre en la úl­ti­ma) pe­ro tam­bién a un po­ro­to de la zo­na de Re­du­ci­do. Quién te di­ce, Cer­ve­ce­ro, que tan­to su­fri­mien­to no pue­de trans­for­mar­se en ilu­sión. Y por­que los opues­tos se atraen, La Cre­ma, que has­ta ha­ce un par de se­ma­nas li­de­ra­ba el cam­peo­na­to, hoy tie­ne a los del Sur a só­lo un em­pa­te de dis­tan­cia. Y es que el me­jor tor­neo del mun­do es co­mo una se­rie re­tor­ci­da: si te per­dés dos ca­pí­tu­los, no en­ten­dés más na­da. Po­cho­cle­ra...

GON­ZÁ­LEZ, EL 7 BRA­VO DE LOS DEL SUR, ABRA­ZA A ÁL­VA­REZ PA­RA FES­TE­JAR. CA­DE­NAZ­ZI CON­SUE­LA A NOUET, QUE HA­BÍA FA­LLA­DO UN PE­NAL.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.