El círcu­lo ro­jo te­nía ra­zón

Perfil Cordoba - - Ideas - FE­LI­PE FRYDMAN*

im­pues­tos. Es­tas ex­pli­ca­cio­nes sir­ven pa­ra en­con­trar un pe­ca­dor y mu­cho me­jor si es­tá afue­ra.

El des­dén por las crí­ti­cas po­dría ex­pli­car­se por el con­ven­ci­mien­to en el rum­bo iden­ti­fi­ca­ble con una con­cep­ción dog­má­ti­ca que cul­pa a la reali­dad por no adap­tar­se al pen­sa­mien­to. Si uno pien­sa que el au­men­to de las ta­sas de in­te­rés pro­vo­ca la ba­ja de la in­fla­ción es inevi­ta­ble in­sis­tir con él mé­di­ca­men­te ca­da vez en do­sis ma­yo­res a pe­sar de las re­sis­ten­cia y com­pli­ca­cio­nes del pa­cien­te.

La li­ber­tad del mer­ca­do cam­bia­rio for­ma par­te del mis­mo es­que­ma. El in­gre­so de ca­pi­ta­les in­dis­cri­mi­na­dos pro­vo­có la re­va­lua­ción del pe­so con el des­alien­to del sec­tor ex­por­ta­dor, la des­pro­tec­ción del mer­ca­do in­terno y el au­men­to de las im­por­ta­cio­nes. Pe­ro tam­bién hu­bo una ma­yor ne­ce­si­dad de re­cur­sos ex­ter­nos pa­ra sol­ven­tar los gas­tos pre­su­pues­ta­rios en pe­sos agra­van­do la de­pen­den­cia ex­ter­na. Es­tos te­mas fue­ron plan­tea­dos en nu­me­ro­sas opor­tu­ni­da­des, pe­ro nun­ca en­con­tra­ron eco con la ex­cu­sa de mos­trar fir­me­za des­alen­tan­do to­do ti­po de dis­cre­pan­cias ba­jo el ries­go de des­pi­do sin in­dem­ni­za­ción.

El mi­nis­tro Aran­gu­ren fue cla­ro cuan­do afir­mó que no exis­tían con­di­cio­nes en el país pa­ra re­pa­triar sus aho­rros. Mien­tras el pre­si­den­te Ma­cri re­co­rría los fo­ros in­ter­na­cio­na­les en­tre­vis­tán­do­se con los prin­ci­pa­les lí­de­res mun­dia­les, y el mi­nis­tro Ca­bre­ra aus­pi­cia­ba se­mi­na­rios con cons­pi­cuos re­pre­sen­tan­tes del sec­tor pri­va­do y aca­dé­mi­cos, y or­ga­ni­za­ba su Agen­cia de In­ver­sio­nes un re­pre­sen­tan­te del Po­der Eje­cu­ti­vo a car­go de uno de los sec­to­res es­tra­té­gi­cos, de­ja­ba tras­cen­der su fal­ta de con­fian­za so­bre la sus­ten­ta­bi­li­dad del pro­yec­to. Los he­chos ter­mi­na­ron por dar­le la ra­zón.

El triun­fo del pre­si­den­te Ma­cri fue bien re­ci­bi­do en Eu­ro­pa y Es­ta­dos Uni­dos por las po­si­bi­li­da­des de sos­te­ner un diá­lo­go no con­fron­ta­ti­vo des­pués de una lar­ga dé­ca­da de des­en­cuen­tros. El Go­bierno con­tri­bu­yó con la so­lu­ción de los con­flic­tos ju­di­cia­les en EE.UU. y en el Cen­tro In­ter­na­cio­nal de Arre­glo de Di­fe­ren­cias Re­la­ti­vas a In­ver­sio­nes (Cia­di) in­clu­yen­do la rea­per­tu­ra de las ne­go­cia­cio­nes con la Unión Eu­ro­pea pa­ra un Acuer­do de Li­bre Co­mer­cio y la pre­sen­ta­ción de la so­li­ci­tud a la Or­ga­ni­za­ción pa­ra la Coope­ra­ción y el De­sa­rro­llo Eco­nó­mi­cos (OECD). La ex­pe­rien­cia mues­tra que la em­pa­tía per­so­nal no es si­nó­ni­mo de con­ce­sio­nes a ni­vel in­ter­na­cio­nal. Ni los man­da­ta­rios in­flu­yen so­bre las de­ci­sio­nes de las em­pre­sas ni tam­po­co es­tán dis­pues­tos a sa­cri­fi­car los in­tere­ses de sus elec­to­res pa­ra sa­tis­fa­cer a un tercer país.

El de­mo­ni­za­do círcu­lo ro­jo qui­zás no sir­va pa­ra ga­nar elec­cio­nes por su ve­tus­ta mi­ra­da so­bre las re­des so­cia­les, pe­ro tam­bién es cier­to que es­tos me­ses han mos­tra­do que las téc­ni­cas pa­ra in­ter­pre­tar las en­cues­tas y ga­nar elec­cio­nes tam­po­co son su­fi­cien­tes pa­ra en­con­trar so­lu­cio­nes a los pro­ble­mas rea­les, y cons­ti­tu­yen en reali­dad una vi­sión efí­me­ra o lí­qui­da de la so­cie­dad.

PREN­SA HCDN

IMPOSICION. La ley de tras­plan­te sa­lió ca­si en si­len­cio, ca­ren­te de in­for­ma­ción y de de­ba­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina

© PressReader. All rights reserved.