Perfil Cordoba

Científico­s de la UNC evalúan el estado de los diques provincial­es

- A. B.

Un grupo de profesiona­les de la Facultad de Ciencias Exactas Físicas y Naturales se encuentra estudiando la seguridad de las grandes presas de la provincia de Córdoba construida­s durante la primera mitad del siglo 20.

El estudio se lleva a cabo algunos días después del sismo cuyo origen se dio en San Juan y en el marco de un mes caracteriz­ado por fuertes lluvias e inundacion­es.

El objetivo del estudio es proteger a las ciudades y comunidade­s que se construyen en las cercanías de las presas hídricas. Por ese motivo se evalúa si las presas se adecuan a los estándares actuales de seguridad sísmica para este tipo de estructura­s.

El trabajo se encuadra en un convenio llevado a cabo entre la Facultad de Ciencias Exactas Físicas y Naturales (FCEFyN) y la Administra­ción Provincial de Recursos Hídricos (APRHI).

En una primera etapa que acaba de finalizar, el grupo de profesiona­les realizó la evaluación de la presa de Embalse y ya se encuentra abordando el dique de Cruz del Eje. El convenio incluye estudios en los seis principale­s diques de la provincia y se espera que los próximos en ser evaluados sean el San Roque, Los Molinos, La Quebrada (Río Ceballos) y La Viña (Traslasier­ra).

“A finales de 2019 empezamos a hablar de estos temas, estos diques son estructura­s antiguas que no tienen problemas evidentes, más allá de algunas cuestiones puntuales”, explicó Federico Pinto, representa­nte de la FCEFyN. “Faltaba hacer una evaluación con base en los márgenes de seguridad actuales. Hace un tiempo que esto se venía analizando y así fue. Nos vinculamos con la Provincia y allí concretamo­s este estudio que comenzó con el embalse de Río Tercero”, agregó el profesiona­l que a pesar de algunas pautas de confidenci­alidad pudo comentar que el primer estudio encontró a la presa sin problemas de importanci­a.

Respecto a la incidencia que pudo tener la última actividad sísmica en las presas, Pinto comentó que estos diques están preparados para soportar temblores de mucha mayor intensidad.

Por su parte el ingeniero Ricardo José Rocca, profesor emérito de la Facultad y experto en sismología, comentó

que las presas se controlan cada cinco años y que los plazos de control dependen del comportami­ento.

“Normalment­e las presas se verifican bajo distintos escenarios y se toman eventos extremos como sismos. Las construcci­ones normales se construyen como para soportar un sismo que ocurre en promedio cada 475 años. Es un tipo de calificaci­ón para este tipo de construcci­ones. En el caso de un dique, la

ventana de tiempo es mucho mayor. Normalment­e lo que hacemos es tomar el sismo máximo que puede producirse en 10.000 años y que la estructura no se va a romper. Puede llegar a tener algún daño, pero no va a afectar a poblacione­s, no va a matar”, agregó Rocca. “Estas son las calificaci­ones que tienen estas presas, preparadas para soportar sismos de una magnitud muy grande”, completó.

 ?? CEDOC PERFIL ?? CONTROLES. El embalse de Río Tercero fue el primero en ser evaluado.
CEDOC PERFIL CONTROLES. El embalse de Río Tercero fue el primero en ser evaluado.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Argentina